Muertes por Covid-19 se disparan en México y país registra más de 1.000 decesos en un solo día

Trabajadores y familiares de un fallecido llevan un ataúd con el cuerpo de una persona que murió por coronavirus hasta su tumba en el cementerio de San Lorenzo Tezonco en Ciudad de México, este miércoles 3 de junio. Foto: Carlos Jasso / Reuters.

En las últimas horas fueron registrados 1.092 decesos relacionados con la pandemia, para un total de 11.729 víctimas fatales, en momentos en que el país reanudó esta semana la operación de sectores sensibles dentro de un plan hacia una “nueva normalidad”.




México reportó este miércoles una cifra de 3.912 nuevos casos de coronavirus, con lo que el número total de personas infectadas registró un nuevo récord para un día al subir a 101.238, de acuerdo a los datos divulgados por las autoridades sanitarias.

En las últimas horas fueron registrados 1.092 decesos relacionados con el virus, también un nuevo máximo diario, para un total de 11.729 víctimas fatales, en momentos en que el país reanudó esta semana la operación de sectores sensibles dentro de un plan hacia una “nueva normalidad”.

México hasta este miércoles ocupaba el séptimo lugar a nivel global en decesos ligados al coronavirus, mientras que en la lista de la cantidad de casos se ubicaba en el lugar 14, según un recuento de Reuters.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, dijo en conferencia de prensa que el pico en los decesos se debió a que se comprobaron fallecimientos relacionadas con el virus que no habían sido reconocidos en un inicio.

El funcionario expuso que la identificación de esos decesos son los primeros resultados del trabajo de un comité de expertos creado para dar mayor precisión a los datos oficiales, tras cuestionamientos alrededor de los mismos.

“Desde hace varias semanas, una comisión técnica específicamente está realizando métodos complementarios para identificar la mortalidad no observable”, expresó López-Gatell, la cara más visible de la estrategia de México para enfrentar la epidemia.

Los muertos relacionados con la epidemia en México podrían llegar hasta 30.000, advirtió el funcionario en una entrevista a un diario local.

El subdirector de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Jarbas Barbosa, aseguró el martes que México no debería de reabrir de “manera inmediata” porque la transmisión podría acelerarse.

“En este momento el país completo está en semáforo rojo. Esto quiere decir: existe el máximo riesgo de contagio si se sale a la vía pública”, sostuvo López-Gatell.

A nivel mundial, el virus surgido en China a finales del año pasado ha contagiado a más de 6.45 millones de personas, y cobrado la vida de casi 381,500, según el recuento de Reuters.

Comenta