Facultad de Derecho confirma que suspendió exámenes de grado y llama a deponer la toma

A través de una declaración, las autoridades universitarias explicaron que la medida se debe a "la imposibilidad de acceder a los equipos de computación, antecedentes y documentos que se encuentran en el área de Decanato" y que son necesarios para el trámite.


En horas de esta tarde, y tras la publicación de La Tercera PM sobre la suspensión de los exámenes de grado en la Facultad de Derecho de la Universidad de Chile, las autoridades respectivas emitieron un comunicado en el que confirman la medida y dan las razones que llevaron a ello.

“Ante la imposibilidad de acceder a los equipos de computación, antecedentes y documentos que se encuentran en el área de Decanato, resulta imposible procesar en lo sucesivo las solicitudes de los estudiantes regulares, egresados, y estudiantes en proceso de obtención del grado”, explica el texto.

A modo de contexto, la carta explica que “el día lunes 7 de mayo, sin embargo, representantes estudiantiles requirieron al Vicedecano que instruyera a que todos los funcionarios hicieran abandono de dicha área. Al mismo tiempo, le reprocharon no haberles pedido autorización a las y los estudiantes para trabajar en aquel lugar. El Vicedecano manifestó que el trabajo que se estaba llevando adelante era de estricto interés de los estudiantes y que bien se podía establecer una pacífica convivencia con las actividades de la toma”

De esta forma, los representantes de la toma propusieron que los funcionarios retiraran de las oficinas de Decanato todos los antecedentes y archivos, y que se dispusieran a trabajar en algún otro lugar, lo cual no fue aceptado por el Vicedecano, quien insistió en que se trabajse en una fórmula que permitiera desarrollar el trabajo de oficina, esta contrapropuesta fue rechazada por una asamblea estudiantil celebrada ayer.

Respecto de la situación del profesor Carlos Carmona se señala que “no se encuentra afinada a esta fecha, puesto que están pendientes los recursos que establece la ley. Sobre el resultado de ellos pesa un deber de secreto, mientras no esté completamente concluido (Artículo 137, inciso segundo, del Estatuto Administrativo)”.

Y agrega: “Invitamos a los y las estudiantes a instalar, de inmediato, nuevas mesas de trabajo que propongan medidas para corregir y perfeccionar la normativa vigente en relación a la prevención y tratamiento de denuncias por acoso sexual, acoso laboral y discriminaciones arbitrarias. En esas instancias se hará necesario, también, contar con la participación de las académicas y funcionarias de la Facultad”.

Por lo anterior, el decanto de la escuela llamó a las estudiantes a deponer la “toma feminista” que por estos días se desarrolla en la mencionada dependencia “y a trabajar conjuntamente con la comunidad en la erradicación de toda práctica que atente contra la igualdad”.

Seguir leyendo