El adiós de los parlamentarios que dejan el Congreso

La selfie de la bancada de los diputados salientes.

En una sesión diferente y emotiva, en la Cámara y el Senado, los legisladores que dejan su cargo el domingo pudieron despedirse.


Ayer fue un día especial en el Parlamento. Discursos de agradecimiento, abrazos y varios asesores que no pudieron contener la emoción en la despedida de los legisladores que dejan el Congreso a partir del 11 de marzo marcaron la jornada.

A partir de las 10.30, la Cámara de Diputados comenzó su sesión de clausura, donde 57 de los actuales miembros de la corporación pronunciaron sus últimas intervenciones, tanto los que decidieron no repostular, como los que no fueron reelectos o que ganaron un escaño en el Senado.

Todos agradecieron a sus familias, equipos de trabajo y compañeros. Varios también valoraron el desempeño realizado y otros resaltaron que la renovación política es importante.

“Me voy muy contenta por el trabajo de 12 años. Decidí no repostular, quiero ser consecuente: tengo la convicción de que a la democracia no le hace bien eternizar cargos”, dijo la diputada socialista Clemira Pacheco, quien se desempeñó durante tres periodos legislativos.

Por su parte, el futuro ministro de Vivienda y actual diputado RN, Cristián Monckeberg, dijo que como futuro secretario de Estado iba a tener las puertas abiertas para recibir ideas, sugerencias y críticas. Además, destacó su amistad con Osvaldo Andrade, “más allá de la postura que uno tiene”, y agradeció a la diputada Paulina Núñez, su actual pareja.

Entre lágrimas, la futura intendenta de la Región Metropolitana, Karla Rubilar, también se despidió de sus colegas. La parlamentaria independiente, además, repartió a todos los funcionarios del Congreso un prendedor que decía “nunca olvidaré mis 12 años en el Parlamento con ustedes, gracias por tanto cariño. ¡Hasta siempre!”.

Lo mismo ocurrió en la Cámara Alta a partir de las 17 horas. Uno a uno fueron hablando los senadores que dejan el Parlamento, entre ellos Hernán Larraín (UDI), quien se desempeñará como ministro de Justicia. Su par Iván Moreira le entregó una réplica de un premio Oscar. Esto, dado que dos de sus hijos son los productores de la película Una Mujer Fantástica.

También estuvo presente el independiente Antonio Horvath, quien por problemas de salud no repostuló a su cargo. “Agradezco haberlos conocido, haber hecho grandes amigos”, dijo, provocando aplausos.

Seguir leyendo