Senado inicia juicio contra Trump y Casa Blanca pide agilizar el proceso

AFP_1O115JPW

Partidarios del impeachment contra el Presidente Donald Trump se manifiestan fuera del Capitolio, en Washington, en diciembre pasado.

La defensa del Presidente envió un escrito a la Cámara Alta instándola a cerrar rápidamente el caso y acusa a los demócratas de impulsar el impeachment por motivos políticos.


El juicio político contra el Presidente Donald Trump dará su puntapié inicial hoy en el Senado de Estados Unidos. Ayer, la defensa del Mandatario presentó un escrito a la Cámara Alta en el que aboga por una rápida absolución y rechaza los delitos de los que se acusa a Trump, por considerar que se trata de una "farsa" impulsada por motivos políticos por la oposición demócrata.

Se trata de la primera vez que se juzga a un presidente estadounidense que busca la reelección, por lo que los comicios de noviembre están en la mente tanto de demócratas como republicanos. A continuación las claves para entender el impeachment que se inicia hoy en el Senado de ese país .

La trama ucraniana

Trump está acusado de presionar a Ucrania para que encontrara información perjudicial sobre uno de sus principales rivales demócratas de cara a las elecciones de 2020: Joe Biden, y su hijo Hunter. Esto porque Hunter había trabajado para una empresa ucraniana cuando Joe Biden era vicepresidente de EE.UU.

Además, al Mandatario se le responsabiliza de retener US$ 400 millones de ayuda militar a Ucrania que ya había sido aprobada por el Congreso estadounidense, y de condicionar un encuentro con el Presidente ucraniano, Volodymyr Zelensky, en la Casa Blanca.

Pruebas en su contra

El origen de todo este proceso está en la denuncia de un funcionario de inteligencia estadounidense no identificado, que escribió una carta expresando su preocupación por una llamada telefónica entre Trump y Zelensky, efectuada el pasado 25 de julio. Una transcripción de la llamada reveló que el mandatario norteamericano había instado a su homólogo ucraniano a investigar acusaciones contra Joe y Hunter Biden.

Cargos contra Trump

Los cargos contra el Presidente son dos: abuso de poder y obstrucción al Congreso. "El mal comportamiento del presidente es tan simple y tan terrible como esto: el Presidente Trump le pidió a una nación extranjera, Ucrania, que anuncie públicamente una investigación sobre su oponente y una teoría sin fundamentos promovida por Rusia para ayudar a su campaña de reelección", indicó Adam Schiff, titular del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes cuando anunció la acusación.

Parámetros del proceso

Considerando que la Constitución de Estados Unidos solo establece los parámetros generales del juicio, le corresponde al Senado establecer cómo se realizará. Sin embargo, líderes de la Cámara Alta sostienen que el reglamento será muy similar al que se aprobó para el juicio de destitución de Bill Clinton en 1999. Así, el juicio se iniciará con la presentación de argumentos de ambas partes. El primero turno será para quienes ejercerán como "fiscales", que tendrán 24 horas hábiles para exponer su caso. Se espera que tomen unos tres o cuatro días en esa fase. Luego seguirá la defensa, que también tendrá el mismo tiempo a su disposición.

Una vez concluidas las presentaciones, los senadores podrán hacer preguntas, pero solo por escrito, que serían leídas por el juez John Roberts, el actual presidente de la Corte Suprema. Después los senadores debatirán si es necesario convocar a nuevos testigos o si se requieren más documentos.

Trump puede te puede optar para comparecer ante el Senado, pero se estima que es probable que testifique el abogado de la Casa Blanca, Pat Cipollone, en su lugar.

Los demócratas esperan que todo esté listo para cuando comiencen las primarias, en febrero.

La estrategia demócrata

Los demócratas están incrementando sus peticiones, dice The New York Times, para tener más testimonios y documentos, con miras a tener más evidencias contra Trump y fortalecer su caso. Para los analistas se trata de la estrategia que quiso seguir adelante la líder de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, para ejercer una mayor presión y permitir que salga más información a la luz pública a medida que se acercan las elecciones de noviembre. Se espera que el Senado considere nuevos testimonios, como el del exasesor de Seguridad Nacional, John Bolton.

Posible resultado

Es poco probable que Donald Trump termine condenado. Ello, porque se necesitan los votos de dos tercios de los senadores, es decir, el 67%. Actualmente, el Partido Republicano posee 53 escaños mientras que el Partido Demócrata tiene 47.

Comenta