El A B C del financiamiento que Latam busca obtener para completar el DIP

El tramo C considera un fee de 2,5%, un interés de 14,5% y una rentabilidad de 47,5% si optan por capitalizar. Para el A aún no se fijan las condiciones. Y el tramo B se reservó para una eventual ayuda estatal.




En pleno proceso para el levantamiento de fondos se encuentran en Latam Airlines, en el marco del procedimiento de deudor en posesión del Capítulo 11 de la ley de quiebras en Estados Unidos.

Hace algunos días anunciaron que formalizaron ante la Corte del Distrito Sur de Nueva York el primer tramo, el C, de la propuesta de financiamiento DIP (Debtor in Possession por sus siglas en inglés). La propuesta será complementada con otros dos tramos, el A y el B.

El Tramo C corresponde a US$ 900 millones que comprometieron los accionistas Qatar Airways (US$ 600 millones) y familias Cueto y Amaro (US$ 300 millones) el 26 de mayo pasado.

La propuesta también contempla una ampliación del tramo C por un monto total de US$ 250 millones, para que otros accionistas puedan participar, por lo que ese proceso sigue en curso y sus asesores financieros trabajan para obtener esos montos adicionales. Se espera que a fines de mes esto sea aprobado por el juez que lleva la causa.

Las condiciones para los inversionistas de este tramo C contemplan un fee de 2,5%, una tasa de interés de 14,5% (pagada al final del proceso) y una rentabilidad de 47%, si deciden optar por la vía de convertir en acciones el pasivo. De ser así, entre otras condiciones, deben permanecer al menos 15 meses en la propiedad.

Este es el tramo en que ya están comprometidos los actuales accionistas Qatar Airways y la familia Cueto.

Estos mismos accionistas, junto con Delta Airlines, dueño de un 20% de la aerolínea, firmaron un contrato de apoyo, en el que se obligan a permanecer como accionistas y a aprobar el aumento de capital de salida del proceso Capítulo 11.

Tramos A y B

Hasta ahí, como máximo recabarían US$ 1.150 millones. Les restarían obtener otros US$ 1.000 millones para alcanzar lo deseado por la firma, y unos US$ 800 millones para dar por exitoso el proceso.

Para ello, crearon el tramo A y B en este proceso de financiamiento DIP dirigido a accionistas o inversionistas.

El primero no cuenta con la opción de capital, aunque sí tienen preferencia de pago por sobre el tramo C. Aún no están establecidas las condiciones a las que se podría obtener el préstamo. Por lo pronto, LarrainVial también está en conversaciones con distintas entidades financieras, como fondos de inversión y bancos. No se descarta una operación sindicada. Esa es la prioridad para la compañía por estos días.

Pero existe una tercera alternativa para levantar recursos. Una que ha estado más esquiva: los gobiernos. Y son los gobiernos, en plural, pues esta compañía tiene presencia en varios mercados de la región. Así, el tramo B se dejó reservado para eventuales ayudas estatales que puedan surgir.

Es que si bien en el comunicado del domingo pasado la firma daba cuenta de que no contaba con estos fondos, ante una crisis sanitaria más prolongada puede hacer necesario recurrir a la alternativa B.

Las conversaciones más avanzadas están en Brasil, país con el que se han analizado aportes a través del banco estatal Bndes. En Chile no ha habido avance concreto.

La experiencia de las aerolíneas europeas no es alentadora en cuanto a la velocidad de recuperación. Si bien el desconfinamiento ha empezado, los vuelos larga distancia son prácticamente inexistentes. Los vuelos domésticos han repuntado, pero no logran significar más allá del 30% de la operación normal. Hoy, Latam opera en torno al 5%, con una ocupación cercana al 60%, y se prevé ir subiendo gradualmente, aunque el freno de los viajes de la minería para evitar la propagación de contagios limita esa intención.

Así, a menos que se produzca una vacuna en el corto plazo, las perspectivas apuntan a una lenta recuperación de la capacidad de transporte. Ese horizonte se ve recién para 2024.

Por lo que dado que el 86% de las aerolíneas del mundo han recibido aporte estatal, no es impensado que el tramo B se termine ocupando. P

Comenta