Estudio muestra que el coronavirus se puede propagar por más de un kilómetro al aire libre

Foto: Agencia Uno

La investigación asegura que el aire exterior puede no diluir las partículas del virus, y que por el contrario, dependiendo de las condiciones climatológicas, avanzar hasta dos kilómetros.




Una investigación publicada encabezada por la U. de San Antonio (EE.UU.) concluyó que áreas al aire libre pueden no ser tan seguras como se pensó en un principio para proteger contra el coronavirus.

El estudio fue realizado por Kiran Bhaganagar, profesora asociado de ingeniería mecánica de esta universidad. Para desarrollar sus hallazgos, Bhaganagar utilizó datos disponibles de uno de las zonas con más casos de coronavirus en EE.UU.: Nueva York.

Kiran Bhaganagar

Según Bhaganagar, este es el primer estudio que mide la propagación del coronavirus en condiciones al aire libre. Hasta ahora, existía suficiente evidencia de que los aerosoles propagan el virus en lugares cerrados.

ara realizar su investigación, Bhaganagar obtuvo datos meteorológicos detallados en la ciudad de Nueva York entre marzo y abril de 2020, con los que creó modelos altamente precisos que muestran la probable propagación del virus bajo varios ciertos patrones climáticos.

Utilizando estos modelos informáticos, creó una simulación en tiempo real y de alta fidelidad de una persona expulsando el virus a la atmósfera al toser. Cuando la persona tose o estornuda, se liberan al aire gotitas respiratorias que contienen partículas infecciosas. Las simulaciones encontraron que combinaciones de ciertas condiciones climáticas favorecen la propagación del virus.

Bhaganagar descubrió que las condiciones ventosas, por ejemplo, hicieron poco para propagar las gotas de coronavirus; de hecho, esa condición climática hizo que las gotas de aerosol se dispersaran más rápido.

Foto: Reuters

En cambio, las pruebas mostraron que la combinación de temperaturas del aire más cálidas o moderadamente frías, con una velocidad del viento baja y una turbulencia débil, aumenta la cantidad de tiempo que el virus puede estar en el aire antes de dispersarse en el aire, hasta 30 minutos en muchos casos.

En condiciones de poco viento, Bhaganagar descubrió que las partículas de aerosol del coronavirus pueden extenderse de 1 a 2 kilómetros.

Dependiendo de la hora del día y dependiendo de la dirección del viento, la dirección de propagación fue hacia Massachusetts, hacia Nueva Jersey o hacia el sur de Nueva York.

Coronavirus se puede propagar como un incendio forestal

Bhaganagar dijo que es muy probable que las condiciones al aire libre también contribuyan a la propagación del coronavirus, similar a un incendio forestal, en el área metropolitana de Nueva York durante la primavera de 2020.

“Este trabajo es una prueba más de que el aire exterior no puede diluir las partículas del virus, y existe una fuerte evidencia de que la propagación espacial entre los estados está relacionada con la transmisión aérea”, dijo Bhaganagar.

Con base en la distancia que el aerosol del coronavirus puede propagarse al aire libre, Bhaganagar dice que su estudio sugiere que en el exterior de uno o dos metros puede no ser una distancia social adecuada para protegerse del virus. Agregó que el uso de mascarillas y otros medios de protección contra virus en áreas al aire libre son precauciones adicionales a considerar para protegerse del Covid-19.

El estudio completo de Bhaganagar fue publicado en Environmental Research, Science Direct , el 17 de septiembre.

El siguiente video muestra una de simulaciones realizada por Bhaganagar en Nueva York, que muestran cómo el virus puede avanzar un par de kilómetros por el aire libre.

Muestra los kilómetros que avanzan los aerosoles del coronavirus de una persona que tosió después de 20 minutos.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.