Obligado por la justicia, San Marcos se disculpa con el primer jugador despedido por las normas Covid

San Marcos de Arica ofreció disculpas públicas.

San Marcos de Arica ofreció disculpas públicas. (Foto: Agenciauno)

El club nortino da cumplimiento a la resolución judicial del 29 de enero que lo instaba a acciones reparatorias para limpiar la imagen del futbolista, a quien se le acusó de violar los protocolos para el control del coronavirus.


San Marcos de Arica se disculpa con Brian Torres, el jugador al que despidió en agosto del año pasado junto a dos compañeros. La medida obedecía a la presunta violación de los protocolos para el control del coronavirus. A Torres se le adjudicaba la participación en una fiesta. La justicia determinó que el despido de Torres era injustificado, condenó al club al pago de más de $ 10 millones por concepto de indemnización, además de otros actos de reparación, como una conferencia de prensa en la que se limpiara públicamente su imagen.

El presidente de los nortinos, Carlos Ferry, fue el encargado de ofrecer las excusas. “Por parte mía, le pido mis más sinceras disculpas públicas a Torres. Es una persona de bien, respetable”, manifestó el directo en una conferencia telemática a la que accedió El Deportivo. En el acto también participó el Sifup, representado por el secretario, Luis Marín, y por el abogado Alfonso Canales, uno de los profesionales que asumió la representación de Torres.

El fallo incluía otras obligaciones. El club debía informar a la ANFP, el ministerio del Deporte y el Sifup de que el despido del futbolista lo había realizado vulnerando el derecho a la honra del jugador y de manera injusta y sin fundamentos ciertos.

La palabra del Sifup

“Quiero dejar bien en claro que el jugador no infringió ningún acto relacionado con los protocolos del Covid, que no incurrió en indisciplina. En base a eso, esperamos que, de aquí en adelante, no se afecten más los derechos fundamentales de los jugadores. Lo que hemos hecho es defender lo defendible. Antes de esta demanda, nuestro abogado y nuestro presidente se contactaron con él para solucionar esta causa sin judicializar”, explicó Marín.

En ese plano, fue enfático respecto del estilo de la administración sindical frente a estos casos. “El jugador nunca salió. Nosotros nos hemos caracterizado por defender lo defendible. Nunca hemos defendido un acto de indisciplina. No podemos defender lo indefensible. Bryan es un jugador tranquilo. Usted puede acceder al informe. Se acompaña un informe sicológico. El despido fue mal hecho. Un juez no avalaría un acto de indisciplina ni nosotros tampoco.

El enojo ministerial

La situación en la que fue involucrado Torres desató una fuerte controversia. De hecho, la ministra del Deporte, Cecilia Pérez, reaccionó con dureza en contra de los jugadores, incluido el mediocampista, quien había sido cedido por Huachipato a la escuadra nortina.

En la oportunidad, la máxima autoridad del deporte chileno publicó dos enérgicos tuits. “Cuando entregamos el permiso único colectivo a los deportistas fuimos muy claros sobre la responsabilidad que conllevaba: Servía solo para movilizarse desde el hogar al lugar de entrenamiento asignado y viceversa”, manifestó Pérez. Y agregó: “Lo ocurrido con futbolistas de San Marcos de Arica es una falta de respeto a tantos deportistas que sí están cumpliendo las medidas sanitarias, y a muchos otros que anhelan retomar sus entrenamientos”. La última declaración estaba acompañada por la declaración pública que emitió el club para informar de la desvinculación definitiva de Torres y los otros involucrados: Brandon Muñoz y Nicolás Bascuñán.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.