Alberto Muchnick, el transversal banquero de las grandes fortunas

muchnickok

Tiene una corredora de Bolsa en Miami y una administradora de fondos privados en Santiago. Maneja las fortunas de los principales empresarios de las comunidades palestina y judía en Chile.




Muy pocos chilenos tienen una corredora de valores en Estados Unidos. La familia Yarur con Bci, los Larraín con LarrainVial y Jaime de la Barra y Manuel Balbontín con CG Compass. Pero hay un cuarto que nunca ha generado ruido y que tiene una vasta trayectoria como banquero de inversión y asesor de los principales empresarios de las colonias palestina y judía en Chile. Su nombre es Alberto José Muchnick Mlynarz (60).

"Tito", como le apodan sus cercanos, tiene desde 2010 en Miami a la firma de corretaje de valores CGIS Securities LLC, de la cual es su chairman, que es regulada gubernamentalmente por la SEC y privadamente por Finra.

El emprender en EE.UU. no fue casual. Hizo una parte importante de su carrera en ese país, donde fue miembro del comité ejecutivo del HSBC Bank en Nueva York y director de la institución para Latinoamérica. Pero el paso profesional que más lo marcó fue la misión de haber abierto en los 80 en América Latina el Republic National Bank (RNB), del cual fue su CEO en Chile a los 26 años, luego estuvo a cargo de las operaciones del Cono Sur y más tarde tomó las riendas de toda la región por más de una década.

A inicios de los 80, este ingeniero comercial con especialización en administración de empresas de la Universidad de Chile y egresado del colegio Kent School en 1975, inició su carrera en el Banco Santiago y luego en la Química Härting, donde hizo su primera transacción grande, al ser el negociador de la venta del 50% de la compañía a la alemana Henkel. Pero su vida laboral se forjó cuando tenía 15 años, ayudando a las farmacias de su familia, llamadas Iberia, ubicadas en el centro de Santiago.

En 1986, el que a la postre llegó a ser el banquero privado más rico del planeta, según Forbes, Edmond Safra, buscó en Chile a un profesional que lo ayudara a agrandar su imperio en nuestro continente. Consultó dentro de la comunidad judía quién podría ser y llegó al nombre del joven Muchnick. "Safra lo contrató como una especie de mano derecha que abriera el RNB en Chile. Fue el niño regalón de Safra y no lo defraudó, porque 'Tito' se lució", relata un hombre del mundo de los negocios amigo de Muchnick.

En esa época, "Tito" comenzó a forjar una especial cercanía con gente de la colonia palestina y varias fuentes cercanas a él revelan que fue uno de los principales gestores del financiamiento del grupo que compró el Banco Osorno y AFP Provida, llamado "Las Diez Mezquitas". Este estaba compuesto por Álvaro Saieh -controlador de Copesa, empresa que edita PULSO y La Tercera-, Jorge y Álvaro Selume, la familia Abumohor, Espir Aguad, Juan Rafael Gutiérrez y Alejandro Kauak, entre otros.

Compañeros de universidad de Muchnick cuentan que sobresalía en "matemáticas, inversiones y negocios". En este último ámbito lo tildan como "muy ordenado y brillante". A su habilidad innata con los números y los negocios, sumada a sus buenas conexiones, hay que agregarle la confianza que suele inspirarles a sus  clientes.

"Él maneja plata de todos lados y le da confianza a todo el mundo", señala alguien que ha trabajado con él. Otro agrega que "muchas familias le confían a él sus dineros, porque es un hombre de mucho prestigio y gran consejero".

Por largos años ha sido un estrecho asesor y amigo de Juan Cúneo -el hombre de negocios a quien más admira, junto a Safra- y su familia, una de las controladoras de Falabella. De hecho, es accionista y vicepresidente del directorio de Inversiones Aguas Metropolitanas (IAM), donde los Cúneo tienen una participación relevante de la empresa. También ha sido director de la inmobiliaria Simonetti, Clínica Las Condes y de Laboratorios Maver.

Dentro de su red de amigos, cercanos y de empresarios a los cuales ha asesorado, están Alejandro Simonetti (socio de la inmobiliaria Simonetti), Arturo Majlis (socio del estudio de abogados Grasty Quintana Majlis & Cía., director de Embotelladora Andina, Laboratorios Maver y presidente de Orión Seguros Generales), Jorge Rosenblut (expresidente de Endesa y Enersis), Gabriel Zaliasnik (socio del estudio Albagli Zaliasnik Abogados), José María Eyzaguirre y Juan León (socios de Claro & Cía.), Fernando Alabala (socio del Laboratorio Maver), Marco Colodro (exdirector de TVN, Codelco y Telefónica), Rodrigo Hinzpeter (exministro del Interior y actual gerente legal de Quiñenco), Félix de Vicente (exministro de Economía y socio de FDV), Marcelo Tokman (exministro de Energía y expresidente de Enap), Mauricio Russo (socio de CasaIdeas), Eduardo y Daniel Avayú (socios de Indumotora), Ricardo Paz (socio de la inmobiliaria Paz), Hernán Budnik (socio de Budnik), Abraham y Ricardo Senerman (socios de Sencorp), Jacques Albagli (socio de Unifood) y Patricio Kreutzberger (hijo de "Don Francisco" y administrador del patrimonio familiar).

