Las puertas que se les abren y cierran a los deportistas chilenos con el aplazamiento de Tokio

El desfile inaugural de la delegación chilena en los Juegos de Río 2016.

Algunos celebran, otros se lamentan. El Team Chile reacciona al retraso de los Juegos hasta 2021, que podría tener incluso a inesperadas representantes. Aquí, las voces de alguno de los afectados.


Lo que muchos esperaban, finalmente ocurrió hoy. El último pilar del deporte mundial que se mantenía en pie resistiéndose a los efectos del coronavirus eran los Juegos Olímpicos de 2020, pero hoy terminaron por sucumbir. Era el clamor de muchos. También de varios deportistas chilenos, que veían como el tiempo pasaba y las opciones para clasificar a Tokio no aparecían.

Hasta este domingo el Comité Olímpico Internacional se aferró con todo lo que pudo para mantener el inicio de los Tokio 2020 para el próximo 24 de julio, pero ante la amenaza de boicot de Australia y Canadá, que anunciaron que no enviarían a sus deportistas si la cita se realizaba este año, además de las opiniones de las distintas federaciones nacionales e internacionales, Thomas Bach tuvo que ceder.

La noticia recién está siendo digerida por el deporte olímpico mundial y en el mismo COCh. Pese a que el COI ya había anunciado que las modificaciones en los sistemas de clasificación para la cita se publicarán a principios de abril, ante este escenario todo vuelve a comenzar de cero. El Covid-19 logró lo que atentados y boicots no pudieron.

El Team Chile cuenta hasta ahora con 15 clasificados para la cita nipona, pero muchos que aún buscan su cupo veían con incertidumbre qué iba a pasar. De los 46 proyectados, el judoca Thomas Briceño, campeón panamericano en Lima 2019, es uno de los que más se benefició con la medida. “La verdad, esto me ayudará bastante porque podré llegar al cien por ciento a las competencias”, reconoce el exponente de la categoría hasta 100 kilos.

Thomas Briceño durante estos días, entrenando como puede desde casa.

Para él, es una decisión correcta. “Es acertada, porque no hay que pensar solo en el deporte, sino en cómo será la propagación del virus de aquí a tres o cuatro meses más. Eso no lo sabemos”.

Pero no todos sonríen. La canoísta María José Mailliard, plata en el C1 200 metros de Lima 2019 y junto a Karen Roco y plata en el c2 500, cumplía una cuarentena voluntaria en el CAR de Curauma, donde ha entrenando las últimas semanas. Para ella, la noticia cayó “como un balde de agua fría”, pues sus aspiraciones apuntaban abiertamente a un podio. “Las sensaciones que tengo son demasiada buenas, siento que este era mi año deportivo. Pienso que la decisión fue muy precipitada, ahora no queda otra opción que ver la forma de volver a motivarse, ver el lado bueno”, se conforma.

María José Mailliard entrenando en Curauma, donde realizó una cuarentena voluntaria.

El atletismo es otro de los deportes a los que viene bien la medida. Solo cuentan con los lanzadores de martillo Gabriel Kehr y Humberto Mansilla como virtuales clasificados, pues son 11 y 17 en el ranking mundial de su especialidad, pero ante el aplazamiento, habrá más oportunidades para el resto. Y quizás un riesgo para los primeros.

Juan Luis Carter, presidente de la Federación Atlética de Chile, asegura que esta medida podría traer un nuevo escenario a su deporte. Esto, porque bajo la nueva clasificación de World Athletics (ex IAAF), cada deportista debía sumar puntos en el ranking mundial en eventos específicos, muchos de ellos en Europa, pero ante el nuevo escenario asegura que se deberá reevaluar eso e incluso traer eventos de mayor puntaje a Sudamérica. “Hay que reorganizar los sistemas a partir de los que diga la federación internacional, los gobiernos y el COI. El virus está muy propagado en Europa, eso también es algo que se está analizando para la recalendarización”.

Todo está ahora en nada. “Bueno, tendremos que pelear ahora para estar ahí”, dice Guillermo Gómez, entrenador de Tomás Barrios, que ganó el cupo olímpico tras su final en Lima 2019. Para hacerlo, debe estar entre los 300 mejores del mundo al cierre de las clasificaciones, las que recién comienzan a definir su nuevo sistema. El escenario es igual para todos los deportes.

El golf, que tiene por ahora a Joaquín Niemann con ranking como para clasificar y a Mito Pereira a dos puestos, está en la misma situación que todos. “La Federación Internacional no ha informado nada todavía, solo se habían congelado los rankings, pero en cuanto se sepa algo, informaremos", comenta Edgardo Bello Luther, gerente de la Federación Chilena de Golf.

Los positivos celebran

Por efecto colateral, la medida beneficiará a muchos deportistas que cumplen o están a la espera de sanción por dopaje. El caso más emblemático es el de Natalia Duco, suspendida hasta el 18 de abril de 2021 por un resultado adverso de GHRP-6. “Ella es una de las que podría clasificar, claro”, dice Carter sobre la lanzadora de la bala.

El otro podría ser Nicolás Jarry, quien está a la espera de defender su caso ante el Tribunal Antidopaje de la ITF. Jarry presentó una muestra adversa por estanozolol y ligandrol fue suspendido el 4 de enero, pero si demuestra que su positivo fue por contaminación en sus vitaminas (la tesis de su defensa) y no voluntario, podría recibir hasta menos de un año de sanción.

Por ahora, la decisión no cambia en nada el apoyo que el gobierno está entregando al Team Chile. “Este cambio de fecha no modificará en nada nuestro compromiso por seguir apoyando a nuestros deportistas con los recursos necesarios y el criterio de flexibilidad para quienes reciben la Beca Proddar. Entendemos que el Coronavirus ha afectado la preparación de los atletas, sus calendarios de competencia y hasta su vida familiar, por lo que nuestros equipos técnicos están monitoreando sus condiciones actuales y han mantenido permanente contacto con los deportistas del Team Chile y el Team Para Chile”, declaró la ministra Cecilia Pérez, tras enterarse de la noticia.

Comenta