Más de US$ 80.000 millones: Warren Buffett bate su récord de ganancias en 2019

Warren Buffett

Bloomberg

Berkshire Hathaway cerró el ejercicio con una caja de US$ 128.000 millones gracias al alza de acciones como Apple.


Berkshire Hathaway, la sociedad del multimillonario inversor Warren Buffett, reportó este sábado una caída del 23% en su beneficio operativo trimestral, sin embargo, el alza de acciones como Apple permitió al conglomerado romper su anterior récord de ganancias anuales y alcanzar los US$ 81.417 millones.

En su carta anual a los accionistas de Berkshire, Buffett defendió la inversión de su compañía en acciones, tras una sequía de cuatro años desde su última adquisición importante, estrategia que dejó en la caja del grupo US$ 128.000 millones en efectivo.

Berkshire aumentó las recompras de sus propias acciones, que se aproximaron a los 2.200 millones en el trimestre y totalizaron los 5.000 millones durante todo el año.

"Estoy encantado con el mayor compromiso de compartir las recompras", dijo Thomas Russo, socio de Gardner, Russo & Gardner, que invierte 13.000 millones de dólares, de los cuales el 13% está en Berkshire. "Puede ser una flecha muy grande en el carcaj de Berkshire aumentar el valor intrínseco por acción".

No obstante, aunque las unidades de ferrocarril BNSF y Berkshire Hathaway Energy mostraron una mejora, las operaciones de reaseguro pesaron en la operación resultados, y la aseguradora de automóviles Geico publicó un "rendimiento mediocre" a medida que los siniestros eclipsaron el crecimiento de las primas, según Cathy Seifert, analista de CFRA Research.

"La gran falla se dio en el frente de seguros, aunque la energía y los ferrocarriles fueron más fuertes", dijo Seifert. El analista sostuvo que será interesante ver el impacto del coronavirus en el tráfico de carga en el primer trimestre y en los meses siguientes. Las ganancias operativas del cuarto trimestre cayeron hasta los 4.420 millones.

Kraft Heinz

La compañía de Buffett no contabilizó su participación del 26,6% en Kraft Heinz, que está luchando por recuperarse de años de reducción de costos en medio de cambios en los gustos de los consumidores, aunque su valor de mercado está muy por debajo del coste de mantenimiento de 13.800 millones de dólares en el balance de Berkshire.

Los ingresos netos, que reflejan las ganancias de las acciones, totalizaron los US$ 29.160 millones, en comparación con la pérdida neta de US$ 25.390 millones del año anterior.

Para todo 2019, el ingreso neto de la compañía totalizó los 81.420 millones de dólares, superando el récord de 44.940 millones de 2017, cuando Berkshire se benefició de una tasa impositiva corporativa estadounidense más baja.

Buffett escribió que las compañías de las que Berkshire posee acciones están generando ganancias que son "notables bajo cualquier circunstancia", especialmente comparadas con la rentabilidad de los bonos.

Apple se disparó un 86% en 2019 y un 31% solo en el cuarto trimestre, dejando a Berkshire con una participación en la tecnológica de 73.700 millones de dólares al final del año.

Las acciones de Berkshire se quedaron rezagadas en 2019, con un aumento del 11%, por debajo del 31.5% del índice Standard & Poor's 500, incluidos los dividendos, lo que en parte refleja el arrastre de la participación en efectivo.

Críticas a directivos de compañías

En su carta, Buffett pidió a las corporaciones estadounidenses que hagan que los miembros de sus consejos de administración sean más responsables ante los accionistas, tal vez reduciéndoles el salario y obligándolos a comprar más acciones de la compañía para la cual trabajan.

Buffett, uno de los hombres más ricos del mundo, dijo que el pago por directores externos se ha "disparado" a niveles que podrían amenazar su independencia, llegando a veces a los 250.000 o 300.000 dólares por dos semanas de trabajo, mientras que los límites de edad "generosos" les garantizan una jubilación "fabulosa".

"Me siento mejor cuando los directores de nuestras compañías de cartera han tenido la experiencia de comprar acciones con sus ahorros, en lugar de simplemente haber sido beneficiarios de subvenciones", escribió Buffett.

Berkshire tiene más de 90 unidades operativas, como el ferrocarril BNSF, la aseguradora de automóviles Geico y el helado Dairy Queen.

Su propia junta de 14 personas no es un modelo de juventud, con seis directores, incluido Buffett (de 89 años), mayores de 70 años y tres de 90.

Y la influencia del voto de la mayoría de los directores de Berkshire es limitada porque Buffett, considerado uno los mayores inversores del mundo, controla casi un tercio del poder de voto a pesar de poseer solo un sexto de las acciones de la firma.

Aún así, ningún director de Berkshire recibió más de 7.300 dólares por su trabajo en la compañía en 2018, según muestra una presentación obligatoria por ley, aunque varios de ellos, incluidos Buffett y el cofundador de Microsoft, Bill Gates, son multimillonarios y pueden pagarlo.

Buffett también dijo que agregar mujeres a las juntas "sigue siendo un trabajo en progreso". Tres directores de Berkshire son mujeres.

Buffett dijo que ha sido director de 21 empresas que cotizan en bolsa, incluidas Coca-Cola Co, Kraft Heinz y Washington Post Co., y en todas menos dos "representaron una tenencia sustancial de acciones".

Fuera de Berkshire, el magnate ha renunciado a todos los cargos directivos que tenía, a fin de reducir su carga de trabajo.

Comenta