Chile paradójico

FOTO: AILEN DÍAZ/AGENCIAUNO



SEÑOR DIRECTOR

Los chilenas y chilenos somos una raza especial, incluso paradójica. Porque tras las elecciones del domingo 21 de noviembre, que instalaron a Boric y Kast en la segunda vuelta presidencial, no han sido pocas las voces que ven en estos el peligro que conllevan los extremos (de izquierda y derecha) y ahora ven que una opción más moderada, o de centro, hubiera sido lo mejor para el país. Las mismas voces que, por cierto, no concitaron las mayorías suficientes para avanzar en el peregrinar presidencial, quedando en el camino.

No en vano, ahora tanto Boric como Kast deben buscar imperativamente los votos del vilipendiado centro político para ser electos.

Son las paradojas propias de un país cuyo “quo vadis” sigue sin definirse.

Rodrigo Durán Guzmán

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.