Contenido presentado por

La Inteligencia Artificial como un cazatalentos para las empresas

Autor: Pulso

De las múltiples aplicaciones que presenta esta tecnología para el área de Recursos Humanos, los expertos apuntan especialmente a la búsqueda y selección de personal.


Pasado el temor inicial que provocó la irrupción de la Inteligencia Artificial, comenzó a verse con más claridad el universo de oportunidades que esta tecnología brinda, no ya para competir con los humanos y desplazarlos de sus labores, sino para complementarlas y mejorarlas.

En ese sentido, los departamentos de Recursos Humanos se colocan entre los primeros en aprovechar estas ventajas. Y una de las más importantes se relaciona con la búsqueda y selección del personal.

“Gracias a la Inteligencia Artificial podemos imaginar un mundo en el que cada uno de nosotros pueda tener un cazatalentos personal que siga nuestras recomendaciones”, resume Betsy Kolkea, consultora de RRHH de Meta4, empresa especializada en soluciones tecnológicas para la gestión de Recursos Humanos.

Efectivamente, la Inteligencia Artificial está generando una revolución en este aspecto, porque no solo puede determinar cuál es el mejor lugar donde publicar un puesto de trabajo, sino también mejorarlo mediante datos de rendimiento recabados tras la contratación.

En la era del Big Data, la cantidad de datos disponibles hace necesaria una manera distinta de valorarlos y analizarlos, y es allí donde llega a cumplir su rol la Inteligencia Artificial. Los modelos predictivos y la automatización de procesos son dos campos donde esta tecnología demuestra claramente sus beneficios.

“Esto también acelerará el descubrimiento de talento y permitirá una mejor asignación de empleados y candidatos a los puestos vacantes”, agrega Kokea, quien asegura que todos estos procesos “experimentarán una transformación” de aquí en más.

La generación de sistemas que sean capaces de responder en forma autónoma es el factor clave que introduce la Inteligencia Artificial. Pero la selección de personal no es la única tarea en que esta nueva herramienta hace su aporte dentro del área de Recursos Humanos.

La formación y entrenamiento también pueden ser mejorados a partir de su utilización. La personalización del aprendizaje en función de los diferentes comportamientos de cada empleado, de su interacción con los demás, es posible gracias a algoritmos informáticos que permiten, de este modo, hacer más eficiente la capacitación.

En definitiva, la Inteligencia Artificial está destinada a desempeñar un papel protagónico en la gestión del talento dentro de las empresas. Aquellas que demoren menos en adoptarla e implementarla contarán con una valiosa ventaja competitiva.

Seguir leyendo