Renault apuesta por los vehículos a gas licuado

La firma francesa estableció una alianza con Gasco para dotar a sus modelos Symbol, Oroch y Dokker de estanques de GLP. El sedán es el primer auto a gas homologado en Chile para uso particular. Además, toda la gama está exenta de restricción vehicular.


La marca del Grupo Derco puso en el mercado la nueva gama GLP de Renault. El tridente está compuesto por el furgón Dokker, la camioneta de media tonelada Oroch y el sedán Symbol, que se convierte en el primer vehículo de uso particular homologado por el Centro de Control y Certificación Vehicular 3CV.

Desde Renault resaltaron el hecho de que alrededor de 45 millones de autos en el mundo se mueven por gas natural o licuado, y que este tipo de vehículos puede llegar a representar un ahorro de entre el 30% y 35%, si se recorre un promedio mensual de dos mil kilómetros. Asimismo, el valor del impuesto verde es un cuarto del que se paga en vehículos diésel, y muy similar al de los bencineros convencionales, aunque la diferencia con estos últimos se centra en que los autos GLP tienen un menor costo operacional, basado en el mismo análisis de kilómetros andados.

Renault

Otro de los puntos que remarcaron los ejecutivos de Renault Chile es que los vehículos que combinan un estanque bencinero y otro de gas están libres de restricción vehicular, lo que representa una ventaja en el caso de empresas de transporte privado o de flotistas, que es el nicho al que se dirigen la Oroch y el furgón Dokker. Además, son capaces de rodar 330 kilómetros solo con gas y más de mil sumando el estanque de bencina.

Fernando Ledesma, gerente de Negocio Envasado de Gasco, destacó que en el país existe una red de 151 estaciones de carga, distribuidas en todas las regiones. “Este es uno de los tres ejes importantes para el desarrollo de la movilidad a gas, junto con lo que debe aportar el gobierno con incentivos -como el impuesto verde- y los fabricantes, con el stock necesario de repuestos y piezas”, sostuvo.

» La punta de lanza

El Renault Symbol es el quinto sedán más comercializado en 2018 (ha puesto 2.583 unidades), y con esta variante, que se une al portafolio de bencina y diésel, la firma apunta a mejorar su posición. El Symbol -que es implementado en las instalaciones de Gasco- mantiene su motor de gasolina de 1.6 litros y 83 Hp, pero incorpora un estanque de gas de tipo ‘donut’ ubicado en el espacio de la rueda de repuesto.

Renault

El precio del nuevo Renault Symbol es de $ 8.390.000 y las expectativas de venta giran en torno “a las 60 unidades por mes”, explicó Pablo Arancibia, de Renault. En el caso de los comerciales Oroch y Dokker, igualmente son propulsados por el bloque 1.6. Para el furgón cerrado y la camioneta, los valores son de $ 9.190.000 y $ 9.890.000 IVA. “No podría dar números, ya que están dirigidos únicamente a empresas”, sostuvo Germán Rogers, gerente de asistencia técnica Renault.

Seguir leyendo