Orrego en busca de la gobernación: se reúne con Tohá y llena su agenda de bilaterales con otros partidos

Reposición de la imagen de la Virgen María en la parte alta del frontis de la Catedral Metropolitana

05.12.2014 - CLAUDIO ORREGO LARRAIN - INTENDENTE - REGION METROPOLITANA - CAROLINA TOHA MORALES - ALCALDESA - ALBERTO UNDURRAGA VICUA - MINISTRO DE OBRAS PUBLICAS - CEREMONIA - FRONTIS - CATEDRAL METROPOLITANA - Santiago - PUBLICADA - 05 Diciembre del 2014 / Santiago El Intendente de la Regin Metropolitana, Claudio Orrego (i), junto a la alcaldesa de Santiago, Carolina Toh y el ministro de Obras Pblicas, Alberto Undurraga (d), observan, durante la ceremonia de reposicin de la imagen de la Virgen Mara en la parte alta del frontis de la Catedral Metropolitana. FOTO: MARIBEL FORNEROD/AGENCIAUNO Claudio Orrego, Carolina Toh y Alberto Undurraga - Santiago - Chile - Maribel Fornerod - Maribel Fornerod

La ex acaldesa PPD conversó la semana pasada con el ex intendente DC, quien está agendando encuentros con parlamentarios y dirigentes por Santiago de otros colectivos opositores. Pero aún le falta para asegurar sin sobresaltos una candidatura única: el PPD quiere insistir con Francisco Vidal y el PC quiere postular a Claudia Pascual.




Una de las versiones que describe la reunión que tuvieron hace aproximadamente una semana Claudio Orrego (DC) y la ex alcaldesa de Santiago Carolina Tohá (PPD) habla, como pasa en estos casos, de que solo conversaron sobre "algo social". Pero quienes se han enterado de esta bilateral -que habría ocurrido en territorio neutral- en la órbita opositora no pueden pasarla por alto. Es otro dato más a tener en cuenta en la maratón que el ex intendente está corriendo con tal de 'tejer y tejer lealtades', como comenta un allegado suyo, con miras a su meta de convertirse en el candidato único de la oposición para la gobernación metropolitana.

Las elecciones son en octubre del próximo año, y a fines del próximo mes se comenzará a encender con la casi segura renuncia de la intendenta Karla Rubilar (ex RN), obligada por ley si quiere postular.

Tohá y Orrego se conocen bien. Alcanzaron a coincidir en sus respectivos cargos -ella estuvo al mando de la comuna entre el 2012 yel 2016, y él de la región entre el 2014 y el 2018- y son prácticamente de la misma generación, aunque sean de distintos partidos.  La cita llamó la atención porque se dio justo cuando, en paralelo, el PPD busca convencer al ex ministro Francisco Vidal para que también compita para gobernador. Además, el PC tiene sus fichas en la ex secretaria de Estado Claudia Pascual, lo que terminaría de configurar una eventual primaria.

La oposición, valga recordarlo, debe llegar con un único o única postulante, ya que la elección de gobernadores es uninominal y cualquier otro escenario podría entregarle el cargo en bandeja de plata a la derecha.

En vista de eso, Orrego ha invertido estas últimas semanas en armar y reforzar redes dentro y fuera de la DC, que ya se cuadró con él en esta vuelta. Fuad Chahin, su presidente, ya lo ha ungido, y  suele reunirse con el diputado Gabriel Silber (Cerrillos, Colina, Estación Central, Lampa), con quien desayunó la semana pasada. Cuenta además con el respaldo de alcaldes falangistas como Carolina Leitao (Peñalolén) y Claudio Castro (Renca). Y claro, cuenta también con aliados como los ex ministros Jorge BurgosAlberto Undurraga -a él y al ex intendente los apodaban en su día los paquete de velas, por su gusto por las camisas celeste oscuro-, y el diputado Jaime Pilowsky.

Pero lo que más le importa es extender sus líneas de abastecimiento en el resto de la oposición, pensando en lograr la candidatura única. Orrego -cuentan sus amigos- busca sumar más encuentros además del que sostuvo con Tohá, sin exclusiones. Hace un par de meses se reunió con el diputado frenteamplista Gonzalo Winter (Santiago, Providencia, Ñuñoa) a conversar sobre temas de vivienda y otros. También espera conversar con el alcalde comunista de Recoleta Daniel Jadue.

Otros parlamentarios frentamplistas aún no se reúnen con él, pero dicen que gustosos lo harán.

Ya tiene amistad y harta sintonía con el ex vicepresidente socialista y alcalde de Independencia, Gonzalo Durán. Justamente esa comuna fue sede de un encuentro que Orrego encabezó el pasado 14 de agosto en el viejo bar y chichería Las Pipas de Einstein, junto a ex gobernadores, seremis, jefes de servicio, asesores y ex colaboradores suyos. En ese grupo hay militantes y dirigentes regionales del PPD y del PS que le profesan apoyo y lealtad... pero que por el momento no pueden demostrar demasiado entusiasmo y afecto en público. No es por un problema con el aspirante: es porque los otros partidos opositores tampoco pueden regalar señales o gestos de respaldo mientras no se decida el asunto de las candidaturas.

Una pista fue lo que ocurrió luego de que hace algunas semanas Orrego se reuniera con Durán y otros dos alcaldes, el radical Mauro Tamayo (Cerro Navia) y Carmen Gloria Fernández (Quinta Normal). Para evitar complicaciones, el PS que gobierna Independencia le dijo a sus colegas que han de compartir futuros encuentros con otros interesados, como la PC Claudia Pascual, y que quieren dejar claro que conversarán con "todos los candidatos posibles" para fomentar la unidad del bloque. De hecho, cuentan que hace poco Francisco Vidal visitó esa comuna y le pidió a Durán que lo acompañara en una actividad, cosa que éste hizo.

No olvidando que la oposición no puede dividirse a dos o más bandas en la elección de gobernadores, Orrego tiene tres opciones. El desde, ir a primarias con los otros postulantes, alternativa que para el resto es útil si quieren ganar presencia para después competir en las parlamentarias del 2021. La otra, es que opere el viejo pacto por omisión: el resto de la oposición le despeja la pista a la DC en Santiago, a cambio de que ésta devuelva la mano en una o dos regiones. El hasta: que sea candidato único sin primarias, ni concursos ni sorteos.

La complicación obvia es que ese guión irá de la mano con la relación bipolar que la DC y el resto del bloque (especialmente el PS, para qué decir el Frente Amplio y el PC) tratan de llevar en el Congreso, donde una semana se unen contra el gobierno y a la siguiente el partido de Chahin hace un pacto con La Moneda e indigna al resto.

Por lo pronto ya circulan voces fuera de la DC que asumen que, si Orrego se dispara en las encuestas, hay que reconocerle ese derecho. Pero no tan gratis, claro.

Por ahora, y ante la cita con Carolina Tohá,  el senador PPD por Santiago Guido Girardi dice que "es legítimo" que Orrego y otros "conversen con todas y con todas, también es muy importante garantizar que esto se resuelva de manera participativa". Y advierte que "Claudio tiene muchos méritos, pero también está Francisco Vidal por el PPD; ex ministro, ex subsecretario, ex concejal, y si él tomara la decisión, sería uan gran carta". Sobre el mecanismo, recalca que prefiere el "más participativo y ciudadano posible".

Comenta