Gobierno amplía aforo para ceremonias en espacios cerrados

Foto: Andres Perez

También se autorizó que un recinto albergue más de un evento en forma simultánea. Gremio del rubro hotelero y de eventos valoraron la medida.




El gobierno amplió los aforos máximos permitidos en la celebración de ceremonias o ritos, dependiendo de la fase del plan “Paso a Paso” en que se encuentre la comuna. La medida fue valorada por los gremios del sector hotelero y de eventos, que anticipan un aumento en la demanda.

En concreto, en Fase 3 se permiten 50 personas en un lugar cerrado y 100 en un espacio abierto, mientras que en Fase 4 el número se amplia a 100 personas en un lugar cerrado y a 200 en un espacio abierto. Ya en Fase 5 se permitirán 200 personas en un lugar cerrado y 400 personas en un lugar abierto. Hasta antes de esta decisión, estaba restringido a un máximo de 25 personas.

Además, se autorizó a que un recinto albergue más de un evento o actividad social y recreativa en forma simultánea, siempre que cuente con muros que aíslen todas las instalaciones requeridas por cada actividad y se establezcan ingresos y salidas. Por ejemplo, se pueden ocupar todos los salones de un hotel o de un centro de convenciones, pero sin que los invitados de un evento se topen con los de otra reunión. En los eventos, eso sí, no se permite el consumo de alimentos ni bebidas.

El presidente de Hoteleros de Chile, Andrés Fuenzalida, comenta que si bien aumentan los aforos de manera importante, esto “no resuelve el problema, pero es un paso”. “Si se pueden hacer reuniones de mayor tamaño como muestra ese cambio, los hoteles vamos a tener mayor posibilidad de tener clientes viajando a esas reuniones y conferencias”, dice. “En la industria de hotelería lo vemos con buenos ojos, porque básicamente se traduce en que vamos a tener la posibilidad de lograr mayor demanda a través de eventos de una mayor cantidad de personas”, añade.

Cree que si bien las empresas mantendrán las reuniones telemáticas a futuro, prevé que este cambio también dé pie a las reuniones mixtas. “Si uno piensa tener 50 o 100 personas en un espacio cerrado para las fases 3 y 4, respectivamente, puede permitir incorporar a muchas otras más vía remota, entonces ya sí se pueden hacer eventos y reuniones”.

Alrededor de la mitad de los hoteles del país todavía permanecen cerrados. El 36% de los hoteles están operando, mientras que el 13% todavía permanece como residencia sanitaria.

Productores

Por su parte, el presidente de las Corporación Nacional de Empresas de Eventos, Turismo de Reuniones y Afines (Coventur), Cristián Andrade, destaca que el cambio “es un pequeño gran paso”. “Permite la generación de demanda y también permite que un evento, una reunión, seminario, congreso o una expo pequeña, ya pueda tener rentabilidad. En un espacio cerrado hoy puedes desarrollar una convención híbrida, con 100 o 200 personas dependiendo de la comuna donde se encuentra y el resto de forma digital, es decir, se puede tener hoy un congreso de mil personas con 200 presenciales y 800 en línea”, explica.

Ahora bien, señala que los aforos debieran estar medidos por metros cuadrados y no por número de personas, considerando -dice- que existen salones en centros de convenciones que albergan de 2.000 a 2.500 personas.

En ese sentido, dice que “falta avanzar más” “Hoy tenemos museos que están con aforos por metro cuadrado, tenemos funcionando gimnasios y una serie de cosas -nosotros estamos muy contentos que otras industrias funcionen-, pero la nuestra se dedica a la trazabilidad de los eventos, a mover personas”, indica.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.