Karen Doggenweiler prepara nuevo estelar y asume múltiples roles en el Festival de Viña

karen olmue

Karen Doggenweiler en la primera noche del Festival del Huaso de Olmué 2020. Foto: TVN.

Después del Festival de Olmué que conduce por estos días, la animadora de TVN retomará su reemplazo en Buenos días a todos. Además, será jurado del certamen de la Quinta Vergara y conducirá junto a otros tres animadores el evento de lanzamiento que reemplazará a la Gala.




En medio de sus actividades como animadora de la versión número 52 del Festival del Huaso de Olmué, Karen Doggenweiler se da el tiempo para hablar de los desafíos profesionales que tendrá durante este primer semestre, y que no son pocos.

Apenas termine el evento que conduce junto a Álvaro Escobar hasta la noche de este domingo, la presentadora volverá al set del matinal Buenos días a todos -programa que conoce a la perfección luego de haberlo animado en distintos periodos- mientras María Luisa Godoy se prepara para volver a subirse a la Quinta Vergara. "Estoy contenta y feliz de reencontrarme un ratito con el equipo del matinal, porque los conozco bien y los quiero. La Mary después de Viña vuelve y yo me meto de cabeza en el programa nuevo", comenta la Hija Ilustre de Olmué.

[caption id="attachment_978254" align="alignnone" width="640"]

Karen Doggenweiler y Alvaro Escobar en la primera noche del Festival del Huaso de Olmué.[/caption]

Pero hay más que programas, porque después de su séptimo paso por el Patagual, Doggenweiler regresa a Santiago, para en unas semanas más volver nuevamente con maletas a la región de Valparaíso, pero esta vez a Viña del Mar. Eso, porque la animadora de TVN será parte del jurado del denominado festival de los festivales. "Creo que es genial estar ahí todas las noches. He visto que los que van lo pasan súper bien, así que creo que será muy entretenido", detalla.

Y, según fuentes cercanas al evento, la presentadora también será parte del programa de lanzamiento que la organización está preparando al interior del Casino Municipal, en lugar de la Gala, el viernes 21, previo al evento musical. Junto a ella, estarán su compañero de casa televisiva, Ignacio Gutiérrez, además de Sergio Lagos y Francisca García-Huidobro, quienes representarán a Canal 13.

Solo después de ello, y una vez de vuelta en la capital, la periodista se dedicará por completo a Cocina fusión, el espacio prime de cocina que será una de las grandes apuestas del canal estatal para este año, y que debería debutar en otoño.

Se trata de un estelar que en cada capítulo tendrá a tres parejas distintas, las que deberán cocinar mientras son supervisadas por un chef. Posteriormente, todos comerán, compartirán y conversarán, para luego decidir quién lo hizo mejor. La dinámica, la explica Doggenweiler: "La bajada de este programa es 'plato perfecto, pareja imperfecta', porque las parejas deben conseguir un plato muy rico, muy bueno, pero son parejas desiguales en muchas cosas. Por eso le pusimos ese nombre, porque no solo hay que mezclar ingredientes, también hay que mezclar a los participantes, los que tendrán que entenderse en la cocina. Además, nos sentaremos a comer todos y a conversar".

Los chefs del espacio y los encargados de velar por las preparaciones serán el chileno Tomás Olivera, el argentino Juan Manuel Pena Passaro y el belga Mathieu Michel. "Queríamos, inicialmente, un solo chef, pero en el piloto nos dimos cuenta de que era mucho más entretenido que cada dupla tuviera su chef. Eso funcionó mejor que la que habíamos planeado nosotros. Uno para la entrada, otro para el fondo y otros para el postre", cuenta Doggenweiler.

Frente a la posible comparación del formato con La divina comida (Chilevisión), la animadora asegura que hay diferencias, porque " no entramos a las casas de los invitados, y creo que conversar en torno a la comida se hace desde Almorzando en el 13. Hay tantos programas que tienen que ver con la comida, y desde siempre. Este es un formato propio del canal, lo que lo hace más atractivo y original".

Primera noche de Olmué: "Había ansiedad"

En la primera jornada del Festival, Doggenweiler sabía que había mucha expectación con lo que podía pasar relativo a la seguridad. Es el primer festival televisado de este año, y pensar en una funa o algún desorden masivo está muy presente, sin embargo, todo se desarrolló con tranquilidad durante la noche inaugural. "Sentía y sabía que era muy importante lo que estaba pasando en el Patagual la primera noche. Había, por qué no decirlo, ansiedad, mucha expectación y ganas de saber qué iba a pasar. Fue muy bonito salir y ver el Patagual lleno. Queríamos que siguiera siendo una fiesta familiar como lo ha sido hasta ahora. Es un escenario tremendamente importante y valioso para nuestros artistas, que también han sido parte del estallido social", reflexiona la animadora.

[caption id="attachment_978258" align="alignnone" width="640"]

El Huaso Filomeno en Olmué. Foto. TVN.[/caption]

Y aunque no hubo ningún tipo de disturbios, la rutina que presentó Filomeno incomodó a varios, y en las redes sociales se destacó su humor, el que fue tildado de retrógrado, misógino e incorrecto. Sobre estos reclamos, la presentadora reconoce que "no pude escuchar bien la rutina, pero sí lo haré y estaré bastante atenta a eso. Siento que sería bueno, como sociedad, ir dejando atrás cualquier tipo de resabio machista, o comentario que ofende a cualquiera".

Y su crítica va más allá de lo que pueda decir un humorista, porque "lo importante y lo valioso es ir dejando atrás chistes y bromas en ese sentido, pero también como sociedad y no solo en los escenarios. Siempre va a aparecer un chiste que no nos parezca, con alguna connotación especial".

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.