Miguel Mata, gerente general de Santander Chile: “Queremos ayudar a nuestros clientes a transitar hacia una economía verde”

Según el ejecutivo, en nuestro país se busca apuntar a compañías que sean líderes en temas de sustentabilidad en sus respectivas industrias y, así, desarrollar con fuerza una tendencia que crece cada vez más en el mundo.




El medioambiente, los aspectos sociales y el gobierno corporativo. Esos son los tres conceptos a los que apunta la tendencia denominada como ESG (Environmental, Social y Governance, por sus siglas en inglés), dentro de las estrategias de sustentabilidad de las empresas. Y el sector financiero no está ajeno. Especialmente en los últimos años, donde la importancia de temas como el cambio climático, la diversidad y una mayor preocupación por los stakeholders (grupos de interés) ha sido un aliciente para muchos inversionistas que miran, cada vez con mayor interés, las finanzas sostenibles.

Para hacerse una idea, el volumen global de financiamientos sustentables emitido durante 2019 fue de US$465.000 millones, lo cual incluye financiamientos ESG, verdes, y sociales, mostrando tasas de crecimiento de un 78%. Dentro de estos financiamientos, se espera que el mayor crecimiento venga por el lado de los créditos vinculados a criterios ESG (ESG-Linked Loans).

“A nivel de demanda de financiamientos sostenibles, los bancos e inversionistas han mostrado un interés creciente en invertir en compañías con buenos indicadores en variables ESG y en que dichas inversiones vayan a proyectos verdes o sociales”, comenta Miguel Mata, gerente general de Santander Chile, compañía que está enfocándose fuertemente en este ámbito.

¿Y cómo ha crecido la oferta de finanzas sostenibles?

- Se ha visto un fuerte aumento en este último año guiado por el interés de emisores y compañías de dar señales a los mercados de que sus estrategias de negocio incluyen proactivamente esfuerzos en los campos de sostenibilidad, preocupación por el medio ambiente y gobernanza.

¿Cuál debería ser la evolución hacia delante de esta tendencia?

- De un crecimiento fuerte. Hoy se ve un mercado más desarrollado en Europa, donde Banco Santander ha sido uno de los precursores y líderes. El interés de los emisores es creciente por conocer las formas de generar financiamiento que sean calificadas como sostenibles o ESG.

¿Pero cuánto más rentables pueden ser las inversiones ESG?

- Se espera que en el futuro las transacciones calificadas como “sostenibles” tengan un premio respecto de las que no lo son. Hoy el impacto se refleja más por el lado reputacional, que permite tanto a emisores como inversionistas o acreedores demostrar que la sostenibilidad es parte activa de sus estrategias de negocio. No obstante, son varios los estudios y amplia la evidencia que reafirma que las empresas que hacen de estas variables parte de sus objetivos suelen tener un mejor performance financiero y ser más resilientes en períodos de crisis. Reportes de Pacto Global de Naciones Unidas como la performance de índices asociados a ESG así lo confirman.

¿Qué porcentaje de las inversiones de Santander ya están bajo criterios ESG?

- Queremos ayudar a nuestros clientes a transitar hacia una economía verde. Por eso, Grupo Santander movilizará a nivel mundial 120.000 millones de euros entre 2019-2025 y 220.000 millones de euros entre 2019-2030. En préstamos corporativos, en el período de los últimos doce meses a julio de 2020, aproximadamente un 7% de los nuevos préstamos corporativos de mediano y largo plazo han sido en formato ESG. Este esfuerzo es parte de nuestro compromiso de desarrollar nuestro negocio de manera responsable con el medioambiente y el entorno.

¿Por ejemplo?

- Somos firmantes y fundadores de los Principios de Banca Responsable, un marco de acción para la industria, que nos permite responder a los Objetivos de Desarrollo Sostenible impulsados por las Naciones Unidas. Incluso, Santander es el banco más sostenible del mundo según el Dow Jones Sustainability Index, a la vez que también lidera el ranking local de bancos que integran este índice. Además, por tercer año consecutivo, Santander Chile está dentro de las 100 empresas con mejor puntaje en el ranking de Vigeo Eiris para mercados emergentes, lo que evidencia este trabajo, en el que siempre integramos factores medioambientales, sociales y de gobernanza en nuestra estrategia.

¿Qué oportunidades se abren bajo esta nueva área?

- Se abre un diálogo distinto con los clientes, con miras no solo a lo financiero, sino que también a la discusión de temas estratégicos de sustentabilidad que involucran a todos los stakeholders. En este contexto, en Santander aportamos valor con nuestra asesoría, gracias a que nos apalancamos en nuestra franquicia mediante equipos globales con los que discutimos muchas transacciones de este tipo y las novedades en cuanto a regulación, reporting, elegibilidad, entre otras cosas.

¿Qué inversiones, sectores o empresas cumplen con esos criterios en Chile? ¿Hacia dónde están apostando?

- Más que sectores o industrias particularmente aptas, lo que se busca es apuntar a compañías que sean líderes en temas de sustentabilidad en sus respectivas industrias. También se pretende potenciar este tipo de financiamiento en compañías que tengan un interés en mejorar o desarrollar algún Key Performance Indicator (“KPI”) relacionado a temas sociales, medioambientales y de gobierno corporativo. De todas formas, destacamos que la producción sostenible y la preocupación por el cambio climático sean requerimientos transversales para un número creciente de inversionistas a nivel global y en Chile, siendo un elemento diferenciador.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.