*
Deportes
Compartida
Actualizado el 17/02/2017
Estás leyendo:Ángelo Sagal: “Me echaron de Colo Colo por ser flaco y muy chico”

Ángelo Sagal: “Me echaron de Colo Colo por ser flaco y muy chico”

Autor: Carlos Campos, Talcahuano

El delantero fue apetecido por los grandes a comienzos de año, pero se mantuvo. El talquino no se rinde, sabe que es joven (23).

Ángelo Sagal: “Me echaron de Colo Colo por ser flaco y muy chico”
Foto: Esteban Paredes Drake / La Tercera

Es tímido Ángelo Sagal. Lejos de la irreverencia que muestra en la cancha, el delantero de Huachipato tiene un bajo perfil que no le impide soñar con seguir rompiendo redes y tener otra chance en la Roja. En el acero arrancó como lateral izquierdo en 2013, tras la partida de Nicolás Crovetto a Colo Colo. Con el paso del tiempo, pasó a ser atacante y uno de los principales protagonistas del campeonato nacional. Aunque el ariete de 23 años es humilde y no se siente gran figura. “Es un momento feliz el que vivo y se me ha dado la posibilidad de jugar mejor, pero hay muchos otros jugadores que sobresalen en el torneo. Mira a Paredes, donde juega lo hace bien. Sólo estoy tranquilo y con los pies en la tierra”, comentó.

La carrera de Angelo Sagal partió muy temprano en Rangers de Talca, club al que llegó tras jugar en Unión Independencia, equipo amateur de su ciudad, que lo recibió tras una de las grandes frustraciones del atacante en su juventud: “Tenía 13 años, jugaba de 10 o volante ofensivo y me fui a probar a Colo Colo, pero al final no se dio”.

¿Qué razón le dieron? ¿Por qué no quedó en Colo Colo?

Me tuvo el Pillo Vera y después el León Astengo, pero él me dijo que era chico y muy flaco y que no iba a quedar en el club. Estuve a una semana de quedarme, incluso Juan Gutiérrez me había pedido los papeles para el colegio. Estaba en una pensión que me puso Colo Colo.

¿Le dolió ser rechazado?

Obvio, mucho. Después me dijeron que me quedara entrenando una semana más, pero ya estaba en el terminal para irme a Talca. Mi papá me llamó diciéndome que aprovechara esa oportunidad, pero yo dije: ‘no, ya me dijeron que no; me voy’. Me dolió. De esa generación, hoy Juan Delgado está en España, Claudio Baeza sigue en Colo Colo y Jorge Troncoso está en UdeC. Quería quedarme en Colo Colo por ser un equipo grande y todo lo que significa, pero no bajé los brazos.

¿Es hincha de Colo Colo?

La verdad, cuando chico sí. Ahora me enfoco en el club donde estoy y no soy hincha de ningún club, sólo de Huachipato.

Como Alexis Sánchez, que dijo ser hincha de la U.

Ahora dice eso… Dijo que fue por su familia. A mí igual me guiaba mucho mi tío, que es hincha de Colo Colo.

Justamente Colo Colo y la U quisieron contar con usted antes del torneo.

Así salió en todos lados, pero yo estaba en China y le pedí a mi representante (Sergio Gioino) que no me dijera nunca nada. Sólo si estaba cien por ciento listo en algún club, debía conversarme. Prefería estar enfocado en la selección.

La U hizo una oferta concreta y la dirigencia de Huachipato estaba dispuesta a conversar.

Hasta ahí supe yo, que la oferta fue rechazada, pero era conversable. Eso sí, quedando una semana para el inicio del campeonato, pedí que no siguieran con las negociaciones. Quería sólo enfocarme en Huachipato.

Véjar, Martín Rodríguez y Vilches han tenido la oportunidad de partir a Santiago desde aquí. ¿Sentía que merecía la chance?

No estoy apresurado. Las cosas pasan por algo y se van a dar con el tiempo. Si no fue ahora, será después.

¿Cree que los grandes volverán a pelearse por usted otra vez a final de torneo?

Si lo hago bien, se fijarán en mí sí o sí. No hay ninguna fórmula para llegar a algún club. Debo seguir enfocado en Huachipato.

Es joven, tiene 23 años, ¿no le quita el sueño partir aún?

Obvio, uno piensa en Colo Colo o la U y es el sueño de cualquier jugador partir a un equipo grande. Me gustaría, pero de verdad ahora no quiero pensar en eso.

¿Siente que volverá a tener otra oportunidad en la selección?

Tengo que seguir por el mismo camino. Se me dio la oportunidad y lo hice de la mejor manera, pero no sirve de nada si bajo mi rendimiento en Huachipato. Debo mantener el nivel que me llevó a la selección adulta. La clave es seguir igual. No me esperaba el llamado, porque la nómina estaba hace mucho tiempo, pero dio frutos lo que hice en el torneo.

¿Qué pudo hablar con Pizzi?
Poco, la verdad. Se enfoca mucho en el trabajo, pero es más sociable con la gente que conoce desde hace más tiempo. Me trató de muy buena forma, eso sí, al igual que todos sus ayudantes.

Ahora le toca enfrentar justamente a la U, que lo quiso.

Tendrá un condimento especial jugar contra ellos, por la gran presión de su hinchada y porque son un grande. Debemos seguir jugando como venimos, ordenados atrás y haciendo daño en ofensiva. Fue una semana de muchos partidos, ante Temuco no se dieron los goles, pero ahora van a venir.

Ahora con Yeferson Soteldo, ¿mete miedo Huachipato a la U?

No sé, pienso que ellos se preocupan más de nuestro ataque colectivo que de las individualidades.

Comentarios
Cargar comentarios
Papel digital