Independencia judicial y remuneraciones



sEÑOR DIRECTOR

Diputados han propuesto reducir en un 50% las remuneraciones de los jueces. La medida, además de inconstitucional en la forma, al ser de iniciativa exclusiva del Presidente, vulnera la independencia judicial.

En la VIII Cumbre Iberoamericana de Tribunales Superiores de Justicia (2002), se instó a que "el Poder Judicial, mediante los órganos destinados para ello, sea quien elabore su proyecto de presupuesto, mismo que será remitido a los poderes encargados de su aprobación, sin que alguno de éstos pueda modificarlo". En ciertos países americanos, la judicatura tiene asegurada un porcentaje del presupuesto anual.

El Poder Judicial debe contar con los recursos adecuados a la dignidad de su misión, recompensando su trabajo, teniendo presente su rol de garantes del estado de derecho. No es aceptable presiones, generalmente provenientes del mundo político, asociadas a aumentos o disminución de recursos para el Poder Judicial. Así lo ha señalado la Comisión de Venecia.

No es extraño que, al estudiarse el texto constitucional, se propusiera que el presupuesto judicial fuera elaborado por la propia Corte Suprema. En la Constitución de EE.UU. se indica que los jueces "recibirán retribución por sus servicios, la cual no podrá ser reducida durante el desempeño del cargo". Para El Federalista "nada puede contribuir más eficazmente a la independencia de los jueces que el proveer en forma estable a su remuneración". Una normativa similar existe en Argentina y México.

La intangibilidad de las remuneraciones judiciales se relaciona con el principio de independencia, colocando a los jueces fuera del alcance y aun de la sospecha de cualquier influencia por parte del poder político.

Desde el análisis económico del derecho (Posner), los salarios no pueden ser recortados, dado que ello desincentiva la carrera judicial e, incluso, se opta a que esta se abandone. Ya Huneeus, en el siglo XIX, hacía presente que a los jueces debía "rentársele bien y alejársele por completo del terreno ardiente de la política".

Así, la rebaja de las remuneraciones de los jueces, además de carente de razonabilidad e inmiscuirse en facultades presidenciales, afecta severamente la independencia judicial.

Enrique Navarro

Profesor de Derecho Constitucional U. de Chile y U. Finis Terrae

Comenta

Imperdibles