Vanessa Springora y el escritor pedófilo

La escritora y editora Vanessa Springora, autora de El consentimiento, publicado en español por Lumen.

En El consentimiento narra su relación con Gabriel Matzneff, cuando ella tenía 13 años y él 50.



Él era uno de los escritores más admirados de Francia; ella, una adolescente que amaba los libros. Gabriel Matzneff tenía entonces 49 años y Vanessa Springora, 13. Matzneff la cortejó y conquistó, como solía hacer con otras adolescentes y como luego lo descubriría ella misma. Aquella relación devastó su juventud, según cuenta. “Llevo muchos años dando vueltas en mi jaula, albergando sueños de asesinato y venganza. Hasta el día en que la solución se presenta ante mis ojos como una evidencia: atrapar al cazador en su propia trampa, encerrarlo en un libro”.

Publicado en enero en Francia, El consentimiento le dio forma a un secreto a voces en el medio literario: las relaciones pedófilas que Matzneff relata en sus libros son reales. La memoria de Vanessa Springora remeció al ambiente cultural francés, que ha sido tolerante con estas prácticas.

Amigo de François Miterrand y condecorado por Jacques Chirac, a los 84 años Matzneff era uno de los autores más reputados de su país. Su prestigio se desmoronó con el libro de Vanessa Springora: Gallimard, la casa editora del escritor, retiró sus obras de librerías y la fiscalía lo llevó a juicio.

Nacida en París en 1972, Vanessa Springora creció junto a su madre, quien trabajaba en una editorial. Durante una velada literaria conoció a Matzneff en los 80. Treinta años después publicó El consentimiento.

“Es un libro que en primer lugar he escrito para mí, es muy personal”, dijo vía Zoom desde París. “Ahora soy madre de un adolescente y de pronto proyecté mi historia en él. Le vi frágil, que no es en absoluto como se siente él, porque yo a los 14 años me creía adulta. Entonces no me daba cuenta de lo fácil que es para cualquier adulto o figura de autoridad seducir a un menor”.

Con este libro, la autora quiere ofrecer “un contrapunto a la obra de Matzneff, relatar el punto de vista de todas aquellas jóvenes que se encontraron atrapadas en sus libros. Yo también represento a otras chicas y chicos que han vivido historias similares en su infancia y adolescencia”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.