Obesidad infantil y regreso a clases



SEÑOR DIRECTOR

Ante el regreso de los niños a clases, es necesario considerar que durante más de un año su movilidad ha estado restringida, sin actividad física, alimentándose en la casa sin restricciones, y lo más probable es que la obesidad infantil haya aumentado. Por lo tanto, es el momento de tomar medidas públicas urgentes.

Lo primero es eliminar definitivamente los kioscos de los colegios, que no tienen justificación nutricional, sino solo económica.

Lo segundo es estimular a los padres para que manden fruta de colación en la mañana, o que el colegio la entregue en el recreo de las 11 AM, como se hace en Estados Unidos, la Unión Europea y en varias comunas de Chile.

Lo tercero es cumplir con las tres horas semanales obligatorias de educación física, con una intensidad moderada o intensa. Actualmente, la actividad vigorosa no supera los 20 minutos por clase y el 40 por ciento de las horas destinadas a educación física no se hacen.

Por último, es importante sacar a los niños a parques, bosques o plazas para que jueguen y conozcan la naturaleza, lo que además de la actividad física les enseña ecología, ciencias naturales y cuidado del medio ambiente.

El efecto positivo de estas iniciativas está basado en evidencia, no tienen un costo mayor y solo dependen de la voluntad política delas autoridades y del apoyo de la comunidad educativa.

Fernando Vio del Río

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Investigadores descubrieron que este elemento químico afecta el lóbulo occipital del insecto, impidiendo que puedan mantener una trayectoria recta y actuar de forma rápida ante los cambios en su entorno.