Sistema frontal en el Biobío obliga a declarar alerta amarilla regional por amenaza de desborde en seis ríos y tres esteros

Vista general luego del desborde del Rio Pichilo donde mas de 400 casas se han visto afectadas. Carlos Acuna/Aton Chile

El evento meteorológico, que se prevé que se extienda en la región hasta la mañana del jueves y llegue a la zona central durante la noche de este miércoles, implicó que el gobierno decretara zona de catástrofe en el Biobío y que se suspendieran las clases en 1.291 establecimientos educacionales en cinco regiones del sur del país.


Incesantes han sido las precipitaciones que se han registrado desde la noche del lunes en regiones del centro-sur del país, como consecuencia de un sistema frontal frío, acoplado a un río atmosférico (caudal de vapor de agua en el cielo, lo que aumenta la intensidad de la lluvia) de gran extensión, y que ha afectado principalmente a diversas comunas de la Región del Biobío.

A raíz de este evento meteorológico, el gobierno consideró necesario decretar zona de catástrofe en toda la región, estimando -inicialmente- una afectación en 684 viviendas de la zona. Además, desde el Mineduc se informó de la suspensión de clases en 1.291 establecimientos educacionales de cinco regiones, de los cuales 1.021 pertenecen al Biobío.

Debido a la gran cantidad de agua caída, el Servicio Nacional de Prevención y Respuesta ante Desastres (Senapred) declaró alerta amarilla en toda la referida región por amenaza de desbordes de seis ríos y tres esteros, así como alerta roja en las provincias de Arauco y Concepción.

Desde la tarde de este martes se evidenció en algunos afluentes un significativo aumento en sus caudales, lo que provocó que las autoridades pidieran a la población, mediante el sistema de mensajería SAE, evacuar sus hogares en dos sectores de Concepción y en uno de Curanilahue.

En este contexto, la Dirección General de Aguas (DGA) informó que las estaciones “Río Andalién” en el sector del río Lía, “Río Pichilo” en la localidad del mismo nombre y “Río Lía” en la zona de Las Corrientes, se encuentran con caudales en umbral de alerta roja.

En tanto, las estaciones “Río Curanilahue” en Curanilahue, “Estero Bellavista” en Tomé y “Estero Hualqui” en Desembocadura están en umbral de alerta amarilla.

Adicionalmente, las estaciones “Río Biobío” en el sector de La Culebra, “Río Vergara” en la localidad de Tijeral, “Río Biobío” en Desembocadura y “Estero Plegarias” en Río Curanilahue se encuentran en alerta azul y con caudales al alza en sus niveles.

Respecto al pronóstico del tiempo, la Dirección Meteorológica de Chile (DMC), emitió dos alertas en la que se prevén precipitaciones intensas y moderadas a fuertes en corto periodo en sectores de litoral, cordillera de la costa y valle del Biobío, vislumbrando que el fenómeno se extienda hasta la mañana del jueves 13.

En consideración con estos antecedentes, que suponen un aumento del riesgo asociado a dicha variable, y en coordinación con la Delegación Presidencial Regional del Biobío, la dirección regional del Senapred mantendrá esta alerta amarilla regional por amenaza de desborde hasta que las condiciones así lo ameriten.

Cabe señalar que, con el anuncio de esta medida, se cancelaron las alertas amarillas en las comunas de Los Ángeles, Hualqui y Curanilahue, que fueron declaradas este martes.

Finalmente, desde el organismo recalcaron que “se alistarán escalonadamente los recursos necesarios para intervenir de acuerdo con la evolución del evento, con el objeto de evitar que éste crezca en extensión y severidad, minimizando los efectos negativos en las personas, sus bienes y el medio ambiente”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbete aquí.