Julio César Rodríguez regresa al matinal este lunes tras superar el Covid-19: “Creo que en nuestra pega vale la pena correr el riesgo”

Julio César Rodríguez. Foto CHV.

Después de casi tres semanas en recuperación, el conductor de Contigo en la Mañana retomará sus funciones este 15 de junio, reencontrándose con su compañera Monserrat Álvarez en el estudio. "Hubo cuatro días en que no me acuerdo de nada", relata sobre su proceso.




Después de varias semanas sin sus animadores oficiales, el matinal Contigo en la Mañana de Chilevisión tendrá nuevamente en pantalla a su dupla de conductores titulares, Monserrat Álvarez y Julio César Rodríguez, luego que ambos superaran el coronavirus.

El lunes recién pasado se reintegró primero la periodista, quien en los últimos días estuvo acompañada en el set por el animador Jean Philippe Cretton. Y el próximo lunes será el turno de Rodríguez.

“Estoy dado de alta desde el lunes en la tarde, con mis certificados, y por eso el martes partí en la radio Biobío, en el Podría ser peor”, cuenta el conductor a La Tercera tras más de dos semanas en reposo.

¿Cómo se encuentra para este regreso?

Me siento súper bien hoy día, me pillaste en el mejor de todos los días que he tenido. Yo hice el viernes 22 de mayo el programa súper mal, ya estaba enfermo, con dolor de cabeza, con fiebre, con dolor de cuerpo. De hecho cuando lo estaba haciendo, cuando salió (el ministro Jaime) Mañalich (en el reporte diario) me fui a acostar un rato, me fui a tirar en la cama y todo. Y ahí terminé el programa como pude.

¿Qué fue lo peor de todos estos días en recuperación?

Yo estuve entre 8 y 10 días planchado, en cama total, pero estuve cuatro días en que no me acuerdo de nada. Dormía, fiebre, me tomaba los paracetamol, limonada, fiebre, dormía, así veía pasar el día.

“De todo lo que me dijeron los doctores nada me pasó. Me dijeron que iba a perder el gusto y tuve más gusto. Se me agudizaron los sentidos. Pero también tenía amigos que en la tarde me decían que les dolía la garganta y en la noche estaban en la clínica con oxígeno. Eso te da súper miedo, también hay un trabajo psicológico que hay que hacer”.

¿Qué reflexión hace de lo que les tocó enfrentar con la enfermedad, vivirlo en primera persona?

Creo que con el tiempo fue bueno, porque si lo miras a distancia con la Monse veníamos de una carga super fuerte desde octubre, prácticamente nos quedamos solos en el estudio y con un peso de contenidos súper fuerte, súper cargado en términos profesionales pero también en términos emocionales. Lo veo como que nos vino bien a los dos para descansar. Ahora el bicho yo no se lo doy a nadie. Profesionalmente nos vino bien porque ahora vamos a seguir adelante, seguir trabajando lo que dure esto, pero si me preguntas como persona, esto es una ruleta rusa y no se lo recomiendo a nadie. Hay que cuidarse, tomar conciencia, más en esta situación de colapso del sistema de salud.

Si bien no es posible establecer en un cien por ciento cómo se dio el contagio de ambos, los protocolos se activaron tras la visita del senador Manuel José Ossandón al programa, quien días después resultó con Covid-19 ¿Qué cree usted que ocurrió?

Yo me contagie en ese círculo, porque iba de mi auto al canal. Entiendo que la Monse se contagió antes que yo, y seguramente ella se contagió por Ossandón, que además tosió cuando estaba con nosotros en el programa, me acuerdo patente, varias veces. La Monse no se da cuenta porque fue asintomática, y yo por ahí por el viernes o lunes me debo haber contagiado, y por eso me vinieron los síntomas el otro viernes. Porque no tengo de dónde haberme contagiado, no fui a ningún otro lado.

Rodríguez recuerda que tras conocerse el contagio del senador, ambos se sometieron al test PCR, y que mientras su compañera dio positivo, él dio negativo. Álvarez se fue a su casa en cuarentena y él siguió haciendo el programa por una semana más pero desde su casa. Fue en un segundo examen que el comunicador supo de su contagio. “Entonces, pucha, ya había ido a buscar a mi hija, ya tenía armado el panorama porque era 21 de mayo, entonces me tuve que quedar con todos en mi casa, infecté a todo el mundo. Estuve seis o siete días pensando que no tenía y sí tenía”.

¿Cree que estar en el estudio sin mascarillas es un riesgo que debería evitarse?

Es un riesgo, pero es un riesgo que todos tenemos. Nosotros por mucho tiempo no tuvimos invitados, pero los otros canales, los otros programas, tenían invitados y estábamos muy en desventaja. Además las autoridades querían ir al estudio, entonces nosotros no teníamos al entrevistado porque se iban a los otros canales. Entonces nosotros ahí abrimos un poco nuestra editorial y empezamos a dejar ir a una persona al estudio. Nosotros siempre hemos sido los más cuidadosos, en otros canales iban cinco o seis personas y nosotros estábamos los dos animadores en los extremos y un invitado al medio, nunca hubo más. Entonces esto es azaroso, esto es así, ya nos contagiamos y creo que hay pegas que tienen más riesgo que otras. Yo creo que en nuestra pega vale la pena correr el riesgo, hacer el matinal, entrevistar a la autoridad, estar siempre fiscalizando lo que está pasando, tener la voz ciudadana. Creo que nosotros estemos expuestos vale la pena porque hay un bien superior.

Mucho gusto toma medidas por Lavín

A partir de esta mañana el matinal Mucho Gusto de Mega tiene a sus conductoras Diana Bolocco y Soledad Onetto participando desde sus casas. Esto luego de recibir en el estudio la visita del alcalde Joaquín Lavín, quien ha iniciado una cuarentena preventiva tras tener un contacto estrecho con un caso contagiado por coronavirus.

Desde Mega aseguran que “en el caso Lavín se cumplieron todas las medidas de precaución y distanciamiento”, pero que por precaución tanto las periodistas como otros miembros del equipo que tuvieron cercanía con el alcalde de Las Condes, permanecerán en sus casas hasta que la autoridad comunal conozca el resultado de sus exámenes, que serán entregados este sábado.

Comenta