Juntando puntas

Distintos actores del mercado de capitales coinciden en señalar que Muchnick ofrece una amplia gama de asesorías financieras, pero destacan en especial su habilidad para juntar puntas, es decir, conectar a un empresario que necesite financiamiento privado, con un inversionista que pueda ofrecer dichos recursos a cambio de tasas atractivas y competitivas.

Es así como refinanció -vía LarrainVial- la deuda de Clínica Las Condes, a través de un bono bullet de alrededor de 2,5 millones de UF a 25 años, sin garantía. También fue el gestor de la emisión de bonos por US$ 65 millones que hizo la Inmobiliaria JYD SAC, ligada al Grupo Patio y a Eduardo Elberg con Ignacio del Río, para financiar un edificio en el distrito de San Isidro, en Lima, Perú.

En EE.UU. su corredora ofrece a sus clientes una gama completa de servicios de inversión tradicionales, como títulos accionarios, de renta fija, opciones, fondos mutuos, productos estructurados y también brinda oportunidades en activos alternativos.

El negocio de "broker dealer" del empresario chileno no se limita solamente a EE.UU. En Chile, hace 17 años fundó la empresa AMM Invest, que presta asesorías y soluciones financieras a clientes de alto patrimonio.

Con el tiempo, AMM -ubicada en el sector de Alonso de Córdova- amplió sus servicios y desde el año pasado que la sociedad está inscrita y supervisada por la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) como una administradora de fondos privados y se encuentra en proceso de ser una agencia de valores. El gerente general de la sociedad es Andrés Muchnick, hijo mayor de "Tito", quien trabaja a la par con María Francisca Tampier, quien ha liderado la empresa desde sus inicios. El primogénito también es director suplente de IAM.

La veta de los negocios la siguieron todos sus hijos. El segundo, Matías Muchnick, es el fundador de uno de los emprendimientos más destacados del último tiempo: The Not Company, la start up que gracias a un sofisticado algoritmo y a la inteligencia artificial crea productos tradicionales, como la mayonesa o la leche, a partir de ingredientes vegetales.

The Not Company comenzó con capital propio y en menos de dos años lograron levantar US$ 3 millones, principalmente de Kaszek Ventures (los fundadores de Mercado Libre) y de IndieBio, la aceleradora más importante de biotecnología de Silicon Valley. Pero la inyección de recursos más relevante llegó en marzo de este año, de la mano del fundador de Amazon y uno de los hombres más ricos del planeta, Jeff Bezos, quien, a través de Bezos Expeditions, The Craftory, Kaszek Ventures e IndieBio entregarán US$ 30 millones a NotCo para ayudar a financiar el desarrollo de nuevos productos y apoyar la expansión de la start up en mercados como México y EE.UU.

El menor de sus hijos, Tomás, trabaja en la firma consultora de diseño, innovación y transformación digital Idemax. Cercanos a él afirman que pronto espera especializarse en EE.UU. para emprender con un negocio propio .

Portafolio diversificado

Junto a su esposa, María del Pilar Cruz, Muchnick conformó Inmobiliaria e Inversiones Boquiñeni Limitada, vehículo que usa para invertir en SMU, el holding supermercadista controlado por la familia Saieh que tiene como estandarte a la marca Unimarc.

Además, es socio del banco Itaú, donde posee más del 1% de la entidad y ostenta el 1,8% de CorpGroup.

Es aportante del Fondo de Inversión Privado Social 2.0 de Ameris, donde también hay otros inversionistas, como Horacio Pavez, Carolina del Río, la familia Von Appen, Ben y Lucy Ana Walton. En filantropía, Muchnick y su familia destinan todos los años recursos al colegio de monjas Didascalio Santa María, en La Pintana.

Y más allá de los negocios, amigos de Muchnick señalan que es fanático de asistir a grandes eventos deportivos, como los mundiales de fútbol, copas América o los grand slams del tenis, como Wimbledon o Roland Garros.

Ahora está entusiasmando a su habitual grupo de amigos para ir al Mundial de Rugby que se realizará en Japón durante octubre.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.