Chilean Wey: la historia del festival que celebra la legendaria hermandad musical de Chile y México

El próximo 4 de junio en Ciudad de México se desarrollará la primera edición de Chilean Wey, festival que reúne y homenajea al vínculo musical chileno- mexicano, con artistas como Los Tres, Ely Guerra, Ana Tijoux, De Saloon, entre otros. En charla con Culto, sus directores detallan cómo se levantó, los criterios tras el cartel y adelantan su segunda edición para el verano 2023 en el país.



Fue en principio una manera de sobrevivir a la pandemia, pero acabó por transformarse en una idea que superó cualquier expectativa. El primer Festival Chilean Wey, a celebrarse el próximo 4 de junio en el Pepsi Center de la Ciudad de México, celebrará el fuerte vínculo musical entre chile y el país azteca, con un cartel que incluye nombres destacados de lado y lado; de Los Tres a Ely Guerra, a nombres de trayectoria más reciente como Frank’s White Canvas.

El evento nació por una iniciativa de sus directores, Álvaro Guerrero y Claudia Pereira. “Chilean Wey nació en pandemia, como una necesidad de reactivar la industria en un momento en que no estaba pasando nada en Chile -cuenta Pereira a Culto-. Entonces vimos que en México poco a poco se estaba abriendo, y Álvaro dice ‘¿y si llevamos artistas a México? paralelamente empieza a salir la historia chileno-mexicana, y nos damos cuenta que hay un vínculo muy fuerte, entonces podíamos hacer algo con eso”.

Los-Tres

Según Guerrero, quien por su trabajo con bandas como De Saloon conoce el mercado azteca, la idea era además celebrar la historia de intercambios musicales y culturales entre ambas naciones. Una trayectoria que va desde las zamacuecas sonando en Acapulco, acompañadas por el zapateo de los marineros, a la llegada de Gabriela Mistral a México como invitada del gobierno; a la popularidad de las rancheras de Jorge Negrete acá y la voz de Lucho Gatica allá; la internacionalización de Los Tres y la recepción local a Café Tacuva; a la extensa de carrera de La Ley y su colaboración con Ely Guerra en su MTV Unplugged.

“En pandemia la industria musical lo tuvo que repensar todo. Fue un buen momento para ver lo que habíamos hecho y le dimos más peso a esta fuerte conexión musical entre Chile y México -explica Guerrero-. Para nosotros empieza en 1922 con la llegada de Gabriela Mistral a Ciudad de México, encargada por una misión del gobierno mexicano, desde ahí en adelante hay más vínculos; en 1946 vino Jorge Negrete a Chile, el charro cantor que llena la Estación Mapocho. Desde ahí que la ranchera se empieza a transformar en algo super potente, sobre todo en los sectores rurales del sur y hoy ya es parte de nuestro cancionero. En los 50′ emigra Lucho Gatica a México, en los 80′ y 90′ todo el desembarco de cantantes mexicanos en Chile, hay una construcción que no para. Entonces en la necesidad de celebrarlo construimos Chilean Wey”.

Para ello se valieron de un equipo binacional y el apoyo de aliados importantes, como el afamado comunicador local Miguel Solís, además de otros nexos con la industria. “Empezó con Miguel Solis, el creador de contenidos de Chilean Wey, que conoce muy bien la historia musical chilena. También se suma el sello Intolerancia, que ha sido la puerta de entrada para muchos artistas chilenos en México; lo fue para Mon Laferte, para Gepe, etc. También el equipo de comunicaciones del Vive Latino”.

Asimismo, como difusión del evento, en sus redes sociales se publica un podcast a cargo de comunicadores de ambos países; el mencionado Miguel Solís, por el lado mexcano; la directora de Radio Los 40, Martina Orrego, por el lado chileno. “El podcast tiene un sentido -detalla Guerreo-. Más que la promoción, es contar esas historias entre los músicos de Chile y México para la gente que no tiene acceso a la información”.

Allí el evento comenzó a tomar forma. Como es un evento binacional, todo el equipo técnico será chileno y mexicano, quienes viajarán en la comitiva de 70 personas que incluye artistas, asistentes y gente de la producción que viajará al DF el próximo 1 de junio, tres días antes del Festival.

Cartel pareado

El evento tiene un cartel que integra por igual nombres chilenos y mexicanos, quienes tocarán en dos escenarios planeados para la ocasión. Entre los primeros figuran nombres como Los Tres, Ana Tijoux, Gondwana, Ases Falsos y De Saloon mientras que del lado azteca se cuentan a nombres de diversos estilos y trayectorias, como Ely Guerra, Los Daniels, Manuel Suárez, San Pascualito Rey, y varios otros.

Claudia Pereira explica cómo se construyó ese cartel: “Nos situamos en una linea de tiempo, que para nosotros comienza en 1922, pero también nos pareció bonito celebrar con los artistas del pop y el rock que abrieron el corredor para los que vinieron después, y para celebrarlos a ellos. Entonces apostamos por ahí; los primeros fueron Los Tres. Después se encontró a Ely Guerra, que nos pareció coherente, porque tuvo una colaboración con La Ley”.

La cantautora mexicana Ely Guerra

“También nos pareció importante que hubieran paralelismos -agrega-. Si estaba De Saloon, buscamos una banda que se hubiera creado al mismo tiempo, ahí entraron Los Daniels, además ¿como no va a estar Ana Tijoux o Gondwana? nos fijamos en artistas que tienen historias y han abierto rumbos para los que vinieron después”.

Asimismo, el Festival se piensa como una vitrina de proyección para los talentos que están en proceso de internacionalización; así llegó Frank’s White Canvas, en paralelo con la cantautora mexicana Elis Paprika.

Una ausencia notoria es la del nombre chileno más estelar en México en estos días; Mon Laferte. “Siempre ha estado y sigue estando considerada, lo que pasa es que este proceso la Mon estaba siendo mamá hace poco, así que había unos pies forzados -explica Álvaro Guerrero-. Hay una lista de pendientes, podría haber estado el Beto [Cuevas] o Los Bunkers, por eso es que no es un festival de una sola versión”.

Sin embargo, acota: “Para la versión chilena, sería para nosotros un honor y vamos a trabajar, porque ella tiene una onda muy especial con la escena, pero en el último semestre ha estado en un tema”. Así es, tras el estreno en México, el Chilean Wey tendrá una segunda versión esta, vez en tierra chilena en enero de 2022. El lugar elegido para el evento se revelará “a su tiempo”, dicen los organizadores.

Con empanadas y mote con huesillos

Además de las presentaciones de los músicos del cartel, el Festival incluirá la participación de grupos folclóricos e incluso se servirá comida típica chilena. “La idea es invitar a los mexicanos a vivir Chile por un día -explica Claudia Pereira-. Estamos trabajando con El rincón de Chile que es el restorán típico de allá, que está haciendo un menú Chilean Wey, va a haber empanadas, mote con huesillos y pisco sour; tenemos grupos folclóricos, intervenciones durante el día, buscamos que pasen cosas chilenas. Álvaro Henríquez dijo que ya estaba preparando las cuecas”.

“En esta primer edición el homenaje es a la cultura popular chilena y que el público pueda ser protagonista y celebrar ese intercambio”, cierra Pereira.

Sigue leyendo en Culto

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.