Asimet: Chile no está preparado para rebajar la jornada laboral

arri

Dante Arrigoni hace un llamado al Ejecutivo para que cree un Ministerio de la industria.




Ad portas de la cena aniversario de la Asociación de Industrias Metalúrgicas y Metalmecánicas (Asimet), a la que se espera asista el Presidente Sebastián Piñera, el presidente del gremio, Dante Arrigoni, (en la foto) hizo un fuerte llamado a sopesar los efectos en la productividad de una eventual reducción de la jornada laboral en Chile, por cuanto considera que el país no se encuentra preparado para afrontar un cambio de esta magnitud.

En este contexto, Arrigoni se mostró crítico respecto a la conducción del actual debate político por la reducción de la jornada laboral, e instó a quienes protagonizan la discusión a que dejen de compararse con los países desarrollados de la Ocde y asuman que la realidad de Chile es otra. "No es serio pensar en tener una jornada de trabajo similar a la de los países de la Ocde, cuando ellos tienen doble de productividad que nosotros", dijo.

A su juicio, para que la productividad vuelva a tener aumentos sostenidos en el tiempo, la reducción de la jornada laboral no debe plantarse como un hecho aislado, sino que tiene que acompañarse de un plan de industrialización de largo aliento, que a su vez se complemente con una serie de facilidades para que las empresas puedan tecnificarse.

Para Arrigoni, dirigir al sector hacia el desarrollo supone una serie de desafíos, que solo pueden llevarse a cabo si se implementan políticas públicas en función de automatizar los procesos hoy día manuales. "En Chile, es necesario dar un salto hacia la Industria 4.0, donde la digitalización, la innovación y la interconectividad sean los pilares fundamentales", indicó.

Lo anterior, según Arrigoni debe acompañarse también de la creación de un Ministerio o una subsecretaría de la Industria "que funja el rol de articulador de estrategias que hagan competitivo a nuestro sector.

En el tema tributario, el dirigente gremial pidió al gobierno no transar en materia de reintegración tributaria y pidió además que se considere además la rebaja del impuesto corporativo a una tasa del 24%, que es el promedio de los países Ocde.

Comenta