Temporada de ensaladas: utensilios, aliños y recetas

Por estos días, cuando el consumo de verduras aumenta, no es malo saber qué necesitamos tener en nuestra cocina para no aburrirnos con las mismas ensaladas de siempre.



Además de lechugas, tomates y varios otros ingredientes, para darle una necesaria vuelta de tuerca a nuestras ensaladas también vale la pena tener algunos utensilios de comida apropiados, aliños varios y ciertos productos clave. Mal que mal, si se supone que debemos comerlas a diario, hay que prepararlas bien, que queden apetitosas y variadas.

La infraestructura

Salvo algunas excepciones, la gran mayoría de las ensaladas son más cómodas de consumir si están en un bol. Y más aún si la ensalada es grande y se compartirá en la mesa. Así las cosas, en casa hay que tener al menos un par de grandes bols, ojalá con sus respectivas cuchara y tenedor.

Set de bols de vidrio templado Pasabahce 12 cm (6 unidades)


Otro indispensable en la cocina a la hora de preparar ensaladas es el humilde pelador de verduras, imprescindible a la hora de manejar hortalizas como pepinos o zanahorias, pero que también es muy útil para adelgazar espárragos o cortar finas láminas de algún vegetal, incluso queso.

Pelador de verduras Victorinox


Hortalizas como la zanahoria o la betarraga ganan en textura si se sirven ralladas. Por eso, más vale siempre tener a mano un rallador con distintas medidas, que al mismo tiempo nos servirá para otros productos, como quesos e incluso frutas.

Rallador de acero Ilko con 4 caras


En general, la lechuga y las hojas verdes suelen ser la base de las ensaladas, pero también, si están frescas y tiernas, pueden ser un plato por sí solas. Pero antes hay que lavarlas y después secarlas de alguna manera, porque si las hojas están húmedas no agarrarán bien el aliño y terminarán desabridas. Para que esto no suceda, y siempre pensando en optimizar nuestro tiempo, lo más recomendable es tener una centrífuga de verduras en casa. De esta forma, se lavan y secan en tan solo unos minutos.

Centrífuga para verduras Idealle 24 cm


No menos importante es tener un buen set de cuchillos. Aunque estemos trabajando con ingredientes en su gran mayoría blandos, los cuchillos precisos para cada faena en la cocina siempre harán más liviano y eficiente el trabajo.

Set de 4 cuchillos Global (con barra magnética)


El aliño

Las formas de aliñar una ensalada son más que variadas. Sin embargo, siempre necesitaremos de un líquido viscoso que le entregue suavidad a los ingredientes y que sirva también como aglutinador del resto de los aliños. Y si nos entrega sabor, mucho mejor.

Cumple con todo lo anterior el aceite de oliva. Por lo mismo, me atrevo a recomendarlo como el único aceite a usar en ensaladas. Actualmente, en el comercio los hay de varios tipos y precios, pero afortunadamente casi todos tienen muy buen nivel.

Aceite de oliva extra vírgen Sol de Aculeo 5 litros


Aunque es casi una obviedad, para completar el aliño de una ensalada siempre necesitaremos —salvo algunas excepciones— sal y pimienta. ¿Alguna en especial? La verdad es que, con la variedad existente en el mercado, mejor dejarlo a gusto del consumidor final.

Molinillo de sal del Himalaya y primientas surtidas KA 170 gr


Más allá del aceite, la sal y la pimienta, todo aliño debe contener también un medio ácido para darle sabor a la ensalada y complementar el sabor del resto de los ingredientes. Las opciones suelen ser jugo de limón fresco o vinagre. Lo primero es fácil: exprimir un limón y nada más. Para el vinagre, las opciones en el mercado son muchas. Por lo mismo, se recomienda tener un par a la mano, dependiendo de los sabores que se le quieran dar a cada ensalada. ¿Una opción? El de jerez, que viene de España y es uno de los mejores del mundo (y no muy caro).

Vinagre de jerez La Española 250 ml


Otras ayudas

Más allá de los aliños tradicionales, las ensaladas también se pueden complementar con algunos otros productos, como yogur natural, mostaza o miel. Con ellos se pueden crear interesantes salsas para condimentar, como la siguiente.

Aderezo de mostaza y anchoas (especial para hojas verdes)

—1 cucharada sopera de mostaza fuerte

—3 filetes de anchoa picados muy pequeños

—½ taza de aceite de oliva

—1 limón

—Pimienta negra

En un bol pequeño, poner la mostaza y las anchoas picadas, agregar un poco de pimienta más el limón y al final el aceite de oliva. Revolver con un tenedor por un par de minutos o hasta que la mezcla se emulsione y ya estará listo el aderezo.

Mostaza American Classic Honey 340 g


Otra forma de realzar el sabor de una ensalada es por medio de frutos secos, como almendras o nueces, como también con semillas de maravilla o sésamo. Todos estos productos, al tener una textura más dura que los vegetales de la ensalada, le aportan un grado de crocancia que entrega al final una sensación en boca diferente y muy placentera.

Mix de frutos secos Piwén Aconcagua (almendras, maní, cranberries, coco y semillas de zapallo) 250 gr


Ingredientes clave

Además de los productos mismos que lleva cada ensalada, más los aliños con que podemos condimentarla, existen otros ingredientes que tal vez nos los tenemos tan asociados a ellas pero que verdad quedan muy bien en éstas.

Es el caso de las aceitunas, que en sus diversas variedades vienen perfecto en casi cualquier ensalada y se pueden utilizar en sus más diversos formatos. En esa misma línea están las alcaparras, que también aportan sabor —sobre todo acidez— y un toque visual distinto.

Alcaparras Gourmet 110 gr


Otro producto que le da una vuelta a muchas ensaladas es el huevo duro. Cortado en cubos pequeños, en gajos o incluso rallado va muy bien sobre los vegetales, ya que su clara le agrega algo de textura y la yema, al juntarse con los aliños líquidos, genera una salsita bien sabrosa. Y si quieren darle un toque aún más novedoso, pueden utilizar huevos de codorniz en vez de los típicos de gallina.

Huevos duros de codorniz Doña Blanca (18 un)


Para toque más sutiles quedarán recursos como los gajos de cítricos —como mandarinas o naranjas—, que de verdad pueden realzar el sabor de unas hojas verdes. Ahora, si lo que buscan es un toque aún más leve al gusto de los ingredientes de la ensalada, una pizca de hierbas aromáticas, ojalá mezcladas con un poco de aceite de oliva, siempre mejorará una de estas preparaciones.

Ensalada de betarragas asadas con queso de cabra y cítricos

—3 betarragas asadas y cortadas en rodajas finas

—200 grs de queso de cabra blando

—1 pomelo cortado en gajos (sin nada de su parte blanca)

—Alcaparras

—Sal, pimienta, aceite de oliva y vinagre balsámico

Pelar las betarragas, ponerles un poco de sal, pimienta y aceite de oliva y envolverlas en papel de aluminio. Llevarlas a horno fuerte por media hora y luego dejar enfriar a temperatura ambiente. A continuación cortarlas en rodajas finas y disponerlas sobre un plato grande junto a los gajos de pomelo. Encima colocarles el queso de cabra desmenuzado con las manos y algunas alcaparras a gusto. Aliñar con sal, pimienta, aceite de oliva y vinagre balsámico.

Hierbas italianas Kotanyi 48 g


*Los precios de los productos en este artículo están actualizados al 19 de octubre de 2021. Los valores y disponibilidad pueden cambiar.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.