Desnudos en el escenario, dólares al público y lucha libre: la decadencia de Insane Clown Posse en Woodstock

Insane Clown Posse

Aquel desenfreno que se vivió en la presentación de Limp Bizkit en Nueva York en 1999, tuvo un precedente un día antes con el dúo rapero de Detroit, que salpicó a los asistentes, de principio a fin, con litros y litros de bebida.



Al ver el afiche de Woodstock 99 asoman muchos grandes números. Metallica, Rage Against the Machine, Red Hot Chili Peppers, Jamiroquai, Megadeth, The Offspring e incluso Limp Bizkit, que en ese año lanzó su segundo disco Significant Other y gozó de gran popularidad. Sin embargo, había otro nombre del cartel que también dejaría su huella en el festival: Insane Clown Posse.

También conocidos como ICP, el dúo de raperos conformado por Violent J y Shaggy 2 Dope generaba un quiebre por todos lados: pasaron del mundo under a las masas, se diferenciaban del resto por sus rostros terroríficamente pintados, practicaban lucha libre en el escenario y cada show contemplaba un baño de Faygo, una bebida popular en aquella época.

Eso sí, en Woodstock 99 llevaron todo más allá. Pero antes de seguir...

El circo de los excluidos

La historia se remonta a la década del '80 en Detroit, Estados Unidos. Ahí dos compañeros de escuela, Joseph Bruce y Joseph Utsler, formaron un fuerte lazo. Ambos tenían vidas distintas a las del resto de sus compañeros: uno sufrió de acoso de su padrastro y el otro no tuvo figura paternal. Además de ello, eran pobres, más que los otros chicos de la escuela, por lo que recibían burlas constantes.

Dentro de ello, ambos comenzaron a generar una manera distinta de ver la vida, esto desde el concepto de "exclusión". Así fue como unieron fuerzas y empezaron a proyectar su futuro, el cual estuvo ligado a las pandillas, luchas libres y a la música. En esta última área formaron Insane Clown Posse, un dúo de rap influido por N.W.A. y The Ghetto Boys que hizo su debut en 1992 con Carnival of Carnage y en paralelo fundaron el sello Psychopathic Records. Bruce llevó como apodo Violent J, mientras el nick de Utsler fue Shaggy 2 Dope. En sus alter ego musicales, ambos llevaban sus rostros pintados.

https://www.youtube.com/watch?v=zjO-lVaBG38

Tras la salida de Ringmaster, su segundo álbum lanzado en 1994, ICP comenzó a ganar popularidad y sus shows aumentaron en su preparación. La marca de ello fue la bebida Faygo, la cual usaban en sus performances para bañarse en ella y hacer lo mismo con el público.

Aquel arrastre que tuvieron en los '90 les sirvió para tener una comunidad de seguidores, la cual adoptó el nombre de "Juggalo" como símil de "fan". Eso sí, en estricto rigor no son lo mismo, pues la concepción que existe en el mundo de ICP es que son una especie de familia, una sintonía de personas desadaptadas que han "roto los vínculos con el orden social y el mundo civilizado".

https://www.youtube.com/watch?v=kmFV6Mdf9_c

Los minutos previos al gran show

Ya finalizando la década del '90, a los muchachos de ICP les llegó un mensaje de un miembro de su equipo. "Nos han ofrecido 100 mil dólares para presentarnos en Woodstock", contó a Bruce y Utsler. Ambos aceptaron de inmediato.

El gesto del dúo fue tomado por algunos de sus seguidores y parte del movimiento under como venderse-al-sistema. Sin embargo, los raperos-payasos se quejaban de cuánto los pasaron por alto durante años y esta era la instancia ideal para romper eso. "Este fue el primer show en el que nos reconocieron como parte de la cultura musical de Estados Unidos", aseguraron. De hecho, le pidieron a Twiztid que se les uniera, pero estos se negaron.

