Asombro y nostalgia: la declaración de principios de los nuevos-viejos Cazafantasmas

bill-murray-ghostbusters

La nueva cinta ha revivido la nostalgia por una de las comedias más legendarias de los 80: reunió a su elenco original, trajo de vuelta su ADN y tiene al hijo del director original como su mentor. A los antiguos actores les costó convencerse de volver a calzarse el reconocido traje, pero un par de encuentros y conversaciones terminaron por convencerlos.



Los Cazafantasmas han vuelto. Ya está en salas chilenas la cuarta entrega de la cinta, titulada Ghostbusters: El legado y que funciona como secuela directa de la primera parte, de la más emblemática de todas, el exitosísimo debut de 1984, la comedia más vista de esa década y entre los largometrajes más recordados de los últimos 40 años.

Por lo demás, este reciente filme reúne a su elenco original, en otro guiño nostálgico más que efectivo: Bill Murray, Dan Aykroyd y Ernie Hudson, faltando naturalmente el fallecido Harold Ramis. ¿Qué han dicho ellos sobre calzarse nuevamente el traje de cazadores de monstruos urbanos?

“(El director) Jason Reitman escribió un gran guión, tan lleno de corazón, que se remonta a las dos primeras películas y a su perfecto ADN”, comentó Aykroyd en el programa The Tonight Show Starring Jimmy Fallon, en alusión al realizador, hijo de Ivan, responsable de la versión original.

“Simplemente lo leímos y lo pensamos: ‘este es el momento adecuado para revivir esto. No le dimos muchas más vueltas”, soltó después.

Jason Reitman. REUTERS/Mike Segar

En el mismo espacio, Murray acotó lo lógico: Reitman tenía una conexión especial con el filme debido a su padre. “Él tenía su propia opinión, porque creció como un hijo de los Cazafantasmas, en cierto modo. Tenía algo que pensó que funcionaría como una buena historia y todos estuvimos de acuerdo en que lo entendió. Aunque cuando era niño en el set, fue un dolor de cabeza para nosotros (bromeó)”.

Jason Reitmen ha dicho de vuelta que sólo imaginaba emoción y asombro cuando le decían que los Cazafantasmas originales se volverian a vestir de la misma forma que en los 80 y ahora bajo su tutela.

Así lo graficó en octubre: “No creo que estuviera preparado para lo que sentiría cuando los chicos originales caminaran en el set con sus trajes de vuelta. Es como ver superhéroes. Y se siente muy especial. También es muy intimidante. Y es un recordatorio inmediato de lo que fuimos tan presuntuosos de intentar, que es hacer otra película más, un capítulo más de esta historia tan amplia. Una cosa es dirigir a todos los personajes nuevos, porque en ese punto, casi puedes decir que estás haciendo fan fiction. Cuando Bill (Murray), Ernie (Hudson) y Dan (Aykroyd) caminan vestidos con trajes, se vuelve muy real, muy rápidamente. Esta es una película de los Cazafantasmas”.

“Cuando empezaron a aparecer algunas personas del mundo de la película del 84, me sorprendió. Ya eran todos mayores, pero estaban ahí. Verlos entrar en el set con su personaje fue realmente emocionante. Y escuchar a Venkman hablar como Venkman, de una manera que no hemos escuchado en tanto tiempo, es una de las alegrías de la película”, remató después.

Por esos días, Murray fue aún más elocuente: “Todos los que la han visto, lloran o se emocionan mucho con la película. Es como volver a la niñez”, sentenció según declaraciones reproducidas por IndieWire.

Dan Aykroyd y Bill Murray. REUTERS/Mike Segar

Además, en abril en el Festival de Cine de Santa Bárbara, dijo que fue “engañado” en hacer la segunda versión de la cinta, de menor repercusión y estrenada en 1989: a él y sus compañeros les propusieron otra idea, la que finalmente nunca se materializó.

“Estaba reacio a hacer un nuevo filme”, reveló. Después detalló: “Pensé que la única razón por la que alguien querría repetir esta experiencia era para ganar dinero. Y probablemente fui el más reacio. Alguien me superó en astucia de todos modos. No sé si Ivan lo organizó, pero nos volvieron a reunir a todos en una habitación, y realmente, no habíamos estado juntos en una habitación desde que salió la película y fue muy, muy divertido estar juntos. Fuimos realmente divertidos juntos. Esos son chicos y chicas realmente maravillosos y divertidos. Sigourney Weaver y Annie Potts son mujeres realmente espectaculares y divertidas. Nos reunieron a todos y lanzaron una idea para la historia que fue realmente genial. Pensé, ‘Dios mío, podríamos hacer que eso funcione’ “.

¿Y qué ha dicho la crítica al respecto?

“Ningún aspecto está a salvo de la sobrecarga de nostalgia, desde que Ghostbusters: El legado trae de vuelta a los Cazafantasmas sobrevivientes (Murray, Dan Aykroyd y Ernie Hudson) de una manera decepcionantemente predecible, hasta que resucita la banda sonora de la película original”, expresó USA Today, asegurando que la nueva cinta apela a la fórmula pero “no aprovecha las cualidades ingeniosas, subversivas y refrescantes que en primer lugar nos hicieron querer llamar a los Cazafantasmas”.

“Es difícil escapar de la sensación general de, bueno, un cadáver exhumado”, disparó por su parte Entertainment Weekly. “Entre Stranger things y la próxima secuela de Top Gun, la nostalgia por la cultura pop de los 80 parece estar en su punto más alto, pero Ghostbusters: El legado intenta no apoyarse demasiado solo en ese sentimiento. Está diseñada para funcionar para aquellos que nunca han visto ninguna de las encarnaciones anteriores de la franquicia”, señaló Variety en una de las críticas más entusiastas hacia el filme. “No es necesario haber crecido con esas películas para apreciar cómo se eleva a los adolescentes rechazados al estatus de héroes”, añadió.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.


La agricultura vertical, permite asilar el frío, utilizar 70%-90% menos de agua y 95% menos de fertilizantes.