Los desafíos de ciberseguridad en las pymes

La pandemia multiplicó los delitos de seguridad, tanto para personas naturales como microempresas y medianas empresas. La digitalización, el e-commerce y las múltiples plataformas obligan a tener cuidado. Ese será nuestro tema de este jueves 19, a las 12:30, en un nuevo Conversaciones Piensa Digital.


“Los desafíos de ciberseguridad en las pymes” es el nombre de nuestro nuevo Conversaciones Piensa Digital, de La Tercera y Claro empresas, que se emitirá este jueves 19, a las 12:30 horas, en todos los canales digitales de La Tercera. El periodista Alejandro Alaluf estará conversando con Claudio Toledo, subcomisario de la Brigada Investigadora del Cibercrimen Metropolitano de la Policía de Investigaciones; David Nieto, gerente de Preventa de Multicountry de McAfee en Chile; Carlo D’Agostino, director de la Asech y vocero en temas de transformación digital; y Raúl Ruiz-Moreno, gerente comercial de la empresa Mega Radios.

La nueva realidad digital exige a las empresas, más que nunca, disponer de sistemas de seguridad que garanticen que su actividad diaria y sus planes de negocio pueden llevarse a cabo sin riesgo, aunque según un reciente informe, en el que participaron más de 1.000 compañías de la región, el 81% de estas consideran que el presupuesto que tienen invertido en ciberseguridad es insuficiente. Una realidad a nivel de organizaciones grandes que contrasta con la situación de la mediana y pequeña empresa, considerando que la delincuencia se desplazó al plano informático.

Si bien sabemos que las amenazas cibernéticas pueden afectar a cualquier empresa independiente de su tamaño, en dicho segmento no ha sido considerado como una prioridad. En muchos casos, algunas aún están trabajando para disminuir la brecha digital y hacer de las tecnologías un aliado para competir de igual a igual en el mercado. Se estima que el 45% de los ciberataques van dirigidos a este tipo de empresas, y su impacto podría incluso provocar el cierre de negocios, al no saber cómo enfrentar o no tener elementos para su prevención.

El no contar con mínimas medidas de seguridad puede afectar en la rutina de empresarios y emprendedores. El robo o pérdida de información de los clientes, la infección de los equipos de trabajo con algún archivo malicioso e incluso el robo de claves para hacer uso del dinero guardado en bancos son casos que son más cotidianos de lo que la gente piensa. Toda la información que maneja un negocio tiene valor, siendo el horizonte de los cibercriminales para perpetuar delitos.

De eso y más estaremos hablando este jueves en Conversaciones Piensa Digital, a las 12:30. Te esperamos.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.