Los desafíos que se abren a Yasna Provoste

Provoste celebró en Vallenar y llamó a la unidad de la oposición. Foto: Agencia Uno.

La presidenta del Senado logró imponerse como candidata de la Unidad Constituyente a solo un mes de lanzar su opción presidencial. Ahora le tocará la responsabilidad de reunificar a su sector, que quedó fracturado tras la fallida inscripción de las primarias legales del 19 de mayo y enfrentar la amenaza de Boric.




A las 20 horas del sábado se instaló en la Plaza Ambrosio O’Higgins de Vallenar el camión con iluminación que serviría como escenario para la aparición de Yasna Provoste como la candidata electa de la consulta de Unidad Constituyente.

“Nuestra candidatura es su candidatura... Chile tiene que ser lo más importante para todas y todos”, dijo Provoste en su primera intervención pública, pasadas las 21.10 horas, en la que hizo un llamado a la unidad de la oposición.

A un mes y una semana de lanzar su candidatura presidencial como carta de la Democracia Cristiana, la senadora por Atacama se impuso el sábado sobre Paula Narváez (PS) y Carlos Maldonado (PR) con un 60,5% de los votos.

Así, la presidenta del Senado se convirtió en la carta con que la Unidad Constituyente (que agrupa al PS, Ciudadanos, la DC, PPD, PL y Nuevo Trato) competirá en las elecciones presidenciales del 21 de noviembre junto al abanderado de Chile Vamos, Sebastián Sichel, y a la carta del Frente Amplio, Gabriel Boric.

Hasta ahora la parlamentaria por Atacama y actual presidenta del Senado es la única mujer confirmada en la papeleta. Un vuelco sustantivo en su vida política luego de que en 2008 fuera destituida del cargo de ministra de Educación tras enfrentar una acusación constitucional impulsada por la derecha que la condenó al ostracismo durante cinco años.

Provoste lanzó su candidatura a La Moneda en Vallenar el 23 de julio pasado, y el sábado, argumentando su condición de regionalista, optó por quedarse en su ciudad natal para esperar los resultados de la primaria que convocó a menos de 200 mil personas a nivel nacional. Frente a la prensa, Provoste remarcó el punto señalando que no es de las candidatas que se eligen en regiones y luego hacen su gestión política en Santiago.

Y mientras la presidenta del Senado preparaba su aparición rodeada de adherentes en la Plaza de Vallenar, a 540 kilómetros -en Santiago-, en la sede del Partido Socialista, Paula Narváez reconocía públicamente el triunfo de la carta DC, con quien se comunicó vía telefónica.

Tras la derrota de la exvocera de gobierno socialista, se diluyó la influencia del bacheletismo, afirmaban el sábado en la oposición. Ello, pues la firma de la exmandataria en la carta que pedía a Narváez asumir el desafío presidencial fue vista como un claro “dedazo” en favor de su exvocera, de quien además ha sido muy cercana.

Distancia de la DC

Provoste, por su parte, siguió hasta el final de su campaña a las primarias su diseño de mantener distancia de la marca DC. Una estrategia que fue controversial hasta el mismo sábado, pues puso en duda la capacidad de la parlamentaria de mover a las urnas al militante de base de la falange. “Hay desafección”, se quejaban los decé en las horas previas a la consulta.

Yasna Provoste se lanzó a la presidencial liderando holgadamente las encuestas, sobre todo a nivel de conocimiento ciudadano, un área en que Narváez nunca logró despegar. La testera del Senado catapultó a la parlamentaria a la elección presidencial, sobre todo cuando logró una negociación por las ayudas sociales durante la pandemia. Provoste acuñó el término de alcanzar “mínimos comunes” con La Moneda, y su talante fuerte fue visto de inmediato en la oposición como una potencial figura presidencial.

Como presidenta del Senado, Provoste inició las negociaciones por "mínimos comunes" con La Moneda, para enfrentar la pandemia.

Con todo, con el correr de las semanas hubo dudas sobre el resultado de la primaria no convencional. Es que además de las interrogantes sobre la efectividad de la estrategia de mantenerse alejada de la “marca DC” por la desafección que esa línea podría generar con las bases del partido, hubo críticas a la decisión de la senadora de postergar su entrada a la carrera presidencial, luego de desechar la invitación a inscribirse en la primaria legal del sector, el 19 de mayo. " Si Yasna se lanzaba antes, muchas cosas hubiesen sido mejores”, reconoció el viernes Macarena Lobos, jefa programática de la presidenciable.

