Rectores de universidades de La Araucanía presentan documento para abordar la “dolorosa” situación en la región: proponen que fundación noruega sea mediadora en el diálogo

Autoridades académicas, en conjunto al obispo Héctor Vargas, propusieron al Centro Nansen para que “convoque, en forma independiente y neutral, a los distintos actores de la zona para la construcción de una hoja de ruta, que pueda contener todos los temas que sean determinados de acuerdo al desarrollo gradual del proceso”. Durante la tarde, el Centro emitió un comunicado en el que “aceptan” la invitación” y comprometieron una visita a la zona “lo antes posible”.




Cuatro puntos tiene el documento presentado este martes por diversas autoridades académicas de universidades de La Araucanía, para abordar la actual situación en esa región.

El texto, que este martes fue presentado en una conferencia, está firmado por el rector de la Universidad Católica de Temuco, Aliro Bórquez; el rector de la Universidad de La Frontera, Eduaro Hebel; la rectora de la Universidad Santo Tomás, Rosemarie Junge; el rector de la Universidad Autónoma, Teodoro Ribera; el director de Campus Villarrica de la Pontificia de la Universidad Católica, Gonzalo Valdivieso; el vicerrector de la Universidad Autónoma, Emilio Guerra; el vicerrector regional de la Universidad Mayor, Gonzalo Verdugo; el director de la sede Victoria de la Universidad Arturo Prat, Juan Pablo López y el obispo de Temuco, gran canciller de la Universidad Católica de Temuco, Héctor Vargas.

Entre los ítems plantean revisar el reconocimiento de los pueblos originarios a nivel global, la “dolorosa” situación de La Araucanía, caminos posibles para un nuevo pacto y la “urgencia” de escuchar a la región. Además, hacen un llamado al diálogo y a los poderes del Estado “a sumarse de forma activa en este proceso”; y destacan el rol que pueden tener los nuevos gobernadores regionales y los convencionales constituyentes.

“Los firmantes de esta iniciativa, motivados por nuestra común preocupación sobre la situación que se vive en los territorios de los pueblos ancestrales en La Araucanía, creemos que este es el momento de llamar a un proceso de diálogo que permita reparar y reconstruir las relaciones entre el pueblo Mapuche, la sociedad chilena y sus instituciones. Tenemos que hacernos cargo de los problemas estructurales e históricos, para lograr una transformación genuina de la situación actual”, se señala en el texto.

En el documento se añade que “el Estado de Chile tiene responsabilidad en el origen y la evolución de esta crisis. Es por esto que hacemos un llamado a las autoridades de los tres poderes: el Ejecutivo, el Legislativo y el Judicial, a sumarse en forma activa en este proceso. De igual modo, creemos en el rol que puedan asumir nuevos gobernadores regionales, así como las y los Convencionales Constituyentes, siendo un paso importante para articular la no violencia, el diálogo y la justicia. Hacemos el mismo llamado al pueblo Mapuche, a sus autoridades políticas, espirituales, territoriales, nacionales, a las y los constituyentes Mapuche y de la zona”.

Además, en el texto se critica que “han existiendo demasiadas promesas incumplidas”. “Hasta el momento, a pesar de los diferentes esfuerzos gubernamentales de las últimas cuatro décadas, no se han logrado los resultados esperados. Como ejemplo, la Comisión Especial de Pueblos Indígenas (CEPI) del año 1990, pasando por el Proceso Constituyente Indígena (2016), hasta la propuesta de Acuerdo Nacional por el Desarrollo y la Paz en La Araucanía (2018). El Estado chileno no ha sido capaz de asumir las diversas deudas históricas con los pueblos originarios”.

Centro Nansen compromete visita a la zona

Los rectores propusieron, además, que el Centro Nansen para la Paz y el Diálogo, con sede en Noruega, sea intermediador en el diálogo. Esto, para que “convoque, en forma independiente y neutral, a los distintos actores de la zona, para la construcción de una hoja de ruta que pueda contener todos los temas que sean determinados de acuerdo al desarrollo gradual del proceso”.

