A un año del último show masivo, Chile se alista para un 2021 sin grandes conciertos ni festivales

El Nacional repleto, una imagen que hoy parece absolutamente lejana. Foto: JORGE SANCHEZ

En marzo de 2020, The Offspring pasó por el Movistar Arena y a partir de ahí, debido a la pandemia, no hubo más conciertos masivos en el país. Una situación crítica que podría repetirse con los grandes espectáculos anunciados para 2021, debido a la aún incierta situación sanitaria y a la cautela con que los artistas están planeando sus giras, postergando todos sus planes para 2022.



Sábado 14 de marzo de 2020: ese día fue la última vez que se hizo un concierto de características masivas en Chile.

Hace ya casi un año, el grupo norteamericano The Offspring desembarcaba en un Movistar Arena atiborrado y con cierta tensión ambiente que parecía olfatear los meses de oscurantismo extendidos hasta hoy, en ese entonces con la pandemia del Covid-19 golpeando nuestras puertas y a punto de transformar todo en cosa de horas.

De hecho, la cartelera chilena no volvió a recibir un espectáculo de magnitud similar en todo 2020. Una situación crítica que ha golpeado a una industria completa y que podría volver a repetirse este 2021: según las proyecciones de algunos de los principales actores del rubro, resulta “muy difícil” que un evento multitudinario pueda organizarse en el país durante lo que resta de temporada. De hecho, varios promotores ya lo han descartado dentro de su agenda inmediata, trasladando sus fichas a 2022.

¿Razones? Pese a que los avances en el proceso de vacunación arrojan señales de recatado optimismo, la situación global aún es incierta y hace difícil generar grandes proyecciones. Como la visita de artistas es una suerte de rompecabezas donde encajan distintos mercados -el país desde donde vienen los músicos, las paradas antes de llegar a Chile, las ciudades en las que tocan después-, la coyuntura planetaria seguirá impidiendo durante 2021 que los grupos y solistas puedan moverse con normalidad y configurar con libertad sus giras.

En Chile el caso más emblemático es Lollapalooza. La edición 2020 de la cita del Parque O’Higgins estaba anunciada para marzo de 2020 pero, ante la irrupción de la pandemia, se postergó para noviembre del mismo año. Sin embargo, el Covid-19 volvió a arruinar la fiesta y todo quedó para el 26, 27 y 28 de noviembre de este 2021.

Pero, ¿se podrá hacer en esas fechas? Desde la organización aseguran que se sigue trabajando con los plazos ya conocidos. Sin embargo, ayer uno de los periodistas de espectáculos más reconocidos de Brasil, José Norberto Flesch, informó en su plataformas digitales que la edición santiaguina de Lollapalooza -junto a sus réplicas en Buenos Aires y Sao Paulo- se trasladarán de forma definitiva para marzo-abril de 2022.

Según distintas fuentes consultadas por La Tercera, el escenario es complejo para la realización de Lollapalooza Chile 2021 -al igual que para casi todos los eventos del planeta-, debido a que aún son pocos los artistas dispuestos a cerrar tours, agendas de conciertos o largos viajes a otros destinos.

De hecho, nombres tan diversos como The Weeknd o Queen + Adam Lambert sólo han anunciado fechas para el próximo año.

De no realizarse, la versión nacional de Lollapalooza contará dos años sin llevarse a cabo.

Metallica es otro caso que hoy está en una suerte de limbo. El grupo tenía cerrado un concierto para el 15 de abril de 2020 en el Estadio Nacional, su debut estelar en el coliseo ñuñoíno. Nuevamente el coronavirus trastocó todo y fue movido para el 8 de diciembre. Pero la enfermedad siguió su avance y hoy el show posee el estatus de “fecha por definir”.

Según algunos consultados, es casi un hecho que el recital no podrá hacerse durante 2021 en Santiago.

Metallica tiene visita para diciembre. Foto: La Tercera/Archivo

Tal como en Lollapalooza, el acertijo geográfico que enfrenta es duro e impredecible: en la última parte del año, Chile puede presentar un fuerte avance en sus niveles de población vacunada. Pero si no sucede lo mismo con los países vecinos que también reciben estos eventos -básicamente Brasil y Argentina-, difícilmente los músicos vendrán sólo a una fecha en Chile. Casi imposible.

Por lo mismo, el caso que se sigue más de cerca es el de Brasil, donde se detectó una variante más contagiosa del virus y donde los niveles de contagio han subido de forma alarmante.

Otros eventos que también tienen fecha para este 2021 - Kiss, el 14 de octubre en el Movistar Arena, y Creamfields, el 6 y 7 de noviembre en el Club Hípico- también están bajo análisis y podrían verse afectados ante una situación sanitaria que presenta mejorías muy leves, pero aún insuficientes para pensar en el retorno de la música en vivo tal como la conocíamos.

Al menos en la industria local, todas esas proyecciones ya están mirando a 2022 como la alternativa más sensata y factible.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.