Tampoco fue bien evaluado el desempeño de la parlamentaria en el último debate televisivo de la Unidad Constituyente, donde se vio más desenvuelta a la carta del Partido Socialista. El rechazo del proyecto de despenalización del aborto en la Cámara de Diputados fue otro punto que ensombreció la última parte de su campaña, puesto que si bien ella se había manifestrado a favor, no logró amarrar los votos de su bancada.

Los baches que atravesó la candidata de la DC en las últimas semanas instalaron un ambiente triunfalista en el comando de Narváez, que hasta el conteo de votos creía que podría haber una sorpresa a su favor.

Pero, ante la contundencia de los resultados, el sábado los socialistas y la propia Narváez insistieron en que la consulta fue posible por la presión que ejercieron, dado que Provoste era reticente a resolver por esa vía al candidato presidencial del sector y esperaba que la sicóloga bajara su opción atendiendo a que la carta DC era la más competitiva.

Sin embargo, los vaticinios iniciales se cumplieron y Provoste se impuso desde el primer conteo de votos en la Región de Magallanes, a las 17 horas.

Los desafíos

Con el triunfo sobre la mesa, se abre una nueva etapa para la nueva carta presidencial de la oposición.

Su mayor reto, dicen en el sector, será recomponer las relaciones entre las colectividades y lograr transformar el pacto electoral en una coalición que sustente su eventual gobierno. De hecho, en su entorno no pocos le han planteado la idea de que congele su militancia en la DC para tener más libertad y ampliar su arco de representación, cuestión que la senadora no habría descartado.

Esa libertad, indican, ayudaría a mejorar las relaciones con miras a lo que resta de la campaña, pues hasta ahora advierten que el ambiente que existe dentro de Unidad Constituyente se ha deteriorado. En algunos sectores del pacto, como la DC, no olvidan que el PS y el PPD estuvieron a punto de abandonarlos para sumarse a las primarias de Apruebo Dignidad, junto a Boric y Daniel Jadue. También dejó heridas la resistencia que la senadora puso a la idea de realizar una consulta ciudadana, apostando al desgaste de su principal contendora.

Además, en las últimas semanas se evidenciaron las diferencias entre la abanderada DC y la socialista, quienes se criticaron duramente durante la campaña. Incluso, aseguran fuentes del bloque, Provoste habría resentido la estrategia “anti DC” que impulsaron sus dos contrincantes para distanciarse de su figura.

La lejanía que instaló entre ambas dirigentas, dicen en el sector, será difícil de superar. De hecho, se esperaba la noche del sábado una reunión por Zoom, pero finalmente ni eso hubo. En la coalición creen que esa situación podría arrastrar una serie de complejidades a la hora de que Yasna Provoste tenga que crear un comando y abrir espacios al resto de las colectividades del bloque. Sobre eso, además, Provoste tendrá un flanco dentro de la propia DC, colectividad en la que algunos acusaron “descoordinaciones” entre el partido con los equipos de la candidata.

La segunda vuelta

En Unidad Constituyente no hay una segunda opinión: el principal desafío que tendrá el sector será lograr pasar la valla de la primera vuelta y, así, mantener su hegemonía en la izquierda.

Sin embargo, los números de la jornada no acompañan sus intenciones. La coalición no logró el sábado atraer más de 200 mil votantes, muy lejos de la votación que esperaba. En el sector reconocen que la carta del Frente Amplio, Gabriel Boric, podría abrirle un flanco a Provoste hacia la izquierda, pese a que desde el círculo de la senadora apuestan a que su historia y posturas más progresistas eviten una situación de esa naturaleza. En Unidad Constituyente temen que la distancia que existe entre el “mundo socialista” y la DC termine provocando que un grupo importante de ese sector respalde la opción de Boric.

Este domingo, Provoste regresará de Vallenar a las 11 am para realizar las primeras gestiones formales como la carta presidencial de la Unidad Constituyente. Con su nombre como segura candidata en la plantilla de noviembre se reabrirá la negociación parlamentaria que hasta hoy estaba suspendida a la espera del resultado de la consulta de la decisión del PRO que no ha resuelto si va a competir con Marco Enríquez-Ominami.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.