La resurrección de Máximo: Russell Crowe detalla la historia descartada de Gladiador 2

En conversación con el portal Screen Sant, el actor comentó que tras el éxito de la celebrada película que protagonizó en el año 2000, se tanteó una posible segunda parte con el retorno a la vida del personaje de Máximo.



En el centro del coliseo, Máximo, que apenas puede mantenerse en pie a causa de las heridas recibidas antes y durante el combate contra el corrupto emperador Cómodo, pronuncia unas sentidas palabras.

Mientras las fuerzas le abandonan, el antiguo general caído en desgracia y vendido como esclavo, pide la libertad para sus hombres y rehabilitar al senador Graco. Con el resto de aliento, finaliza afirmando: “Había un sueño que era Roma y se hará realidad”. Luego se desploma en la arena, muerto.

De esta forma acaba la vida de Máximo, el rol que encarnó Russell Crowe y le permitió conseguir el Oscar a Mejor Actor (además de otros cuatro en otras categorías). Pero la historia pudo no acabar allí. En conversación con el portal especializado Screen Rant, el intérprete recordó una conversación con el productor Doug Wick, en que éste le sugirió una particular continuación para la trama.

“La última vez que hablé con Doug, dijo que tuvo una gran idea -señala Crowe-. Maximus es sacado del estadio, ellos retiran esta gran roca y lo ponen en esta cueva y luego la roca se cierra y lo ungen con aceites. Y luego la piedra se abre y él sale”.

Pasmado ante la similitud con un conocido relato bíblico, el actor neozelandés hizo ver su reparo echando mano a la ironía. “Le dije: ‘Doug, no creo que tengamos los derechos sobre esa historia’ Pero eso fue hace mucho, mucho tiempo y no creo que él apreciara mi sentido del humor en ese momento”.

Sin embargo, la publicación asegura que desde hace un tiempo ronda la idea de filmar una secuela de la exitosa película, aunque sin la participación de Crowe. A saber, se basan en que “Wick dijo recientemente que la posibilidad de una secuela no está muerta y que [Ridley] Scott está trabajando en una solución al problema de resucitar a Maximus”. La resurrección del Gladiador parece no ser tan descabellada.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.


Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.