Evópoli pide volver a proyecto original y no reducir jornada laboral a 41 horas

PiñeraWEB

El partido está en desacuerdo con la indicación que anunció el gobierno y lo planteará hoy en el comité político. En RN, en tanto, transmitieron dudas sobre acortar las horas de trabajo.




"Evópoli defenderá con fuerza el proyecto original del gobierno que pone el foco en la flexibilidad". Así de tajante fue ayer el presidente de Evópoli, Hernán Larraín Matte, al cuestionar la idea del gobierno de adicionar al proyecto de adaptabilidad laboral una indicación para reducir la jornada a 41 horas promedio.

La medida la anunció el jueves pasado el ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, para contrarrestar el proyecto de la oposición -liderado por la diputada del PC Camila Vallejo- que pretende disminuir la jornada de trabajo a 40 horas semanales. Esto, luego de que la iniciativa de la izquierda comenzara a tener un amplio respaldo ciudadano, según algunas encuestas.

Si bien el sábado Evópoli ya había transmitido sus aprensiones con la indicación, ayer terminaron por rechazarla directamente.

Una postura que Larraín Matte planteará hoy en el comité político de La Moneda. "Debemos recuperar la seriedad en este debate, y no caer en populismos simplistas. Confiamos en que el gobierno pondrá por delante a los trabajadores y no a las encuestas", afirmó a La Tercera Larraín Matte.

El jefe de bancada del partido, Luciano Cruz-Coke, agregó que "cualquier indicación que encarezca la labor de las pymes, fomente la informalidad y perjudique a los trabajadores menos calificados, no la apoyaremos". Y añadió: "El proyecto original merece la oportunidad de ser defendido. Aquí el gobierno pone la música, no el PC".

En el gobierno, en todo caso, recalcan que en el proyecto original siempre se contempló una reducción horaria. Pese a eso, en Evópoli transmiten que no es lo mismo, porque -dicen- con la indicación se le "quita flexibilidad" a la jornada laboral, lo que repercutiría en el empleo.

Con el planteamiento de Evópoli, por segunda semanas consecutiva la reforma de adaptabilidad laboral del gobierno se abordará en el comité político. El lunes pasado, Chile Vamos ya había pedido "comunicar mejor" la iniciativa del Ejecutivo y advirtieron que el proyecto de la izquierda estaba "ganando" ante la opinión pública.

Dudas de RN

La idea de reducir la jornada laboral a 41 horas promedio en 90 días, como busca la indicación que presentará el gobierno, también comenzó a generar dudas en RN. Esto, en un escenario en que, además, hay parlamentarios de ese partido -como Ximena Ossandón y Francesca Muñoz- que respaldan la iniciativa de Vallejo.

El presidente del partido, Mario Desbordes, si bien recalcó que en principio apoya la iniciativa del gobierno, advirtió que hay que estudiar en detalle el impacto que podría generar en las pymes. "La bancada de RN ha planteado que apoya el proyecto del Ejecutivo. Ahora, respecto de la rebaja de jornada, somos varios los que queremos analizar en detalle el impacto que eso tiene", dijo a este medio.

Además, Desbordes sostuvo que no pueden legislar pensando en los grandes empresarios y que se reunirá con agrupaciones de pymes para ver qué piensan del proyecto.

"Si acordamos rebajar la jornada hay que ir por la vía que plantea el gobierno, con la flexibilidad horaria, pero antes de rebajar la jornada quiero ver qué impacto tiene esto en la economía y, sobre todo, en las pymes", agregó Desbordes.

La presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe -quien criticó el rol que ha jugado el ministro Monckeberg para defender el proyecto del gobierno-, sostuvo que "hay que evaluar bien el tema", pero que existen alternativas para reducir la jornada laboral como "la gradualidad".

En paralelo continúan los enfrentamientos por este tema al interior de Chile Vamos. Van Rysselberghe criticó ayer, en entrevista con TVN, a los parlamentarios de RN que apoyan el proyecto de la oposición, y aseguró que tienen "una actitud irresponsable". Ante esto, Desbordes pidió "cuidar el lenguaje" y recordó que varios diputados UDI apoyaron el proyecto del PC sobre la "ley de la jibia", el que, a su juicio, ha dejado "cesantes a trabajadores".

Monckeberg cita a cena

En medio de las polémicas que se han generado al interior de la coalición por el proyecto del Ejecutivo, el ministro del Trabajo invitó ayer a algunos parlamentarios de RN a una comida para hoy en su casa.

De acuerdo a fuentes del partido, entre los invitados se encuentran el jefe de bancada, Alejandro Santana, y la diputada Ossandón.

Además, según dirigentes del oficialismo, el ministerio se contactó con parlamentarios de Evópoli con la intención de sostener una reunión durante la jornada de hoy.

Comenta