El video en contra de la violencia callejera que da que hablar en las redes sociales

Foto: Agencia Uno

Campaña no juzga ni acusa, sino que en ella hombres invitan a otros hombres a reflexionar sobre el acoso callejero. ¿Por qué hay que explicar esa violencia? Las cifras son claras: sólo un 15,3% de las mujeres responde que no ha vivido esa violencia, porcentaje que en ellos sube a 44,8%.


“Ah bueno, estás para secuestro. ¿Sabes todo lo que te haría?”, es la frase que inicia el video de 2:26 y que es comentado en redes sociales, el que forma parte de la campaña #CambiaelTrato, creada por Avon. Las imágenes muestran a un hombre joven que hace un comentario sobre el cuerpo de una mujer en la calle y su amigo lo lleva a cuestionarse sobre lo violento de ese acto y a decir no a la violencia de género.

¿Por qué hay que explicar la violencia que sufren mujeres en el espacio público? Las cifras son claras, cuando hombres y mujeres son consultados sí han vivido esa experiencia, solo un 15,3% de las mujeres responde que no. En ellos, sin embargo, la cifra sube a 44,8%, indica el Estudio de caracterización y opinión sobre el acoso sexual callejero y sus posibles sanciones, del Observatorio contra el Acoso Callejero (OCAC) del año 2015.

No la conocen, no la viven, no la entienden, explica María José Castillo abogada de Corporación Humanas. Es destacable que sea un hombre el que le explica a otro una vivencia que es cotidiana para muchas mujeres. “Las mujeres siempre han dicho esto y los hombres no nos creen, porque no lo viven, y señalan prejuicios de que somos ‘alharacas’ con el tema”, dice Castillo.

Por eso está bien que se explique algo que es obvio para muchas mujeres, agrega Lorena Contreras, directora del Magíster en Psicología Jurídica de la Universidad Diego Portales. “Porque ellos no tienen la vivencia, no lo entienden y no pueden identificar esa vivencia en la conducta que se normaliza”.

Rol del testigo

El video muestra además una estrategia que ha demostrado ser muy eficaz a la hora de hablar de situaciones de violencia, dice Contreras, que se relaciona con involucrar a la figura del testigo. Siempre se piensa en prevenir con la víctima y el victimario como protagonistas, pero el rol de quienes rodean esa situación, quienes se ríen o callan al ver esas situaciones, sostiene, es necesario que asuman también su responsabilidad.

“La violencia también constituye una demostración de poder que tiene que ver con el tercero, el que se ríe el que considera que es una manifestación de masculinidad, cuando el otro le muestra que eso es violencia y que no le parece gracioso, de alguna manera permite que la persona vivencie la violencia de manera distinta. Se ha hecho mucho con el bullying, es algo que nos convoca a tomar una posición como testigo, a cuestionar cómo se permite que esa violencia ocurra y se naturalice

A su vez, que sea un hombre el que le explique a otro hombre, es valioso porque tiene más cercanía para ellos, dice la abogada. Lo que cuenta con una ventaja, explica; “en general los hombres validan más la palabras de otros hombres. Y ellos tienen que hacerse cargo de esto, que no es un solo un tema de mujeres, que es responsabilidad de todos y todos tenemos algo que decir”.

Y se trata de una realidad para un gran porcentaje de mujeres: El 85% señala que ha sufrido acoso sexual callejero en los últimos 12 meses. De ellas, a aproximadamente el 36% lo padece por lo menos una vez a la semana y una de cada 10, una o más veces al día, señalan los datos del estudio de OCAC.

Una de cada tres mujeres será víctima de violencia en algún momento de su vida, resalta Carolina Cerón, jefa de Desarrollo de Canales Avon Chile. “En Avon vemos en cada una de ellas a una persona y no a una estadística, y a cada hecho de violencia como inaceptable. Por eso, mantenemos un fuerte compromiso de ayudar a poner fin a la violencia y el abuso, tanto físico, psicológico, sexual, patrimonial y simbólico”, dice.

Ese es el propósito de #CambiaElTrato, indica Cerón. Una iniciativa global, que recientemente se lanzó en Argentina y que en los próximos días también se implementará en Chile. Fue desarrollada para hacer visibles aquellas situaciones de violencia hacia las mujeres que están naturalizadas en la sociedad, destaca.

“Para mostrar que hay conductas y prácticas que son violencia y, muchas veces, no se perciben como tales. Un aspecto muy importante de la campaña es que no juzga ni acusa, sino que, a través de conversaciones íntimas, hombres invitan a otros hombres a reflexionar sobre la manera en la que tratan a las mujeres, en situaciones cotidianas. Situaciones que no atentan contra la integridad física de mujeres, pero que sí ponen en riesgo su autoestima, su libertad y sus derechos”, señala Cerón.

Las campañas y videos que abordan está temática desde un enfoque de concientización, son muy relevantes indica Contreras. “Está bien hecho y es interesante en términos de la propuesta. Si uno entiende el acoso callejero que un tema de origen cultural, que se basa en lo que se entiende como femenino y lo masculino, el cambio que se debe generar es fundamentalmente cultural”.

Los medios y las redes sociales son los principales modos es que las personas se informan, dice Castillo, por eso que se difunda es relevante. “Pero eso no quita la responsabilidad del Estado, sería relevante que el Estado iniciara este tipo de campañas, que el Estado las fomente”.



Seguir leyendo