Bonos catástrofe indican que coronavirus se acerca a pandemia

Coronavirus.- Una compañía surcoreana de fabricación de chips pone en cuarentena

Los bonos, vendidos en 2017 por el Banco Mundial para recaudar dinero para los países pobres en una pandemia mundial, se cotizan hasta 40% por debajo de su valor nominal.


La Organización Mundial de la Salud dice que el coronavirus no es todavía una pandemia global, pero los bonos que cubren contra este tipo de catástrofe señalan que probablemente lo sea.

Los bonos, vendidos en 2017 por el Banco Mundial para recaudar dinero para los países pobres en una pandemia mundial, se cotizan hasta 40% por debajo de su valor nominal después de los brotes de coronavirus en países como Irán e Italia, según inversionistas que poseen los valores.

El más riesgoso de los dos tramos de los valores, que ascienden a US$95 millones, cambiaría de manos a entre 60 centavos y 70 centavos por dólar, dijeron los inversionistas, que pidieron no ser identificados debido a que la información es de carácter privado. La porción más segura, de US$225 millones, se comercializa justo por debajo del valor nominal.

Pero eso no es lo más que han caído. Durante un brote del virus Ébola -identificado en términos del bono como un "peligro cubierto"- en la República Democrática del Congo el año pasado, estos cayeron a niveles de hasta 40 centavos.

No existe un mercado bursátil para las notas y los inversionistas deben depender de las cotizaciones ofrecidas por un grupo de operadores. Estos precios reflejan la probabilidad de que los tenedores de bonos sufran pérdidas si la empresa privada con sede en Boston AIR Worldwide Corporation determina que se ha producido un evento desencadenante. Funcionarios de la firma no pudieron responder de inmediato a una solicitud de comentarios.

Los bonos están estructurados de modo que su capital principal, o valor nominal, rebaje el valor contable después de brotes de ciertas enfermedades señaladas como peligros cubiertos. Se emitieron para recaudar fondos para el Mecanismo de Financiamiento de Emergencia para Casos de Pandemia (MFEP), del Banco Mundial, que envía dinero a países en desarrollo que necesitan ayuda para combatir estas enfermedades. Hasta la fecha, los bonos catástrofe no se han activado.

Sin embargo, estos bonos han sido criticados por la larga lista de condiciones que deben cumplirse antes de que los inversionistas sufran pérdidas, que van desde la propagación geográfica de la enfermedad hasta una tasa de crecimiento positiva de la infección.

Pero los bonos pagan grandes cupones para compensar a los tenedores por estos riesgos, incluso si es poco probable que ocurran. Las notas más riesgosas pagan más de 11% sobre la tasa Libor a 6 meses.

Comenta