New Orleans es pura música

Anthony Davis

Los Pelicans barrieron sorpresivamente a Portland en la primera ronda de los 'playoffs'.




En la habitual ronda de pronósticos antes del inicio de los playoffs de la NBA, muy pocos se atrevieron, por decir nadie, a dar por ganador de New Orleans en su serie ante Portland. Y es que más allá de tener en sus filas al dominante Anthony Davis, los Trail Blazers se habían empinado hasta el tercer lugar en el Oeste, gracias a la brillante conducción de Damian Lillard, lo que les permitía contar con todo el favoritismo. Sin embargo, los Pelicans no solamente se dieron el gusto de superarlos, sino que además terminaron barriendo la llave, con cuatro victorias de forma consecutiva.

Por ello es que apenas se consumó la victoria en la serie, en el cuarto juego disputado el sábado, el community manager del equipo no pudo aguantarse las ganas de cobrarse revancha de todos quienes no creyeron en el equipo, dedicándole un mensaje a los 22 especialistas de la cadena ESPN. Seguramente, el funcionario se quedó corto porque la sorpresa fue mayúscula y la dedicatoria debió ir más allá.

Pero má allá del deseo de exigir reconocimiento público, lo cierto es que los Pelicans demostraron en esta primera ronda que pueden hacerle frente a cualquiera en el salvaje Oeste. La actuación de Davis en toda la serie ante Portland fue portentosa, sellando un cuarto partido con 47 puntos. La Ceja, como lo apodan en el planeta NBA, fue dominante de principio a fin, convirtiéndose en un problema sin solución para Portland. El alero de poder de New Orleans, que curiosamente explotó sobre el final de la temporada regular tras la lesión de DeMarcus Cousins, quien quedó fuera por el resto de la campaña, está reclamando su sitial en el Olimpo de la liga con actuaciones dignas de un superestrella, promediando 33 puntos en estos playoffs.

Claro que Davis ha tenido mucha ayuda de los actores secundarios. Jrue Holiday, un base con poco reconocimiento en buena parte de la liga, se destapó ante Portland. El sábado anotó 41 puntos, su mayor registro en unos playoffs, transformándose en el factor x de la serie.

El próximo rival de los Pelicans saldrá del ganador de la serie entre Golden State y San Antonio, que por ahora está favorable para el vigente campeón. Pero está claro que sea quien sea, New Orleans estará preparado para el reto.

Comenta