¿125 puntos base fue mucho? El Banco Central evaluó un alza incluso mayor en la tasa de interés

Miembros del Consejo del Banco Central de Chile. De izquierda a derecha: Alberto Naudon, Joaquín Vial (Vicepresidente), Mario Marcel (Presidente), Pablo García y Rosanna Costa.

En su última reunión de política monetaria, el instituto emisor consideró cuatro alternativas de alzas.




En su última reunión de política monetaria, el Banco Central sorprendió a los analistas y al mercado al anunciar un alza de 125 puntos base en la tasa de interés. La situó en 2,75% y fue el mayor salto en la tasa rectora en más de dos décadas.

Sin embargo, el alza pudo ser incluso mayor. De acuerdo a las minutas de la reunión celebrada el 12 y 13 de octubre, el instituto emisor evaluó cuatro opciones de incremento de tasas, entre ellas un aumento de 150 puntos base.

En el documento, el Central sostuvo que un salto de esa magnitud aparecía como una buena alternativa si lo que se quería era sorprender fuertemente al mercado e intentar afectar las expectativas de inflación.

Sin embargo, a continuación, afirmó que esa alternativa contaba con algunos reparos.

“En particular, que podría generar un estrechamiento mayor de las condiciones financieras locales, para lo cual no se contaba con proyecciones que lo dimensionaran, o que se asociara a una respuesta a sorpresas inflacionarias que no tenían relación con la inflación subyacente”, señaló el documento.

Las otras opciones eran un alza de 75 puntos base (pb), de 100 (pp) y 125 (pb). Al final, como es sabido, el ente rector eligió esta última de manera unánime.

De todas maneras, las minutas indican que hubo coincidencia en el Consejo en que las opciones de subirla en 100 o 125 pb parecían las más adecuadas.

Mario Marcel
Mario Marcel, presidente del Banco Central

“Por un lado, eran coherentes con la necesidad de acelerar el ritmo del retiro del estímulo monetario y, por otro, en ambos casos la TPM (Tasa de Política Monetaria) estaría por debajo de la cota mínima de la tasa neutral estimada, por lo que con certeza debería seguir subiendo en las próximas reuniones”, se lee en el documento.

En esa línea, consignan las minutas, un consejero sostuvo que lo más relevante era comunicar que se realizaría un acercamiento más rápido hacia una tasa de interés “neutral”, y en ese escenario un aumento de 125 pb “era una combinación prudente entre un alza algo mayor que la que esperaba el mercado y la necesidad de transmitir el adelantamiento de la trayectoria de la TPM”.

Hay que recordar que este ciclo de normalización monetaria, con un mayor endurecimiento en las últimas dos reuniones, ha ido de la mano con las mayores presiones inflacionarias que ha evidenciado la economía chilena.

En ese contexto, se espera que la denominada tasa rectora siga subiendo de manera progresiva este año y el próximo, y entidades como Banchile no descartan que llegue a 6% a fines de 2022.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.