No es primera vez que este centro noruego, dirigido por el chileno Alfredo Zamudio, salta a la palestra como posible mediador en La Araucanía. De hecho, sectores como el gobierno, parlamentarios tanto del oficialismo como de oposición y el obispo Héctor Vargas han mantenido contacto con su director por la situación en el sur.

“Consideramos que es importante que para tener este diálogo, que puede ser muy largo, pero que tenemos que hacer con todos los participantes, es importante tener a alguien externo que pueda ser más neutral”, explicó la rectora Junge.

Durante la tarde, y luego de la propuesta de los rectores, el Centro Nansen emitió un comunicado en el que “aceptan” la invitación” y comprometen una visita a la zona “lo antes posible”. Además, enfatizan en la necesidad de el “diálogo” como herramienta pertinente y aseguran que su labor requerirá del “apoyo de todas las personas, comunidades e instituciones de la región y del país”.

“El Centro Nansen para la Paz y el Diálogo ha recibido el llamado de los rectores, la rectora y las autoridades de las universidades de la Araucanía y el obispo de Temuco, para colaborar en la reconstrucción y reparación de relaciones entre el pueblo Mapuche, la sociedad chilena y sus instituciones. Aceptamos la invitación y agradecemos la confianza depositada en nosotros. Así como lo dice el llamado, coincidimos en que se necesitan puntos de encuentro y generar confianza. A diferencia de la negociación y la mediación, que ponen énfasis en los resultados, el diálogo se enfoca en el proceso. Desde el Centro Nansen creemos que escuchar atentamente requiere tiempo, para dar espacio a lo sucedido, entender su impacto en el presente y encontrar posibilidades para el futuro. Nuestros esfuerzos para este proceso de diálogo buscarán ser participativos y culturalmente pertinentes, lo que requerirá del apoyo de todas las personas, comunidades e instituciones de la región y del país. Realizaremos una visita a la región lo antes posible, dependiendo de las condiciones sanitarias, para dar inicio a una ronda exploratoria de conversaciones. Después de esa primera visita a la región, podremos informar sobre los próximos pasos”, señalaron en el comunicado.

En tanto, en la presentación de este martes, el rector de la Universidad Católica de Temuco señaló que para abordar la situación en La Araucanía “se requiere entablar un nuevo trato, que reconozca las deudas y repare las confianzas”. Mientras que el obispo Vargas, tras ofrecer un saludo en mapugundun, señaló que “esto obedece a varios meses de trabajo que hemos venido realizando justamente con la preocupación de la situación de nuestra región”.

Asimismo, el vicerrector de la Universidad Autónoma de Chile manifestó que “desde las universidades tenemos una obligación ética de hacernos cargo de las situaciones problemáticas que se puedan vivir en la sociedad donde nuestra universidad se desarrolla y de esta forma proponer soluciones o espacios que nos permita llegar a un mejor acuerdo”.

Según se detalló en la conferencia, aún no se fijaba un cronograma de trabajo.

En junio, desde Noruega, Zamudio explicó a La Tercera que su fundación “trabaja con capacitación y facilitación para el diálogo, con experiencia territorial que además de Noruega también ha trabajado en los Balcanes, Afganistán, Polonia, Colombia y otros lugares. Además, y con apoyo del gobierno de Noruega, desde julio de 2019 el Centro Nansen ha realizado diversas actividades por el diálogo en Chile, como talleres de capacitación, charlas y encuentros”.

Luego de la conferencia, el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, valoró la propuesta de los rectores. “Por supuesto que la valoramos, por supuesto que vamos a hacer alguna propuesta al respecto”, aseguró.

En ese sentido, el ministro vocero de gobierno, Jaime Bellolio, señaló que “siempre hemos impulsado el diálogo como parte fundamental en una hoja de ruta de paz y progreso en La Araucanía y que se ponga fin a la violencia que tanto daño ha provocado. Por eso valoramos el rol que pueda impulsar el centro Nansen”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.