Senda: sube uso de tranquilizantes sin receta médica y consumo de cocaína muestra un descenso significativo respecto a 2018

El director nacional del senda, Carlos Charme, junto a la Jefa del Observatorio Nacional de Drogas, Karen Helmer presentaron los principales resultados del 14° Estudio Nacional de Drogas en Población General 2020, el cual confirma tendencia a la baja en el consumo de marihuana y cocaína.

El director nacional del senda, Carlos Charme, junto a la jefa del Observatorio Nacional de Drogas, Karen Helmer, presentaron los principales resultados del 14° Estudio Nacional de Drogas en Población General 2020, el cual confirma tendencia a la baja en el consumo de marihuana y cocaína. Foto: @Senda_gob.

El trabajo constata una estabilización en el consumo de alcohol y vuelve a evidenciar un descenso en la prevalencia de consumo de marihuana. Carlos Charme, director del Senda, comentó que "son noticias alentadoras pero que no nos deja tranquilos”. “Tenemos que entender que tanto en población escolar como en población adulta tenemos unos muy altos niveles de prevalencia de consumo en nuestro país”, advirtió.




El director nacional del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), Carlos Charme, y la la jefa del Observatorio Nacional de Drogas, Karen Helmer, dieron a conocer esta jornada resultados del 14° Estudio Nacional de Drogas (ENPG), correspondiente al año 2020.

El estudio reveló cómo ha variado el nivel de consumo de alcohol y otras drogas entre los chilenos en los últimos dos años. Para su elaboración fueron encuestadas más de 16 mil personas, de entre 12 y 64 años de edad, que representan a 10.893.883 habitantes de 109 comunas del país.

El trabajo ratifica la tendencia a la baja en el consumo de marihuana en población general, que pasó de 12,7% en 2018 a 11,4% en 2020. Según el ENPG 2020, el descenso en la utilización de cannabis se explica, fundamentalmente, por la caída en el nivel socioeconómico bajo (que pasó de un 12,4% a un 9,4%).

Respecto al alcohol, este estudio muestra una nueva estabilización en su consumo, pasando de 43,3% en 2018 a 44,3% en 2020. En cuanto a los episodios de embriaguez del 44,3% de los encuestados que reconocen haber consumido alcohol el último mes, el 50,2% declaró haber tenido al menos un episodio de embriaguez en ese período. Esto representa un descenso con relación al estudio anterior (56,3% en 2018).

En las principales conclusiones del estudio se señala además que el “uso de cocaína muestra un descenso significativo respecto al año 2018″, pasando de 1,0% en 2018 a 0,5% en 2020. Este resultado es el menor de toda la serie de estudios para esta droga, representando una reducción de 50% entre los años 2018 y 2020.

Por otra parte, se constata una tendencia al alza en el consumo de tranquilizantes sin receta médica, que pasó de 1,4% en 2018 a 2,0% en 2020, representando un aumento de un 42,9%.

Respecto al consumo de éxtasis, se muestra una estabilización de su uso durante los últimos estudios (2018- 2020) de 0,3%.

“Grave situación”

Carlos Charme advirtió que “tenemos que entender que tanto en población escolar como en población adulta tenemos unos muy altos niveles de prevalencia de consumo en nuestro país”.

“Son tan altas que si pudiéramos hacer una analogía médica es como si tuviéramos un enfermo muy grave con mucha fiebre”, planteó, señalando que cuando baja la fiebre “es una noticia alentadora pero no estamos tranquilos”.

En ese sentido, dijo que cuando se estabiliza el consumo de alcohol o “cuando por segundo estudio consecutivo baja la prevalencia de consumo de marihuana, son noticias alentadoras pero que no nos deja tranquilos”.

“Estamos en una grave situación, seguimos en una muy grave situación y necesitamos el esfuerzo de todos y todas para seguir trabajando en este camino preventivo”, afirmó.

Por otro lado, el estudio señala que la oferta de drogas presentó una disminución en todas las sustancias. La proporción de personas que declaró que le ofrecieron marihuana, disminuyó en 17,8% (pasando de 21,4% en 2018 a 17,6% en 2020); la oferta de cocaína bajó 43,85% (pasando de 6,4% en 2018 a 3,6% en 2020); y la de pasta base disminuyó en 50% (de 3,0% en 2018 a 1,5% en 2020).

Ministro del Interior: “Estamos avanzando”

El ministro del Interior y Seguridad Pública, Rodrigo Delgado, se refirió a los resultados del estudio, destacando que “como Gobierno hemos puesto nuestro foco en luchar contra el narcotráfico”.

“Queremos acabar con la violencia, la droga y las armas que generan temor en nuestros barrios. Con el trabajo de nuestras policías hemos logrado, en lo que va de 2021, sacar de circulación más de 197 millones de dosis de drogas. Y hay un trabajo más silencioso que también se enfoca en terminar con las adicciones que tanto daño hacen a nuestros jóvenes: la batalla que se da para prevenir el consumo. Y hemos visto avances”, afirmó.

Delgado destacó que en el último estudio “vemos una disminución en el consumo de marihuana y cocaína en 2020. Estamos avanzando y debemos seguir trabajando estrategias que nos permitan quitar poder a los narcotraficantes y proteger a nuestras familias de estas sustancias”.

Drogas a domicilio

Marcelo Sánchez, gerente general de Fundación San Carlos de Maipo y miembro del Consejo Consultivo del Senda comentó los resultados del estudio y la reducción en índices de consumo de drogas como marihuana y cocaína señalando que “la caída en consumo escolar es mayor y más significativa que el de población general y ambas ya están definiendo una trayectoria que se relaciona al aumento en la percepción de riesgo”.

“Sin embargo, hay que poner atención en el aumento del uso de tranquilizantes sin receta en niños, que aumenta significativamente en población escolar y también drogas sintéticas como el éxtasis, aunque aún en tasas bajas. El crecimiento requiere tomar acciones preventivas en el acceso de tranquilizantes y drogas sintéticas a las que acceden niños, a través de envíos domiciliarios o delivery”, advirtió.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.