Mucho castigo para Canadá: la generación dorada de Bélgica arranca el Mundial ganando con lo mínimo

Los Diablos Rojos, segundos en el ranking FIFA, comenzaron su expedición en Qatar superando por 1-0 a los norteamericanos, que pecaron de falta de finiquito, en su retorno a una Copa del Mundo tras 36 años. Courtois le atajó un penal a Alphonso Davies en el primer tiempo.


Dentro del grupo de aspirantes al título de la Copa del Mundo, ¿está Bélgica? Por nombres y por antecedentes, tiene que estar. O, al menos, algo tiene que decir en Qatar 2022. La generación dorada de los Diablos Rojos estuvo cerca en Rusia 2018, alcanzando el tercer lugar, la mejor actuación histórica del seleccionado. Pero la mochila que no se ha podido sacar un grupo de destacados futbolistas es reflejar ese potencial en la concreción de un título, ya sea a nivel global o continental (Eurocopa o Nations League). En su debut por el grupo F, los belgas comenzaron ganando, aunque dejando sensaciones no muy convincentes. Fue 1-0 sobre la empeñosa e interesante Canadá, que pecó de cierta ingenuidad y de falta de finiquito.

No era un partido cualquiera para los norteamericanos. Se trató de su retorno a un Mundial después de 36 años. Desde México 1986 que el combinado de la Hoja de Maple no estaba en la gran cita planetaria. Consiguieron su pase tras ganar el hexagonal final de las Eliminatorias de la Concacaf, superando a las potencias de ese subcontinente (México y Estados Unidos). Por lo mismo, había expectativa por ver a los pupilos del inglés John Herdman.

Bélgica es uno de los ejemplos más notorios de la variante táctica que se está dando en la Copa del Mundo: tres en el fondo, que pasa a ser una línea de cinco cuando el rival ataca. Pese a tener en la cancha a lo mejor que tenía a su disposición, con la excepción del tocado Romelu Lukaku, los de Roberto Martínez enfrentaron un duelo muy incómodo. La audacia de Canadá, con presión alta y velocidad en ofensiva, trastocó la idea de los europeos, que tuvieron un inicio complicado, en el que casi comenzaron en desventaja.

Recién pasaron ocho minutos de partido y los canadienses reclamaron un penal. El juez Janny Sikazwe, de Zambia, recurre al VAR por una posible mano de Carrasco. En efecto, era infracción y el árbitro sanciona la pena máxima. Quien asume la misión de ejecutar es Alphonso Davies, la estrella de Canadá, pero su remate fue muy anunciado. Thibaut Courtois, uno de los mejores del orbe en su puesto, ataja el remate.

Courtois ataja el penal de Davies. FOTO: REUTERS

La balanza estaba inclinada hacia los de Concacaf, que atacaban bien pero no podían concretar. Luego, en los 38′, reclaman otro penal por una eventual infracción de Witsel sobre Laryea. El equipo del videoarbitraje analiza, no obstante no observa falta. Tanto Kevin De Bruyne como Eden Hazard, los generadores de fútbol de Bélgica, no aparecían. A su vez, Carrasco no entregaba muchas garantías marcando por la franja izquierda (terminó saliendo para el segundo tiempo). Sin embargo, los belgas, segundos en el ranking FIFA (detrás de Brasil), tenían lo que le faltaba al rival: eficacia. En los 44′, Michy Batshuayi abrió la cuenta con un potente zurdazo tras un balonazo largo del líbero Toby Alderweireld, desde propio terreno.

Hacia el complemento, el trámite no cambió demasiado. Canadá continuó en la búsqueda de un gol, la que se hacía infructuosa. Mientras que Bélgica, los favoritos de esta zona, defendieron la ventaja mínima que tenían. Sus figuras no lograron imponer su juego ni descollar. De Bruyne tuvo una participación baja en el juego. Por su parte, Hazard tampoco mostró chispazos de su talento. A la larga, fue una extensión de lo poco que ha hecho en el Real Madrid.

El seleccionador John Herdman movió el tablero e hizo modificaciones, como por ejemplo la inclusión de Cyle Larin, para acompañar a Jonathan David en la delantera. A 10′ del final, Larin tuvo un cabezazo, el que fue contenido por Courtois. Cada vez que fue exigido, el golero del Madrid respondió eficazmente.

En definitiva, Bélgica suma tres puntos y queda líder del grupo F, aprovechando la igualdad entre Marruecos y Croacia. El próximo desafío de los Diablos Rojos será el domingo, frente a los africanos. Por su parte, los canadienses buscarán la redención (y su primer gol en una Copa del Mundo) ante los balcánicos.

Ficha del partido

Bélgica 1: T. Courtois; L. Dendoncker, T. Alderweireld, J. Vertonghen; T. Castagne, Y. Tielemans (46′, A. Onana), A. Witsel, Y. Carrasco (46′, T. Meunier); K. De Bruyne, E. Hazard (62′, L. Trossard); y M. Batshuayi (79′, L. Openda). DT: R. Martínez.

Canadá 0: M. Borjan; A. Johnston, S. Vitória, K. Miller; R. Laryea (74′, S. Adekugbe), A. Hutchinson (58′, I. Koné), S. Eustáquio (81′, J. Osorio), A. Davies; T. Buchanan (81′, L. Millar), J. Hoilett (58′, C. Larin); y J. David. DT: J. Herdman.

Gol: 1-0, 44′, Batshuayi, zurdazo tras un pelotazo desde terreno propio.

Árbitro: J. Sikazwe (ZAM). Amonestó a Carrasco, Meunier, Onana (BEL); Davies, Johnston (CAN).

Incidencia: 11′, Courtois le ataja penal a Davies.

Estadio Ahmad bin Ali, Al Rayyan. Asistieron 40.432 personas.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Imperdibles




La iniciativa permite a cientos de niños ir al colegio en bicicleta, con la finalidad de generar consciencia a través de la entretención y la sustentabilidad.