Investigan ataque a Subcomisaría de Tirúa tras detención de sujetos portando municiones

Personal Control Orden Público (COP) e Intervención de Carabineros de la Subcomisaría Tirúa realizaron servicios operativos preventivos en el sector Quidico durante la noche.

Personal Control Orden Público (COP) e Intervención de Carabineros de la Subcomisaría Tirúa durante servicios preventivos en el sector Quidico. Foto: Twitter.

Cerca de las 23.00 horas del miércoles, un grupo aproximado de 50 personas atacaron el cuartel con elementos contundentes y disparos múltiples.




Un ataque a la Subcomisaría de Tirúa se registró anoche tras la detención de dos sujetos con antecedentes que fueron sorprendidos en una camioneta con abundante munición.

Posterior a ello, se registró un ataque a una vivienda que arriendan carabineros en Tirúa, además hubo una quema de una casa en el sector de Quidico y hubo cortes en la ruta que une Quidico con Cañete.

Los hechos se originan luego que efectivos de Carabineros de la Subcomisaría de Control de Orden Público de Tirúa detuvieron a dos sujetos cerca de las 22.00 horas de la noche del jueves, a raíz de un control vehicular en el sector Costanera de la comuna.

Al fiscalizar una camioneta, los efectivos policiales constataron que los sujetos portaban una caja con 500 cartuchos de escopeta calibre 12.

Los detenidos fueron identificados como A.A.MM. de 29 años quien mantiene antecedentes delictuales por lesiones, maltrato de obra a fiscal y otras faltas al Código Penal, y a R.E.P.S de 35 años, quien registra antecedentes por homicidio y amenazas.

Ambos fueron trasladados hasta la Subcomisaría de Tirúa.

Cerca de las 23.00 horas, un grupo aproximado de 50 sujetos atacaron el cuartel con elementos contundentes y disparos múltiples, no resultando personas lesionadas.

El jefe de la Octava Zona de Carabineros general Juan Pablo Caneo explicó que los atacantes “intentaron ingresar al recinto policial con la finalidad de rescatar a las personas”.

“Nosotros tenemos nuestro protocolos y tenemos nuestros elementos disuasivos que nos entrega el Estado y se hizo uso de ellos, gas lacrimógeno y uso de perdigones de plásticos, no resultando personas lesionadas”, precisó.

El general Caneo mencionó que “se escuchan en numerosos videos disparos. La unidad, de momento, porque se está periciando, no presenta impactos. Los daños que sufrió el cuartel fueron en vidrios producto de pedradas”.

“Todo lo que dice relación con disparos, que es lo que se tiene que investigar, al parecer, se hizo desde un sector más atrás de donde se encontraba la masa, disparando hacia el aire, no fue directo hacia la unidad”, afirmó el jefe policial del Biobío.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.