Alumnos de primer año son el foco del “plan retorno” de los planteles de educación superior

La Universidad Alberto Hurtado reunió a sus estudiantes de primer año para que puedan conocerse, tras ocho meses de clases a distancia.

La mitad de las instituciones retomaron las clases presenciales para algunos estudiantes, fundamentalmente actividades prácticas y socialización para jóvenes que ingresaron este año.




Cuando falta poco más de un mes para que termine el año, ya son 74 las instituciones de educación superior del país que poco a poco han retomado sus actividades prácticas de manera presencial, equivalentes a la mitad de los planteles que tiene el país.

Según datos del Ministerio de Educación, hay 29 universidades donde algunos estudiantes volvieron a clases, entre las que se cuentan la U. Católica, U. Finis Terrae, U. San Sebastián y U. Diego Portales. También hay algunas que reabrieron solamente para realizar exámenes de grado y actividades de los campos clínicos de las carreras de la salud, como la U. Andrés Bello, U. de Valparaíso, U. de Talca y U. de Aconcagua.

Además, volvieron a sus actividades 45 centros de formación técnica e institutos profesionales, entre ellos AIEP, Duoc UC e Inacap, las instituciones de este tipo más grandes del país. Adicionalmente, otras cuatro casas de estudios están preparando su retorno para los próximos días.

El ministro de Educación, Raúl Figueroa, sostuvo el miércoles una reunión con algunos rectores de planteles para evaluar cómo ha sido el retorno de la educación superior, que comenzó hace casi tres meses, en comunas que no están en cuarentena y con protocolos diseñados por el Ministerio de Salud.

Estas instituciones, además de velar por un adecuado proceso de educación a distancia durante la pandemia, impulsaron el retorno a las actividades presenciales e hicieron esfuerzos concretos. Nos manifestaron lo relevante de entender que la situación especial que vive el sistema educativo es transitoria y que, tanto para el quehacer universitario como para la formación técnica, la presencialidad es fundamental.

Raúl Figueroa, ministro de Educación

Los planteles han ocupado distintas estrategias para volver. El rector de la Universidad Mayor, Rubén Covarrubias, cuenta que el 20% de sus alumnos volvió a clases presenciales y que a ellos y a los profesores se les entregaron elementos de protección personal.

Además, los docentes pueden aplicarse test PCR gratuitos para descartar contagios. “Si bien al comienzo había temor, eso cambió al observar las medidas de protección, los protocolos y los resguardos tomados”, dice.

El rector también cuestiona que otras instituciones no hayan retornado. “Aún existe un grupo de universidades que todavía no ha hecho esfuerzos por volver, y es importante que recapaciten y puedan hacerlo, porque sus estudiantes no están recibiendo la formación completa que tenemos todos como compromiso”, afirma.

El rector de la Universidad del Desarrollo, Federico Valdés, destaca sobre todo el entusiasmo de los alumnos de primer año por asistir a clases, pues “prácticamente no habían conocido los campus y ahora pueden disfrutar de esa experiencia”.

En la Universidad Alberto Hurtado también reabrieron las instalaciones para los estudiantes de primer año. El rector Eduardo Silva cuenta que “logramos que vinieran todos los alumnos nuevos, quienes se juntaron en grupos por carrera, manteniendo el aforo, y tuvieron un momento de trabajo con sus profesores”.

Lo mismo pasó en la Universidad Autónoma, donde está asistiendo al menos el 95% de los jóvenes que tienen permiso para ir presencialmente. “En laboratorios y actividades prácticas, los alumnos han ido retornando y eso permite que vayan cerrando sus semestres. Queremos cerrar el año académico en enero, pero depende de la fase en que esté cada sede”, dice.

Por ejemplo, Temuco volvió a la cuarentena, lo que “nos obligará a que las carreras en esa ciudad tengan sus actividades prácticas en enero, febrero o marzo”, dice.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.