Maite Alberdi llega a Sundance con su conmovedor retrato de Paulina Urrutia y Augusto Góngora

Foto: Courtesy of Sundance Institute

La directora nacional vuelve al festival estadounidense en el que hace tres años se inició el exitoso recorrido de El Agente Topo. Este sábado presentará La Memoria Infinita, su documental centrado en el matrimonio entre la actriz y el comunicador afectado por el Alzheimer. Un día después será el turno de Sebastián Silva, quien se reencuentra con Catalina Saavedra en la comedia negra Rotting in the Sun.



Partir por Estados Unidos en vez de por Europa suele ser leído como una declaración estratégica en el mundo del cine. Hace tres años, cuando tenía todo listo para mostrar El agente topo (2020), Maite Alberdi se decantó por Norteamérica. Un desvío en su carrera, considerando que sus tres largometrajes previos habían tenido su estreno mundial en IDFA, el Festival Internacional de Cine Documental de Ámsterdam, conocido como la cumbre de los filmes de no ficción.

Que la película centrada en un octogenario agente al interior de un asilo se exhibiera por primera vez en el Festival de Sundance permitió que conectara con la industria estadounidense y el nombre de la directora ganara reconocimiento en un territorio que hasta ese momento no había priorizado. El resto es historia conocida: alcanzó candidaturas a importantes premiaciones del circuito y en 2021 se convirtió en el primer filme chileno en lograr una nominación a Mejor documental en los Oscar.

Paulina Urrutia y Augusto Góngora

Con su siguiente trabajo la apuesta es seguir esa ruta. Titulado La memoria infinita, su quinto largometraje se mostrará en la edición 2023 de Sundance, que comienza hoy y se extenderá hasta el 29 de este mes. La primera función de la película en Utah será este sábado y es apuntado como uno de los títulos más destacados de la programación, según consignan medios como IndieWire y The Film Stage.

Trazando un paralelo con El salvavidas (2011) o La once (2014), la cineasta cuenta una historia local pero con la capacidad de resonar globalmente. Tal como en Yo no soy de aquí (2016), el corto que codirigió en 2016, su protagonista padece Alzheimer. Y al igual que en la historia de Andrés y Anita de Los niños (2016), en el corazón está el retrato de una pareja enamorada. Pero también es una obra diferente.

“Yo te diría que quizás es experimental para mí, en términos de que me estoy atreviendo a usar recursos que no había utilizado antes. O yo estoy con la libertad de jugar con nuevos elementos que necesitaran de ese personaje para ser narrados”, señaló Alberdi a Culto a comienzos de 2022.

Y no es lo único: esta es la primera vez en que sitúa al centro a dos personajes con notoriedad pública, en este caso el comunicador Augusto Góngora y la actriz Paulina Urrutia. Ambos llevan juntos desde hace 25 años y su dinámica como pareja ha cambiado desde que a él le diagnosticaron Alzheimer. Desde entonces ella se ha convertido en su cuidadora y en su principal pilar para conservar su identidad.

Foto: Courtesy of Sundance Institute

La directora reconstruye ese vínculo con registros propios, pero también con material capturado por Urrutia en la intimidad de su casa y con grabaciones de archivo de Góngora. Eso origina una cinta que “ahonda con gracia en la melancolía” del recuerdo y la resistencia, y que “consolida con elegancia el lugar de Alberdi como una de las documentalistas más reflexivas de la actualidad”, según resalta la organización de Sundance.

El debut en Estados Unidos de La memoria infinita iniciará la ruta de certámenes internacionales que continuará a lo largo del año. Lo siguiente será su participación en la sección Panorama del Festival de Berlín, que se desarrollará entre el 16 y el 26 de febrero. Luego, en una fecha a definir, aterrizará en salas nacionales.

Silva reaparece con un “filme salvaje”

Sebastián Silva es un viejo conocido de Sundance. Allí estrenó con éxito en 2009 su segundo largometraje, La nana, y ha vuelto una y otra vez con sus siguientes trabajos, filmados en Chile y en el extranjero. En esta ocasión presenta una comedia que en la previa ha sido definida como “salvaje”. Su título es elocuente: Rotting in the sun, que podría traducirse como Pudriéndose bajo el sol.

En ella sigue a un artista frustrado de nombre Sebastián Silva que termina conociendo a un influencer (Jordan Firstman) en una playa gay nudista. De ese encuentro nace una posibilidad de colaborar juntos en un proyecto de serie, pero posteriormente la situación se enrarece cuando Sebastián se esfuma de su departamento en Ciudad de México y las sospechas se dirigen hacia su ama de llaves, Vero (Catalina Saavedra).

Foto: Courtesy of Sundance Institute

La cinta marca no sólo su reencuentro con la protagonista de La nana, sino que con el guionista Pedro Peirano, con quien se ha aliado constantemente desde La vida me mata (2007).

En la previa a su estreno, programado para este domingo, se anunció que la productora del actor británico Robert Pattinson se unió al largometraje. La compañía lleva por nombre Icki Eneo Arlo y acaba de ser fundada por el intérprete de títulos como Crepúsculo y Tenet. Una incorporación que de seguro ayudará a darle visibilidad a la obra más reciente de uno de los cineastas chilenos más inquietos de los 2000.

Sigue leyendo en Culto

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.


Un estudio de la U. de Hong Kong mostró cuál es la posibilidad de morir para aquellos que tuvieron Covid respecto a quienes no tuvieron la enfermedad. El estudio, fue realizado a más de 150 mil personas en Gran Bretaña, utilizando registros médicos y de defunciones de ese país.