"Woodstock nunca se acercó a nosotros y nos pidió que cambiáramos siquiera un maldito detalle sobre nosotros o nuestro show. Ellos querían a ICP tal cual es y nada más. Si eso no es genial, no sé qué es", afirmó Violent J en la autobiografía ICP: Behind the Paint (2003), justificando su presencia.

Así, llegó el viernes 23 de julio, día fijado para su show. Mientras la jornada tenía a James Brown, Jamiroquai, The Offspring y Korn en el Escenario Este, Insane Clown Posse haría aparición en el Escenario Oeste a las 20:00 horas.

Sin embargo, antes de la presentación ya buscaban problemas. Violent J, montado en un scooter, tocó el trasero de Sheryl Crow, situación que relató, en más de una plana, en ICP: Behind the Paint. Además de ello, el mismo rapero le ofreció dos mil dólares a dos integrantes de su equipo para que pasearan desnudos durante el show.

El último paso fue el detrás-de-escena por la señal oficial del festival. Ahí, en un juego de palabras irónico, se presentaron como "N-Sync Clown Pussy", ya que "ahora eran parte del mainstream".

https://www.youtube.com/watch?v=VdQAzGLrRTM

Los insanos que no son solo pose

Tras decir expresamente que esto lo hacían por el dinero, Insane Clown Pussy partió rumbo al Escenario Oeste. Ahí, mientras un grupo de payasos agitaba banderas con simbología relacionada al dúo y sonaba una base instrumental, Bruce y Utsler esperaban detrás del telón hacer su irrupción. Tras unos minutos, cada uno entró sin tanta parafernalia, pero con mucha energía. Shaggy 2 Dope, en una imagen que recuerda a la banda brasileña Mamonas Assassinas, apareció disfrazado de Superman. En contraparte, Violent J fue más escueto y solo usó una chaqueta de mezclilla con pantalones cortos.

"Assassins" fue la escogida para comenzar el show, el que tuvo a los dos integrantes del staff corriendo desnudos y que contó con más de 20 botellas de Faygo lanzadas al público. Pese a que había Juggalos en la masa, la gran mayoría de los asistentes estaban ahí por curiosidad. Algunos incluso a realizaron el clásico mosh en medio del rap.

https://www.youtube.com/watch?v=bMBj2hadpJs

Con "Hokus Pokus" vino todo de golpe, sin censura por la transmisión televisiva -ni tampoco por los registros actuales de YouTube-. Los integrantes del staff volvieron a salir desnudos; dos chicas subieron al escenario, haciendo topless y una de ellas siendo tocada por Violent J; y otra siendo tomada como si fuera parte de un combate de lucha libre.

En doce minutos de show, los raperos de ICP superaron largamente en desenfreno a los asistentes, que en su mayoría miraban atónitos la escena, salpicados por el baño de Faygo.

Sin embargo faltaban elementos a la particular performance. Un número de lucha libre con actores vestidos de policía ganó los vítores de la audiencia, que gritaba cada acto de Insane Clown Posse sin conocer del todo sus canciones.

Además de ello, lanzaron pelotas, con billetes de 100 dólares pegados, al público. Pese al poco movimiento que los asistentes tenían, en este acto todo se volvió más caótico aún, con golpes y gritos por el dinero.

Con el maquillaje corrido por el sudor y los baños de bebida, el dúo se compenetró con el público al cantar "EveryBody Rize", momento en que todos levantaban sus manos.

https://www.youtube.com/watch?v=-4ohQNPbO8I

Tras 50 minutos de show, los muchachos de Insane Clown Posse, incluyendo el grupo de payasos que los acompañó en escena, lanzaron toda la bebida posible al público, el que en ningún momento reprobó lo sucedido. De hecho, las iniciales I-C-P fueron coreadas en todo el show.

"Les dimos lo mejor que pudimos", repasa Violent J en la autobiografía de Insane Clown Posse.

https://www.youtube.com/watch?v=otAcXJfv9Y8

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.