Convención define las cinco primeras vicepresidencias adjuntas para conformar la mesa directiva

Foto: Convención Constitucional.

La nueva presidenta de la Convención Constitucional, María Elisa Quinteros, hizo un llamado al "acuerdo" para denifir a las dos vicepresidencias adjuntas faltantes.




Este jueves, la Convención Constitucional definió a cinco de los siete nuevos vicepresidentes adjuntos, los que pasarán a conformar la mesa directiva del órgano redactor junto a la recién electa presidenta, María Elisa Quinteros, y vicepresidente electo, Gaspar Domínguez.

Los cinco puestos fueron asignados a Amaya Alvez (Frente Amplio, distrito 20), Bárbara Sepúlveda (Chile Digno, distrito 9), Tomás Laibe (Colectivo Socialista, distrito 27), Natividad Llanquileo (escaño reservado, pueblo mapuche) y Lidia González (escaño reservado, pueblo yagán).

Por normativa de la convención, dos de los vicepresidentes adjuntos deben pertenecer a los escaños reservados de pueblos originarios.

La nueva directiva fue seleccionada a partir de un sistema de patrocinios. Los convencionales generales deben reunir al menos 24 patrocinios entre sus pares, mientras que los convencionales de pueblos originarios deben adquirir al menos ocho para ser elegidos.

La nueva presidenta de la Convención Constitucional, María Elisa Quinteros, hizo un llamado al “acuerdo” para definir a las dos vicepresidencias adjuntas faltantes.

Tras dar a conocer a los nuevos vicepresidentes adjuntos, cada uno dio un discurso.

Bárbara Sepúlveda (Partido Comunista) indicó: “Defenderemos la incorporación de los derechos que nos faltan. De la distribución del poder, siempre con perspectiva de género. (...) Con mucho optimismo les digo ‘prepárense’, porque vamos a aprobar la primera Constitución feminista del mundo”.

Por su parte, Amaya Alvez (Revolución Democrática), sostuvo: “Tengo dudas y temor de estar hoy aquí, y siento la responsabilidad de encauzar un diálogo fructífero. (...) Hemos dado pruebas de ser un proceso de escucha atento, a través de las audiencias públicas y de empujar el desafío de consulta indígena”.

Tomás Laibe (Partido Socialista) expresó que “es una buena noticia que las regiones extremas y las disidencias sexuales continuemos en esta mesa. (...) El día de ayer fue difícil. Los días que tuvimos de elección de esta nueva mesa fueron tiempos complejos, pero el trabajo que viene adelante requiere de la superación de nuestras diferencias políticas”.

Desde los pueblos originarios, Natividad Llanquileo (pueblo mapuche) se comprometió a “llevar la voz de todos los pueblos”. “Asumo esta responsabilidad con una preocupación vital: la participación popular. No hemos comunicado adecuadamente a nuestros pueblos el trabajo realizado aquí y la forma que tienen para incidir en el proceso constituyente”, dijo.

“Quiero comprometerme a trabajar y aportar en esta mesa ampliada para lograr que la consulta indígena sea exitosa. (...) Además, para ser un agente de diálogos y acuerdos, capaz de dialogar con todos los sectores que quieran avanzar en lograr el éxito de esta Convención”, afirmó Lidia González, del pueblo yagán.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.