Vacunación



SEÑOR DIRECTOR

A poco más de un año de la pandemia de Covid-19, la comunidad científica y médica ha logrado aprender mucho de este virus que ha provocado más de 110 millones de enfermos y se acerca a 2,5 millones de fallecidos a nivel global. En este tiempo hemos podido conocer las manifestaciones clínicas y optimizar los escasos tratamientos con los que se ha demostrado disminución en la mortalidad; pero el punto más destacable es que gracias a la colaboración científica, ya tenemos vacunas seguras y eficientes disponibles. Hoy sabemos con certeza quiénes tienen mayor riesgo de enfermar grave y morir y son estas personas quienes deben ser priorizadas en los planes de inmunización. La mortalidad en adultos mayores es la más alta, y es por ello que en todo el mundo se les considera un grupo prioritario, luego vienen los enfermos crónicos, de todas las edades, quienes a nivel global y nacional han tenido más riesgo de hospitalización y muerte. Este grupo es el que se debe priorizar, ya que es aquí donde las vacunas tienen su mayor efecto protector, salvando vidas y disminuyendo hospitalizaciones, evitando colapsar el ya sobrecargado y extenuado sistema hospitalario.

La vacuna es un elemento más en el control de la pandemia. Debemos seguir cuidándonos, evitando las aglomeraciones, usar mascarilla, correcto lavado de manos y priorizar con criterios técnicos, de salud pública, el orden de la vacunación.

Dra. Claudia Cortés

Infectóloga, Académica U. de Chile, Vicepdta. Sociedad Chilena de Infectología

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.