El Vaticano considera “injustificada y grave” la decisión del Gobierno de Nicaragua de expulsar del país al nuncio

Foto: Stefano Rellandini / Reuters.

Frente a la solicitud del gobierno de abandono "inmediato" del país del nuncio, la Santa Sede destaca que siempre ha tratado de “favorecer las buenas relaciones” con las autoridades de Nicaragua, destacando el rol que realizó el monseñor Sommertag en la Mesa de Diálogo Nacional entre el Gobierno y la oposición política.


La Santa Sede considera que la decisión del Gobierno de Nicaragua de retirar el beneplácito y expulsar “inmediatamente” del país a S.E. Mons. Waldemar Stanislaw Sommertag, Nuncio Apostólico en Managua desde 2018, es “grave e injustificada”.

La institución religiosa recibió la noticia con “sorpresa y dolor”, según traslada en un comunicado publicado al mediodía, en el que ha deslizado que “resulta incomprensible” que el nuncio deba abandonar el país porque “ha trabajado incansablemente por el bien de la Iglesia y del pueblo nicaragüense, especialmente por los más vulnerables”.

La Iglesia y, en específico, el Nuncio Apostólico ha tenido un rol clave en el marco de la crisis sociopolítica del país, participando como mediador de diálogo e incluso solicitando la liberación de más de 150 opositores al gobierno de Daniel Ortega, presidente de Nicaragua, quien en enero inició un nuevo mandato en una polémica reelección. Ese mismo mes -por medio de un decreto- se le quitó la calidad de “Decano del Cuerpo Diplomático” al monseñor Sommertag.

Asimismo, en el comunicado el Vaticano pone de relieve que siempre ha tratado de “favorecer las buenas relaciones” entre la Santa Sede y las autoridades de Nicaragua. “Merece particular mención su participación como testigo y acompañante de la Mesa de Diálogo Nacional entre el Gobierno y la oposición política, en vista de la reconciliación nacional y de la liberación de los presos políticos”, indicó.

Con todo, la Santa Sede reafirmó su plena confianza en el representante Pontificio y se ha mostrado “convencida” de que esta decisión “unilateral” que ha tomado el Gobierno de Daniel Ortega “no refleja los sentimientos del pueblo de Nicaragua”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

La ciudad ubicada en la Región de la Araucanía, fue evacuada por completo prodcuto de las llamas, que hasta ahora han dejado un fallecido y más de 120 viviendas siniestradas.