En diez años inversión en ciencia no ha variado y en los últimos dos se mantiene en 0,34% del PIB

Hospitales en pandemia: Una mirada al funcionamiento en Temuco

Foto: Agencia Uno

Encuesta del Ministerio de Ciencia reveló los niveles de inversión en el país, sondeo que también rescata que la participación de las mujeres en la investigación creció en comparación con el año anterior.


El Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación dio a conocer los resultados preliminares de la Encuesta sobre gasto y personal en Investigación y Desarrollo, datos referenciados al año 2020, recolectados durante 2021.

Dentro de las principales cifras, se observa que la inversión en I+D en Chile se mantiene en 0,34% del PIB. Sin embargo, medido en millones de pesos existe una caída de $14.938 millones en relación con la última encuesta elaborada.

Si se considera la inversión en los últimos 10 años (2010-2020), no ha existido un mayor crecimiento. Esta es la evolución de la investión en ciencia en los últimos años:

2010 0,33% del PIB

2011 0,35%

2012 0,36%

2013 0,39%

2014 0,38%

2015 0,38%

2016 0,36%

2017 0,37%

2018 0,37%

2019 0,34%

2020 0,34%

Sobre las fuentes de financiamiento, se presentó una caída por segundo año consecutivo por parte del Estado, financiando $27.743 millones menos en 2020 respecto a 2019, equivalente a una caída del 8,9%. En esta misma línea, la inversión internacional también mostró una disminución del 62%, lo que se traduce en $23.498 millones.

También hubo un aumento en la inversión en I+D por parte de las empresas ($20.545 millones, 9,6%), instituciones de educación superior ($14.366 millones, 12,8%) e instituciones privadas sin fines de lucro ($1.392 millones, 10,5%).

El ministro de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación, Flavio Salazar, indicó que “esta encuesta anual nos permite visualizar cómo avanza la inversión en investigación y desarrollo en su totalidad nacional, incluyendo los fondos que se entregan desde el Estado y también el aporte que hacen los privados!

En ese contexto,” hemos notado que hay una caída significativa durante los últimos tres años de la inversión en investigación y desarrollo, lo que nos mantiene en el 0,34% del producto interno bruto. Se aprecia una disminución del aporte del Estado, situación preocupante que esperamos revertir como gobierno durante estos cuatro años”.

En la encuesta se observa también que a pesar de la disminución de la inversión por parte del Estado, existe un aumento de inversión desde el sistema privado. Lo que valoran positivamente desde el Ministerio, ya que “implica que en el futuro podemos incentivar aún más este incremento”, agregó el ministro Salazar.

Para la subsecretaria de la cartera, Carolina Gainza, “el desafío principal es trabajar en un cambio cultural en el cual nos convenzamos como país de que la investigación no es un gasto, sino que una inversión”.

En los análisis que se han hecho, y que consideran la trayectoria de desarrollo de los ecosistemas de CTCI de otros países OCDE, se ha observado que aquellos países que han invertido más desde el Estado, después de un tiempo pueden observar cómo crece la inversión de los privados.

“En otras palabras, ese impulso inicial consigue apalancar la inversión de los privados, porque entrega certezas al ecosistema CTCI y define misiones que permiten concentrar la I+D en áreas prioritarias de desarrollo” añadió Gainza.

Más mujeres en investigación

“El Gobierno ha señalado que fomentar la inversión en I+D es central en la reforma tributaria, por lo tanto, existe conciencia respecto a la necesidad de fortalecer nuestro sistema de ciencia, tecnología, conocimiento e innovación”, sostuvo la subsecretaria.

Si se compara Chile con países similares, se ve que en aquellos con un gasto en I+D menor al 1% del PIB, la participación del Estado en el financiamiento a I+D es mayor que el de las empresas; mientras que en aquellos en los que la inversión es mayor al 1% del PIB, es el privado quien financia mayores recursos en I+D y el Estado disminuye.

Otros de los datos que arroja esta encuesta, es que el número de personas que se dedican a I+D tuvo una pequeña caída del 0,5%, lo que en número se refleja de 16.422 a 16.348.

Sin embargo, se observa que hubo 290 personas más investigando por medio de jornada completa (3%) y que existe un aumento del 6,4% en el personal que cuenta con doctorado (263 personas más), principalmente en mujeres (8,1%).

En la misma línea, y en cifras asociadas a género, hubo una evolución del personal femenino dedicado a estas actividades. Del total de mujeres en investigación y desarrollo con jornada completa, se vio una caída de 171 personas, que es equivalente a un 2.6% menos. Además, las mujeres pasaron a representar de un 40,1% a un 39,2% del total de personas dedicadas a esta área.

Respecto a la posición de Chile sobre la inversión de I+D a nivel internacional, nuestro país aún continúa por debajo de los países de la OCDE, quienes invierten en promedio un 2,68% del PIB. Sobre otros miembros, solo México y Colombia reportan un gasto menor.

Los datos preliminares de la Encuesta sobre gasto y personal en Investigación y Desarrollo se encuentran disponibles en la Plataforma Observa de la Oficina de Estudios y Estadísticas del Ministerio de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación: https://observa.minciencia.gob.cl

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Quay Quarter Tower, un edificio de 59 pisos, fue construido sobre otro edificio de la década de los 70, manteniendo el 90% del núcleo y un 65% de la estructura.