Puente Cau Cau: informe lo califica de “irreparable” y descarta error de diseño

El documento fue encargado por el Fisco y es parte de la causa judicial que enfrenta con la constructora. Según el análisis, los costos asociados a la falla de la obra superarían los $ 5.468 millones.


Definir el futuro del Puente Cau Cau es una de las primeras decisiones que tendrá que enfrentar el nuevo gobierno en materia de obras públicas. La estructura permanece paralizada desde 2015 y ha enfrascado a la empresa constructora Azvi y al Fisco en una pelea judicial. Mientras la administración anterior insistía en que el puente tenía que ser desmantelado, la empresa argumenta que la obra puede ser reparada.

Un informe realizado por el perito Álvaro Peña sobre el Puente Cau Cau, entregado el 6 de marzo pasado, en el marco de la demanda que mantiene Azvi contra el Fisco en el 28º Juzgado Civil de Santiago, asegura que la estructura es “irreparable” y que hay fundamentos que sustentan la decisión del Ministerio de Obras Públicas (MOP) de dar término anticipado al contrato de construcción.

El informe, de 128 páginas, fue encargado por el Fisco a Peña, en su calidad de director de la Escuela de Ingeniería en Construcción de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, e incluye una serie de pruebas y conclusiones que apuntan a que existieron errores en los métodos constructivos y descarta que el diseño encargado por el MOP haya sido causa del colapso de la obra.
Conclusión de los peritajes

Una de las principales conclusiones que se desprenden del informe es que habrían existido errores constructivos de los tableros (ver extracto) y que las obras ejecutadas no cumplen los estándares exigidos por el MOP en la licitación.

Esto último, considerando evidencia como, por ejemplo, una “inadecuada materialidad de las piezas, que inducen una merma en la capacidad y resistencia de la estructura”.

Ante los errores constructivos, el informe asegura que el MOP tenía “fundamentos, amparados en el marco legal”, que sustentan la decisión de dar término anticipado al contrato de construcción del puente.

En cuanto al diseño, el documento señala que aunque la ingeniería del proyecto desarrollada por el MOP tiene falencias, esta “cumple con los estándares requeridos a nivel de estructura, pudiendo descartarse como causa del colapso y fallas en la obra”.

Por último, el informe asegura que la obra ha ocasionado perjuicios al Fisco que superan los $ 5.468 millones. Esto, considerando todos los gastos que se han generado desde el 24 de febrero de 2015, momento de la primera falla.

Reacciones

Desde el estudio del abogado Gabriel Cáceres, representante de Azvi, respondieron frente al informe que este “no sólo carece de la justificación técnica necesaria, sino que, además, sus conclusiones están en franca oposición con otros documentos aparejados legalmente al proceso; inclusive acompañados por la defensa fiscal. Por tal motivo, Azvi lo objetará y observará oportunamente”.

Además, aseguraron que el informe desconoce que el proyecto licitado “adolecía de graves errores de diseño, que fueron la causa de la falla acaecida el 24 de febrero de 2015, y que constituyen el motivo principal de que el MOP haya encargado un diseño completamente nuevo”.

Este último punto, aseguran, ha sido ratificado por el informe pericial realizado por la Universidad Técnica Federico Santa María, encargado por la empresa.

Por su parte, el alcalde de Valdivia, Omar Sabat, criticó que “en octubre un informe de Dictuc indicaba que el puente podía repararse, hoy nos encontramos con otro informe que dice lo contrario. Esta situación genera confusión en la ciudadanía y más incertidumbre de la que ya tenemos respecto del Puente Cau Cau”.

El edil añadió que “lo único que puedo pedir es que nos planteen una solución pronta y definitiva, la comunidad está cansada de explicaciones. Tenemos la esperanza de que el nuevo gobierno dé respuestas más concretas”.

Seguir leyendo