Alta dispersión en proyecciones del mercado para el Imacec de abril, tras cifras de actividad sectorial

Mercado vuelve a subir las expectativas de inflación para mayo y eleva apuesta por nuevas alzas en la tasa de interés

Las estimaciones de los analistas fluctúan mayoritariamente entre 8,5% y 5,4%, aunque el pronóstico del economista de Libertad y Desarrollo, Tomás Flores, se escapa de ese rango situándose muy por debajo: espera un crecimiento de sólo 2,4% en el cuarto mes de año.


Las cifras de actividad sectorial muestran ya un menor dinamismo. La producción manufacturera anotó en abril un aumento interanual de 1,7%, principalmente debido al incremento en la fabricación de sustancias y productos químicos. Sin embargo, el dato fue menor a las estimaciones del mercado que esperaba un crecimiento de 1,9%. Por su parte, el Índice de Producción de Electricidad, Gas y Agua (IPEGA) creció 0,9%, debido a que dos de las tres actividades que lo componen aumentaron, en especial la electricidad. Y el Índice de Producción Minera fue el que determinó el resultado, al descender 10,6%. El comercio, en tanto, tuvo un aumento de 12,6%

Con esas cifras sobre la mesa, los economistas comenzaron a sacar sus cálculos sobre el crecimiento que tendrá la economía en abril: las proyecciones de los analistas fluctúan mayoritariamente entre 8,5% y 5,4%, aunque el pronóstico del economista de Libertad y Desarrollo, Tomás Flores, se escapa de ese rango situándose muy por debajo: espera un crecimiento de sólo 2,4%. Donde sí hay coincidencia es respecto a que el consumo sigue liderando el crecimiento de la actividad.

En marzo, el Imacec fue de 6,4% y con ello, el primer trimestre cerró con un crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de 7,2%.

En la parte alta de las expectativas, se ubica el economista jefe de STF Capital, Sergio Godoy, quien proyecta un 8,5%. “Claramente los sectores relacionados con el consumo privado, como comercio y servicios, están impulsando la economía debido a su resiliencia, mientras que los sectores relacionados con la inversión, especialmente minería, se están desacelerando más fuertemente”.

Un poco más atrás se sitúa la economista jefa de Tanner, Claudia Sotz, quien prevé un 7,9%, mientras que en Banchile entregan un rango de proyección que va entre 7,5% y 6,5%.

Priscila Robledo, economista en Fintual proyecta un 7,6%, en comparación con el mismo periodo del año pasado. “Vemos que el sector industrial decepcionaría en el mes, mientras que la fortaleza de la minería que vimos en marzo no se mantendría hacia adelante ya que estaría relacionada con una inversión excepcional”, dice. Y agrega que “tanto el sector comercio como los sectores ligados a él han experimentado una desaceleración y podemos esperar que esta tendencia siga por el resto del año, producto a un poder de compra afectado por la alta inflación y mayores tasas de interés”.

Martina Ogaz, de EuroAmerica, espera un crecimiento de 6,7%. “Luego de las Cuentas Nacionales y las cifras sectoriales de abril reafirmamos nuestra expectativa de una actividad económica local impulsada principalmente por el comercio, y lo mismo por el lado del gasto, donde consumo sigue mostrando cifras positivas”.

No obstante, añade que “por el lado contrario, minería ha sufrido un fuerte revés estos últimos meses ante la menor inversión e incertidumbre que aqueja a este sector en particular, lo que mantendrá la desaceleración de este sector”. Inversiones Security proyecta 6,5%, misma estimación que entrega el académico de la Universidad de Chile, Alejandro Alarcón.

Pavel Castillo, gerente comercial de Corpa, menciona que “en abril esperamos ver un crecimiento de 5,4%, con una demanda que sigue paulatinamente a la baja. El comercio sigue siendo el sector que más dinamismo le entrega a la economía con un crecimiento del 12,6%, destacando el comercio minorista y automóviles”.

Flores, por su parte, explica que su baja proyección se basa en que “la construcción muestra señales de desaceleración tanto por actividad como por empleos creados”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

El estrés puede generar efectos negativos en el organismo como envejecimiento prematuro y enfermedades crónicas, fomentando una mala calidad de vida.