Isabel Ossa Guzmán: “Desde que llegó el Covid-19, estoy con síndrome de abstinencia de comida peruana”

Crédito: Clara Prado

Autora de la colección de cuentos Mujeres chilenas. Este año lanzará el octavo título: Un arte nuevo, una semblanza de la artista Matilde Pérez.




* Leo

Sobre todo novelas policiales, es casi patológico lo mucho que me gustan. De niña, Agatha Christie; cuando era universitaria, Conan Doyle, Poe y Highsmith. Ahora estoy pegada con Henning Mankell y su saga negra sobre el inspector Wallander.

* Uso

La tina con agua hirviendo y el calientacamas. Tengo un serio problema de gelidez en mis pies y no puedo quedarme dormida hasta que no entran en calor.

* Veo

Películas, series y documentales sobre asesinatos, investigaciones criminales y casos sin resolver. Acabo de terminar El Bosque, y antes de eso vi Case, No hables con extraños y Conversaciones con asesinos.

* Admiro

A las mujeres en general, por el empuje con que enfrentamos la vida y porque somos capaces de todo, aunque casi siempre tengamos más obstáculos.

* Compro

Libros de carne y hueso. Anillos enormes. Pisapapeles, hormas de zapatos, relojes de pared, calaveras, suculentas y retablos para mis colecciones. Y chocolates de mala calidad, que son los más ricos.

* Viajo

Por estos días sería inmensamente feliz con unos días en la playa. Todos los años, en nuestro aniversario, le regalo a mi marido un viaje a algún lugar de Chile. Este año espero que podamos ir a Tierra del Fuego.

* Como

Desde que llegó el Covid-19, estoy con síndrome de abstinencia de comida peruana. No me gusta pedirla porque llega remojada y me da asco. Pero daría mi vida por un piqueo frío o un tiradito del Cocoa.

* Escucho

Para trabajar, piano. Y, para todo lo demás, los trovadores en español, como Silvio, Pablo Milanés, León Gieco, Gatti, Sui Generis y Aute. Me gusta cantarlos a voz en cuello.

Comenta